Colecciones www.manfut.org    Laguna de Tiscapa    Parque Municipal de Tiscapa y Centro Nacional de Atletismo y Natación    Lagunas de Nicaragua
 
 Laguna de Tiscapa

Si usted esta interesado en el saneamiento del agua de La Laguna de Tiscapa
llame o e-mail inmediatamente a su representante en la Asamblea Nacional.  (Link).




ARTICULO TOMADO DE LA PRENSA FOTOS GRAFICAS DE ED MANFUT USANDO MAPAS GOOGLE.

Artículo de Anne Pérez Rivera

El Ministerio del Ambiente y los Recursos Naturales (Marena) presentará un proyecto para desviar las aguas de los cauces que contaminan la Laguna de Tiscapa, indicó el delegado de esa institución en Managua, Gilberto Páez.
“El mayor contaminante es que a la laguna le llega agua contaminada de dos cauces, por eso estamos trabajando en un proyecto que permita desviar estos cauces”, dijo Páez, quien indicó que en los próximos días se reunirán con la comuna capitalina para debatir el tema en concreto.


“Tenemos estudios que demuestran que la laguna tiene su alimentación subterránea propia, por lo que no se secará si se desvían los cauces”, defendió el funcionario gubernamental, quien ayer participó en la celebración municipal del Día del Medio Ambiente, en el Distrito Cinco de la capital.


A juicio de Páez, los capitalinos también deben poner su “granito de arena”.
“No tiren basura en los cauces, porque eso llega hasta la laguna (de Tiscapa)”, dijo.


La laguna cratérica en Managua recibe aguas servidas y basura a través del cauce que cruza el barrio Jorge Dimitrov y a través del cauce Jocote Dulce, que baja de las zonas altas de la capital.


Lo más grave es que, desde hace seis meses, Tiscapa no recibe ningún tratamiento para descontaminar sus aguas y tampoco hay un presupuesto aprobado para ese fin.


El director del área específica de medio ambiente municipal, Juan Ramón Campo, indicó que si en un mes la laguna no recibe el tratamiento, la contaminación será irreversible.
Además de eso, el plan de manejo de la laguna ya está desactualizado, porque fue elaborado en el 2003, advirtieron ambientalistas.











Tiscapa no se encuentra limpia  todavía y eso para mí es una gran tristeza de sentirme incapaz de hacer algo, por la situación de financiera de la municipalidad y una tremenda irresponsabilidad echar perder semejante belleza de Laguna.
La Alcaldía de Managua, está promoviendo actividades temporales con varias Instituciones ..entre ellas "camping field" para Boy Scouts, Entrenamientos de miembros de la Cruz Roja, Cuerpo de Bomberos, Policía, y Ejercito..pero no hay dinero para un estudio de impacto ambiental que garantize actividades más permanentes.. Entre mis sugerencias estan un Zoológico , un Arboreto Centroaméricano, una banda de Atletismo, una pista de caucho reciclado con todas las marcas de pistas de atletismo y natación. La pista de unos 10 metros de ancho alrededor de unos 2.07 Kms.  Un Centro de Atletismo... que por el hecho de ubicarse en sus laderas podrían dar una mayor seguridad a ésta área tan bella de Managua. Sea parte de un sueño en Tiscapa, eleve su voz y talvez puede influenciar en las decisiones de asambleistas y otras organizaciones ambientales.
La Laguna de Tiscapa está situada a 2 kilómetros de la costa del Lago Xolotlán; ocupa la parte Sureste de la ciudad capital, en cuyos bordes se encuentra edificado el Hospital Militar, la Casa Presidencial, obra del General Moncada

Su forma más o menos circular se puede considerar como similar a la mayoría de las lagunas existentes en la región del Pacífico de Nicaragua a excepción de la Laguna de Masaya; como todas ellas su origen es volcánico.

