Punta Huete, localizado a unos 50 kilómetros al noreste de Managua, es una infraestructura inconclusa que en los años 80 se pretendía fuera un aeropuerto militar para el aterrizaje de aviones de combate. Una pista aérea que el Gobierno sandinista  para traer un escuadrón de aviones cazabombarderos soviéticos Mig-21, permanece abandonada, sin uso ni beneficio, a pesar de ser por mucho superior a la pista del actual Aeropuerto Internacional de Managua.

La pista fue construida en Punta Huete, San Francisco Libre, cerca del lago de Managua, y mide 3,000 metros de largo, 45 de ancho, con un grosor de 40 centímetros de concreto reforzado (cemento y acero) sobre varias capas de material selecto.
 


Convertir el antiguo Proyecto del Aeropuerto Punta Huete en un Aeropuerto Internacional de Servicio y Carga
El Aeropuerto Internacional Rubén Darío o Augusto César Sandino no posee ni terrenos ni infraestructura necesaria.

Analizan impacto de zonas francas en generación empleos
Se ha visto la necesidad de transformar las zonas francas en algo mas estable, desde el punto de vista del trabajo, para que no sean maquilas que en un momento determinado están y en otras se van
EFE - 14:42 - 23/11/2007

El impacto de las empresas de zonas francas en la generación de empleos, su mayor permanencia en los países y avance social y la defensa del medio ambiente, son algunos de los temas que se abordan en la XI Conferencia Latinoamericana de Zonas Francas en Managua. Al menos cien representantes de empresas de América Latina y Europa participan en esta Conferencia que comenzó el jueves y concluye un hotel de esta capital. El delegado presidencial para la promoción de inversiones de Nicaragua, general en retiro Alvaro Baltodano, dijo a que la participación en la conferencia ha sido amplia y las conferencias de mucho nivel.

El general Baltodano manifestó que en el foro se ha analizado el impacto que tienen las zonas francas en la generación de empleos y lo que le dejan a las economías de cada país.

Anclar a las zonas francas

También se ha visto la necesidad de transformar las zonas francas en algo mas estable, desde el punto de vista del trabajo, para que no sean maquilas que en un momento determinado están y en otras se van. "Hay que buscar como anclarlas más en el tiempo y en su permanencia en cada país", dijo el representante del gobierno de Managua. Añadió que igualmente se ha expuesto el asunto del desarrollo de la logística y en este sentido Nicaragua tiene mucha capacidad y potencial para eso.

Informó de que se proyecta convertir Punta Huete, en Nicaragua, en un aeropuerto que sirva como una gran área logística de embargue y desembarque de mercaderías, para moverlas a diferentes partes del mundo. En este aeropuerto podrán aterrizar aviones para el embarque de la mercadería que saldrá a otros países, lo que permitiría que las empresas que ya están en el país permanezcan por mas tiempo, indicó Baltodano.

Enfatizó que las conferencias en el foro han planteado cómo mejorar los regímenes aduaneros y adecuarlos para que faciliten al empresario las inversiones y el movimiento de las mercaderías, pero que al mismo tiempo cumplan con las leyes de cada país.

Fuerte sector logístico

"También hay que desarrollar los puertos en el Océano Pacífico y en el Atlántico para convertirnos en un fuerte sector logístico para lo que son zonas francas", anotó el funcionario.

Subrayó que se ha insistido mucho en que los regímenes de zonas francas tienen que avanzar en lo social para atender a los trabajadores y defender el medio ambiente.

"Esto debe ser un valor agregado que deben dejar las empresas, para compensar las exoneraciones que tienen y una serie de facilidades de que gozan para implementar sus negocios", señaló el general sandinista.

"Yo creo que en este sentido ha privado en la conferencia un espíritu positivo, ya que son aspectos que no se pueden descuidar, y en el caso de Nicaragua avanzamos en esa líneas", agregó.