En cuanto a la constitución geológica de la Laguna de Tiscapa es de piroclasto estratificado; su formación es producto de una explosión volcánica que cortó la parte más alta del Volcán Tiscapa comúnmente llamado loma y la falla del mismo nombre que lo atraviesa, seguido de un hundimiento brusco, lo cual dio origen a la formación de la fosa de agua, lo que es hoy la laguna. El cráter ha sufrido repetidos movimientob de la falla cruzante, alcanzando desplazamientos verticales y horizontales de 15 a 50 metros respectivamente. Sus reactivaciones más recientes se han observado en 1931 y 1972.
La laguna se alimenta de las precipitaciones directas sobre ella durante la época lluviosa, más el agua pluvial proveniente del cauce interceptor Tiscapa y la alimentación del flujo subterráneo que fluye hacia ella.
Las pérdidas del nivel de sus aguas son debidas a la evaporación directa de la laguna, más el movimiento de agua que existe hacia el acuífero. La Laguna de Tiscapa según estudios hidrográficos es clasificada como un cuerpo cerrado hasta el año 1958. Sus aguas no son potables desde el punto de vista bacteriológico, las muestras son positivas con un alto contenido de organismo coliformes no aptas para consumo humano; y según estudios efectuados en los laboratorios centrales de IRENA y UNAN se llegó a la conclusión que las aguas de la Laguna de Tiscapa se encontraban dentro de los límites aceptables para uso potable, desde el punto de vista físico-químico, según normas internacionales para el agua potable (Organización Mundial de la Salud). Sin embargo se hace la aclaración que en relación a sus características bacteriológicas ya mencionadas, hace que las aguas sean clasificadas como tipo "B"En este estudio se comprobó que la forma del volumen de agua de la laguna se asemeja al de un cono truncado con una profundidad máxima de 40.6 metros, lo que significa que el lecho de la laguna está a 10.96 metros, sobre el nivel del mar, se observan farallones casi cortados a pico algunos en roca viva que le sirven de marco a sus contornos exteriores y probablemente a todas las paredes de su cónico interior.

En 1983, el Prof. Roberto Eckman, asociado con un grupo de alumnos del Instituto Central de Managua, efectuaron investigaciones las cuales refutaron la antigua opinión popular de que Tiscapa tiene la forma de un embudo, el Prof. Eckman afirmó que tiene la forma de un cono truncado invertido formando la superficie de su forma un "enlozado" en roca, perfecto y plano; así también unen sus profundidades descubriendo que en la ladera Norte de ésta se encuentran dibujos tallados por nuestros antepasados. También se practicó un análisis del agua conteniendo:

Carbonato de cal 53.6 Carbonato de magnesio 54.5 Carbonato sódico 192.2 Carbonato de sodio 29.5 Sulfato sódico 36.5 Silice2.- Estado actual de la Laguna

Actualmente esta hermosa laguna ubicada en el corazón de Managua está en completo abandono; después de haber sido aprovechada desde el punto de vista turístico construyéndose una serie de instalaciones físicas en la costa de la laguna en forma de un anfiteatro con escenario flotante, restaurantes, etc. Se cometió el error de utilizar la laguna como sitio final de la descarga del cauce interceptor Tiscapa, además delcorte en la pared del cráter del volcán y el desvío de las aguas del Ramal San Isidro de la Cruz Verde en 1958, y aproximadamente en 1982 se conectó el escurrimiento de los Ramales Jocote Dulce y los Duarte con 12 kilómetros 2 de cuenca agudizándose aún más el problema de la laguna; y terminándose de romper el equilibrio ecológico de dicho espacio.

Sin embargo si se consideran las propiedades del agua de la laguna es fácil darse cuenta que con el desvío han comprometido el uso de sus aguas para consumo humano e incluso para recreación, ya que debido a la gran cantidad y variedad de desechosmente se depositan en el fondo del cráter, es inminente el riesgo de obstrucción de la comunicación subterránea de la laguna haciéndola irrecuperable.

 Origen del nombre, historias, leyendas de Uticapa (Tiscapa)
Lleva el nombre de la loma de su nombre. Los aborígenes llamaron a ésta Uticapa en idioma Náhuatl de Techcath piedra de sacrificios; de atl, agua y de pan en; significa "En el agua de la piedra de los sacrificiosy en lengua Mexicana Atexcapa significa lugar del charco.

Señalaremos varias versiones de los cronistas acerca de las leyendas y misterios acerca de la Laguna de Tiscapa: La primera es que fue lugar para sacrificios humanos en tiempos antiquísimos de nuestros primitivos pobladores de la región de Managua.También que en Uticapa (Tiscapa) existe otra serpiente que cuando sale deja ver en la cabeza dos prolongados cuernos y en medio de éstos una cruz. Se asegura que la serpiente sale a flote sólo un día de la Semana Santa y quien desea conocerla debe mantenerse oculto en la montaña que circunda a la laguna pues de lo contrario se sumerge inmediatamente.

Otro fenómeno extraño es que para 1931 abundaban los peces muertos en la orilla de la laguna y se sentía un marcado olor a azufre; el hedor era tan insoportable que el gobierno ordenó investigar este sorprendente cambio, pero la lentitud administrativa y el terremoto de marzo del 31 impidieron los estudios en varias ocasiones desde esa fecha han aparecido remolinos o borbollones en medio de las aguas, específicamente en el mes de febrero en que la temperatura del agua es bastante elevada. Las lavanderas afirman que igualmente en años muy antiguos no concurrían a sus menesteres de limpieza de ropa durante el período de convulsión interna o que la lagun, se "enferma" periódicamente. Otro es que el agua de Uticapa presenta tres fenómenos, el primero es cuando la laguna enferma si alguien llega a bañarse con alta fiebre, ésta le baja inmediatamente la temperatura; el segundo que el baño después de haber sido tomado debilita bastante a la persona que se encuentra convaleciente y el tercero es que poco a poco va atrayendo hacia adentro al bañista que si éste no advierte el peligro de ser chupado, como se dice, perece en sus aguas.

Muchos afirman que esta es una laguna embrujada, casi todos los años perecen ahogadas une o dos personas como un tributo que cada unu paga a la laguna que retiene dos días el cadáver; mientras la serpiente con la punta de la cola se la introduce en la nariz del difunto y ésta le extrae toda la sangre. Según datos estadísticos las víctimas llegan a centenares.

Cerramos la historia de Tiscapa con la hermosa leyenda que se refiere a este bello ojo de agua, que ha visto desfilar la historia, que es testigo del progreso de Nicaragua y que constituye uno de los adornos más sugestivos de nuestra hermosa capital; aún quedando muchos misterios que descubrir.
 

La laguna robada por los brujos de Managua: La Laguna de Tiscapa.

Algunos años antes de la Conquista de América, regía una parte del territorio de Cuscatlán un Cacique que tenía una hija, -princesa a la vez. Por aquellos tiempos viajaban de Norte a Sur caravanas de tribus entre México y Centro América. Y un día, por los dominios del Cacique pasó un indio con trazas de mercader, pero de noble aspecto. Llevaba ricas telas y presentes y fue recibido cordialmente por el Cacique Cuscatleco. Venía según decía el viajero- de las posesiones de padre, en el Reino del Quiché.

Una sola vez se miraron el forastero y la hija del misma noche el galán la requirió de amores y comenzaron a charlar íntimamente:

-"Mi región- dijo él- está más allá de las montañas... Mi padre estará contento de que te lleve conmigo...

Ella, embelesada, le escuchaba atentamente. Había nacido entre ellos un amor a primera vista. El insistió en su propuesta:
-¿Qué me dices? ¿Quieres irte conmigo a las posesiones de mi padre...?
-"Sí, pero habrá de ser de noche... Sin que mi padre se dé cuenta. No daría su permiso...".