Reconoció que hay que mejorar la infraestructura de las carreteras, puertos, aeropuertos y el sistema energético y aseguró que sobre esto hay planes concretos del gobierno, para competir con los asiáticos en especial con China, atraer inversión, y que la mano de obra rápidamente se vuelva mas productiva.

Manifestó que las empresas de zonas francas garantizan actualmente en Nicaragua 90.000 empleos, 8.000 de ellos creados este año.

Dijo que se espera llegar a la creación de 9 mil empleos en el 2007, y para el 2008 las proyecciones son de 15 mil nuevos puestos de trabajo, tomando en cuenta lo que se ha construido este año y las empresas que se están instalando actualmente con pocos empleos.

Además indicó que este año se registran 200 millones de dólares en inversiones, mientras la producción para la exportación anda por los 1.150 millones de dólares, 350 millones de dólares mas que en el 2006.

 



Fabián Medina
magazine@laprensa.com.ni

La pista de aeropuerto de Managua tiene 600 metros menos, es de asfalto, un material inferior al concreto reforzado, y está cruzada por una falla sísmica que la puede dejar inutilizada en cualquier momento, reconoció Alfredo Chamorro, gerente general del aeropuerto.

Chamorro dijo que el “aeropuerto Panchito”, como se conoce popularmente a la pista de Punta Huete, está previsto a ser utilizado si un movimiento sísmico dejara inutilizada la pista de Managua, aunque reconoció que no se conoce a profundidad la construcción que aún permanece en manos del Ejército. “No sabemos lo que tenemos ahí. Lo único que sabemos es que hay una pista”, acepta.

Sin embargo, reconoció que hay disposición de los militares de entregar la pista para mejores usos y dijo que en estos días visitará el lugar para conocer personalmente lo que en algún momento fue una pieza del ajedrez internacional que sostenían la Unión Soviética y Estados Unidos.

En 1981, Nicaragua y la Unión Soviética firmaron un tratado de armas, que incluía la entrega de un escuadrón de Mig-21 en 1985, según relató el ex agente soviético Vasili Mitrokhin en el libro La KGB y la batalla por el Tercer Mundo. Desde 1980, Nicaragua mandó a preparar el personal que manejaría esos aviones y poco después comenzó la construcción, bajo la supervisión soviética, del aeropuerto en Punta Huete. Los aviones nunca llegaron al país porque la Unión Soviética temía que fuesen bombardeados por Estados Unidos en esos años que el agente Mitrokhin considera los de mayor tensión en la Guerra Fría.

“Ahí hay un montón de dinero enterrado. Lo peor que podría hacer Nicaragua es dejar perder esos millones, dice el ingeniero con especialidad en diseño de aeropuertos, Juan Carlos Rodríguez, a quien en 1989 el Ejército Sandinista le encargó un estudio de factibilidad para transformar el entonces aeródromo “Panchito” en un aeropuerto internacional. Rodríguez considera que la pista de Punta Huete cuesta, por lo menos, “unos 25 millones de dólares”.
 


Mario Guevara
 
nacionales@laprensa.com.ni
La Empresa Portuaria Nacional (EPN) anunció la construcción de dos muelles que facilitarán el transporte de pasajeros y carga en zonas costeras del Lago de Managua. Para la elaboración de este proyecto el Presidente Ejecutivo de la EPN, Virgilio Silva, realizó un recorrido por la zona para definir los puntos en los cuales se construirán las terminales. Según el proyecto, el primer Muelle, se construirá en el sector del Malecón y el segundo en el municipio de San Francisco Libre.  “Ambos muelles serán un complemento del aeropuerto ubicado en Punta Huete, que en un futuro se tiene previsto rehabilitar, de tal forma que estaremos supliendo las necesidades del pueblo de San Francisco Libre”, aseguró Silva.

Los muelles serán tipo espigón y la inversión se calcula en aproximadamente 300 mil dólares.

“Ahorita estamos haciendo los perfiles de proyectos y los estudios batimétricos para ver la factibilidad de ambos muelles”, dijo Silva.