Siguió la pareja haciendo los planes de fuga. No cabía duda, había surgido un amor impetuoso capaz de vencer todos los obstáculos. Una vez más se escuchó la voz apasionada del indio, al decir:

-"Estoy dispuesto a todo... pero, no conozco más que un camino... Los hombres de tu padre nos encontrarían...".

De pronto ella se acordó de algo y:
-"Yo conozco otro... bordeando la laguna... Habrá deser hoy mismo... Tienes que esperarme aquí . apenas aparezca la luna yo vendré a este sitio... nadie debe saber nada 

-"Estaré esperando cada'momento y mis ojos estarán fijos en la distancia hasta que se disipen las-sombras de la noche... Te quiero Xincalt..."

Y la estrechó fuertemente contra su pecho. Ambos corazones latieron desenfrenadamente al influjo del amor, alentados por aquella pasión desbordante que lo inundaba todo... Ella con una voz, que más que voz parecía caricia, aproximándose muy cerca de los labios del joven indio, le dijo:

-"Te quiero Nahoa, te quiero... Ya pronto aparecerá la luna y la gran estrella de plata será testigo de nuestro amor, de nuestro amor... Sin embargo, tengo miedo..."

Como para alentarla, él musitó quedamente:

-"Nuestro amor es más poderoso que todos los poderes del mundo... A quién temés"...?
-"A mi padre", contestó ella.

Consciente de que lo que ella decía era una realidad, él quiso poner un poco de optimismo, cuando le dijo:"Su violencia puede ser momentánea, amada mía, después nuestra felicidad será su propia felicidad. Mi princesa, confía en lo mucho que te amo, lo demás no debe preocuparnos... Y ahora, hasta dentro de un momento, amada mía. Ve a prepararte. Yo estaré ansioso esperando tu regreso...."

Comenzó a pasar el tiempo, fueron minutos que a los amantes les parecieron siglos... Por fin la estrella de plata comenzó a ascender horadando el manto negro del firmamento... La luna empezaba a bañar con su brillante luz plateada el extenso valle y la pareja emprendió la marcha furtivamente, silenciosamente, con una sola idea, con una sola convicción: se amaban. Y amor significa poder, amor significa sacrificio, amor significa felicidad. Amor es la fuerza poderosa que mueve al mundo y le marca el destino de la humanidad... Atravesaban el sendero a orillas de la laguna y la princesa se detuvo un momento para contemplar la serena belleza de las aguas; su adorada laguna de los días de la infancia... y no pudo contener un sollozo.

-"Adiós mi Lagunita... si pudiera llevarte..."                te llevaría a el mejor doctor...

El le tomó suavemente con sus manos el rostro amado, lo levantó un poco y notó como dos lágrimas, que como perlas cristalinas se resbalaban por las mejillas:

-"Lloras... Lloras mi pequeña Xincalt...? -"Lloro "Xincalt, si tú quieres, podemos llevar la laguna...

La alegría iluminó su rostro y con voz que sonaba a felicidad, le dijo:

-"Si puedes hacerlo, hazlo, te lo ruego... No quisiera dejar mi laguna querida, quiero que marche conmigo, que siga siendo testigo de nuestro amor..."

El Nahoa llamó a sus servidores y desde la orilla de la laguna recitó misterioso dialecto:
-"Sacutel... Amintale... Uyre... Zincalt coguatila... Marute... Epitoy caguatelt...

A medida que el mancebo pronunciaba sus palabras, las aguas se iban encrespando, bajo los conjuros las aguas se estremecieron e iban bajando. La laguna se iba secando, mientras el brujo penetraba en ella...

En un momento quedó convertida en un charquito que el brujo cogió en el cascarón de un huevo de guajolote o pavo montés, el cual llevó consigo en su viaje.

Atravesaron ríos y montañas, tierras xincas, lencas, choltecas, matagalpas, nagrandanas y pipiles, hasta alcanzar Imabita, a orillas del Lago Xolotlán.

De Imabita se adelantó un mensajero hacia las sierras del oriente, lo que hoy es Tiscapa, anunciando lallegada de aquel gran joven Cacigt e. Se ordenó el convite para recibirlo y el jefe, su pad, e, le recibió como merecía por su bravura y coraje. Come) especial presente el joven traía a su padre aquella sorpresa:

-"Padre mío: Te traigo conmigo ;- la Princesa Xincalt... y en este cascarón, la bella laguna que ella quiso traer..."

El Cacique al tomar el cascarón se le cayó de las manos, rodando por precipicios, hasta llegar al cráter de un volcán extinguido que inmediatamente se llenó de agua, para formar la LAGUNA DE TISCAPA... la laguna robada por los brujos de Managua


 

BIBLIOGRAFIA

4.- Documentos 004. 0023. 01 C.D. ALMA.
2.- Documentos Lagunas de Nicaragua, C.D. INTURISMO.
3.- J. Archi Arostegui. Cuentos y Leyendas Nicaragüenses. Biblioteca del Banco Central.
4.- Guerrero y Soriano. Monografía.
5.- Cuadra, Heliodoro. Historia de la Leal. Villa de Santiago de Managua. Tómo I
6.- Fotos: Ed Manfutt  Enero 2003
 
 

             ELA LAGUNA DE XILOA

La laguna de Jiloá, de origen volcánico, una de las más grandes y profundas de los alrededores de Managua, está situada en la península de Chiltepe; sus aguas son azufradas y salobres. Esta pintiresca laguna evocadora de misteriosas leyendas es casi desconocida por la mayoria de los nicaraguenses, a pesar de estar cercana a la capital.

Ahora hay buena carretera que se interna en la peninsula, pudiendo también hacerse el viaje atravesando el corto trecho del lago, en pequeñas embarcaciones.

A veces la costa de la laguna es rocosa y con grandes farallones de forma caprichosa. En el ambiente se respira un fuerte olor a azufre, principalmente en los lugares donde hay solfataras, donde la temperatura es elevada.

En esos respiraderos el vapor se convierte en montoncitos de alumbre, en unos, y azufre, en otros.

Hay rocas elevadas, cortadas a plomo, que parecen obras de cíclopes, semejando castillos colosales, propios para alojar gigantes o seres de otras épocas y de otras edades.

Un poco distante de Jiloá hay otra pequeña laguna llamada Apoyete, donde existe un gigantesco animal o serpiente monstrua de escamas doradas y grandes orejas, que suele salir a flote en las noches de luna plena. Esto, según parece, es leyenda o fantasía de los vecinos del lugar, pues hasta la vez nadie ha visto al monstruo.

En Jiloá hay una pequeña península rocosa, donde se extrae la gradilla, que mucho se usa en Managua para la orilla de las aceras.
 
 
 
 

    UNA LEYENDA AMOROSA

Ese ameno rincón managuense, Jiloá, fué asiento y dominio de un cacique de los niquiranos. En aquellas altas rocas, a orillas de la laguna, tuvo efecto una escena amorosa, de factura sentimental, y entre una joven india, hija del jefe de la tribu que dominaba la región y un valeroso mancebo de los primitivos mangues que vivían en los departamentos de occidente. Eran bunos agricultores y hablaban un dialecto sonoro y agradable.

La enamorada pareja solía reunirse en aquellas alturas, al frente de la laguna, y formaban sus indios bajo la lumbra del sol o al amor de plácida luna. Allí tenían sus soliloquios sin más testigos que las aves canoras de la uberrima campiña; y una tarde, ante "el Dios Mayor de los cerros" y las legendarias aguas sagradas de Jiloá, se juraron amor eterno; pero faltaba para el matrimonio el consentimiento del padre de la novia, que era contrario a tal unión, quizá porque el novio era de otra tribu, o por ser de baja descendencia, pues no era hijo de cacique.