Este recorrido, Silva lo efectuó en compañía de representantes de las embajadas de Dinamarca, Alemania, Venezuela, la Alcaldesa de San Francisco Libre, Lilliam Gómez y técnicos de la EPN.

 Anne Pérez Rivera
 nacionales@laprensa.com.ni
 La donación de un amplio terreno para la construcción de un muelle a orillas del lago de Managua podría quedar sin efecto, luego que el Concejo de la capital admitiera que cometió algunos “errores” al donar terrenos ejidales, que según las leyes nacionales y municipales no pueden ser donados, vendidos o enajenados.

La donación del área, ubicada en las cercanías del Lago Cocibolca, mayor a las trece mil varas cuadradas, va en contra de lo establecido en la Ley 40 de Municipios y hasta de lo establecido en el Plan de Arbitrio de Managua, argumentó la concejal liberal Lorena Valle, al justificar su oposición a la entrega del área ejidal a la Empresa Portuaria Nicaragüense.

De acuerdo con la ley nacional, en su artículo 44, “los terrenos ejidales (...) mantendrán su carácter comunal mientras no sean adscritos a fines de reforma agraria”. Mientras, el artículo 43 de la Ley 40 establece que “los bienes comunales son inalienables, inembargables e imprescriptibles y no están sujetos a tributo alguno”.

La enajenación o traspaso de los bienes ejidales también está prohibido en el Plan de Arbitrio de Managua, adelantó el jefe de la bancada liberal en el Concejo, Roger Mayorga.

“Lo que podemos hacer con ese terreno es entregarlo en arriendo a la Empresa Portuaria Nacional (EPN), por veinte años, para no entorpecer el proyecto que beneficiaría a la ciudad”, propuso Mayorga.

“UNA EQUIVOCACIÓN”

A pesar de las disertaciones sobre lo establecido en las leyes, el muelle ya está en construcción, porque a mediados de abril 15 concejales, 10 sandinistas y cinco liberales, aprobaron la donación del terreno municipal a la EPN.

No obstante, el alcalde sandinista de Managua, Dionisio Marenco, indicó que el caso será revisado por el equipo jurídico de la comuna.

“Pudimos habernos equivocado (con la donación de terrenos ejidales). La verdad es que nosotros no somos abogados y somos medio ignorantes en el tema jurídico, pero el tema va a pasar a revisión para evitarnos mayores problemas”, dijo.

La construcción del puerto lacustre, en las cercanías del Malecón de Managua, serviría de atracadero a las lanchas que surcan por el Lago Cocibolca y mejoraría la comunicación entre los capitalinos y la población de San Francisco Libre. Además, se supone que también atraerá más inversión turística.
 



Carlos Martínez Morán
nacional@laprensa.com.ni

El departamento de viabilidad del Ministerio de Transporte e Infraestructura (MTI) realiza un estudio de factibilidad sobre la pista aérea construida por el gobierno sandinista en el lugar conocido como Punta Huete, en San Francisco Libre, departamento de Managua.

La terminal aérea fue diseñada para el aterrizaje del escuadrón de aviones cazabombarderos Mig-21, de fabricación soviética, que serían utilizados en la guerra de los años ochenta en Nicaragua, pero que nunca llegaron al país por razones históricas.

Desde aquella década, el aeropuerto se encuentra en abandono, pero una fuente del MTI informó que el departamento de viabilidad de esta entidad realiza un estudio sobre las ventajas y las posibilidades de que sea usado como una terminal aérea para aviones de carga.

El propósito del proyecto es tener a la disposición un informe que contenga los elementos básicos para algún inversionista extranjero que muestre interés en la terminal aérea.

Se calcula que la pista de Punta Huete cuesta, por lo menos, unos 25 millones de dólares y es considerada como una terminal aérea de emergencia en el país.

La dirección de Relaciones Públicas del MTI prometió brindar más información mañana en relación al estudio sobre la terminal aérea de Punta Huete, conocida también como Aeropuerto Panchito.