Un día de tantos el viejo cacique sorprendió a la enamorada pareja en sus coloquios de amor, y lleno de ira mandó a sus subordinados que echaran de sus dominios de Jiloá al advenedizo doncel; pero, antes de que tal afrenta ocurriera, se despidió tiernamente de su amada y se arrojó a la laguna, despareciendo bajo sus aguas.

La inconsolable india lloró tanto que sus lágrimas formaron un riachuelo que llegó a la laguna y saló sus aguas para siempre.

Todas las tardes llegaba a la roca solitaria la joven india a llorar su amor pérdido; y en una mañana plena de luz y de armonía, se arrojó ella también a la laguna para juntarse con su bien amado.

Desde entonces, cuenta la tradición, son saladas las aguas de Jiloá.

LA LEYENDA DE LA LAGUNA ROBADA POR LOS BRUJOS DE MANAGUA

Managua tiene su folklore derramado en coplas, refranes, juegos populares, leyendas cristianas, leyendas coloniales, leyendas indígenas. Una de ésta es la de la Laguna robada por los brujos de Managua.

Contaremos lo que refiere el Ingeniero Alfonso Valle, sabio en lenguas precolombinas, lo que a su vez oyó hace más de medio siglo en tierras de Cuscatlán, donde desempeñó el cargo de maestro de escuela, por lo que fué comisionado por el Ministerio de Instrucción Pública para presenciar los exámenes de las escuelas primarias en los pueblos del oriente de aquella República.

De regreso, jinete en una mula, temblando como una gota de agua, el animal lo conducia por un abismo; pero por fin lo llevó a un pueblecito. En la Casa Cural encontró amable hospitalidad. Refirió al señor Cura el susto que llevó y la alegría al salir del camino.

Es que esa mula, sin duda, es conocedora de estos caminos. Le soltaste las riendas y en vez de dar un gran rodeo, cogió por el atajo y acortó el trayecto por el borde de la laguna.

Pero si allí no hay laguna, Padre..le dijo,
La hubo, la cosa es que se la robaron.
Como ? Quién se la robó ?
Unos indios brujos de tu tierra.
Y usted, Padre, cree en tales brujerías ?

Tanto como artículo de fé, no; pero estas tradicones han venido siendo trasmitidas de generación en generación, desde remotos siglos, entre las tribus cuscatlecas o más xincas o lencas.

Y agregó:

Algunos años antes de la Conquista de América por los españoles una parte del territorio de Cuscatlán un Cacique que tenía una hija, princesa a la vez. Un día pasó por su residencia un indio en trazas de mercader, con varios servidores, de los que venían del Sur y llegaban hasta México. Interrogado por el Cacique, le contó que volvía a las tierras del Quiché, camino de las posesiones de su padre, situadas en unas montañas que rodean los grandes lagos. El cacique acogió al viajero y a su séquito, convidándole a su casa, tras de lo cual vinieron el areito o baile y la borrachera en medio de la música, de la chirimías y teponastes.

Entre el forastero y la princesa había estallado el amor y tanto le pintó aquel la exhuberante hermosura, en que se encontraba el cacicazgo de sus padres, que la india emprendió con él y los acompañantes la escapada esa misma noche, siguiendo por la vereda de la laguna. Al mirar por última vez aquellas aguas donde había nadado con las doncellas de su tribu, la princesa rompió a llorar con ternura.

Adios mi lagunita ! Si pudiera llevarte  ?

Podemos llevarla..dijo el mancebo.

Si, llevémosla..respondió élla.

El indio llamo a sus servidores y desde la orilla de la laguna recitó en misterioso dialecto conjuros, bajo cuyo poder las aguas se estremecieron e iban bajando a medida que el hechicero descendía con ellas. El agua quedó reducida a un charquito que el brujo cogió en el cascarón de un huevo de guajolote o pavo de montés, el cual llevó consigo.

Como para el amor las fronteras son paja, atravesaron el río Lempa, en canoas, a la opuesta rivera; atravesaron tierras de xincas, lencas, choltecas, matagalpas, nangrandanos y pipiles, hasta alcanzar las de Imabita, a orillas del Lago Xolotli, anfibio pequeño, que el indio comía. ambos son interpretadores de voces indígenas.

De Imabita se adelantó un mensajero hacia las Sierras del Oriente, anunciando la llegada del gran cacicazgo. se organizó el convite para recibirlos y juntos se dirigieron hacia el pueblo donde residia el jefe de aquella región; pero el raptor, al mostrar el embrujado cascaron de huevo donde encerraba a la laguna robada, se le cayó con gran estruendo en un profundo barranco, cráter de algú volcán extinguido, dejándole inundado de agua, para formar ahí la Laguna de Tiscapa, robada por los brujos de Managua.

Esta es la leyenda de la pintoresca Laguna de Tiscapa.

Tiscapa es inetersante por sus fincas de ganado, situadas en sus alrededores, como porque es la tradicional laguna de Managua o el viejo lavadero público a donde concurren las mujeres a ejercer el oficio doméstico de lavanderas, dando un aspecto muy típico sobre las piedras colocadas a las márgenes de la laguna. Tiscapa, guarda la leyenda de una Deidad Chupadora, que atrae sin duda a los imprudentes bañistas. Sus aguas azules o verdes según juegue en ella la luz, ofrece al pincel del artista bellas acuarelas. en su amplia playa hay árboles donde juegan las ardillas, canta el Cierto Guis, el más celoso y agoreto de los pájaros que por bandadas alegran los patios de las casas de Managua y saca a picotazos a otros que quieran invadir sus predios.

Al Sur, hacia Tiscapa, se extiende cada vez más la población de Managua, que va quedando entre los brazos protectores de su lago Xolotlán y entre el remanso siempre virgen de sus lagunas.

La loma de Tiscapa que tiene a sus pies a esta laguna, yergue en la alta cima al Palacio Presidencial que domina a Managua en bella perspectiva. La histórica Loma de Tiscapa es el lugar en que han quedado las derrotas, los aciertos y desaciertos de nuestros Gobernantes que han actuado y aún actuan en los destinos del país; es donde han quedado estos ideales como eco dentro del estilo morisco del Palacio de Tiscapa, que se refleja como espejo austorio sobre las aguas de la misma laguna de este nombre.

Extracto de un libro de Sara Luisa Barquero, alta empleada del Ministerio de Educación.

El espejo de agua de la Laguna de Tiscapa se  encuentra completamente limpio y libre de  los desechos orgánicos.
                            Mariela Ocón Rodríguez  8 DE FEBRERO DEL 2001 /  La Prensa
   Botellas, plásticos, desperdicios y desechos orgánicos e inorgánicos pasaron  al olvido. La Laguna de Tiscapa que por un tiempo fue el centro de “interés”  de políticos, ambientalistas y capitalinos que se unieron con el propósito de salvarla se encuentra limpia.    El espejo de agua y laderas de la laguna se encuentran libres de plásticos, sedimentos y todo tipo de contaminantes que a diario acababan con ella de manera silenciosa.

             Un equipo de LA PRENSA bajó hasta la superficie de la laguna volcánica que en lengua náhuatl significa “Agua como un espejo”, donde se comprobó que la primera fase de limpieza de basura que inició a comienzos de junio del 2000 ya finalizó.    Kamilo Lara, del Organismo Ambientalista SOS Ambiente, dijo que únicamente  se ha resuelto el problema de la basura pero la construcción de las rejillas  para evitar la filtración de basura y sedimento aún no se realiza.

             “Necesitamos la limpieza y construcción de rejillas en los cauces Jocote  Dulce, Jonathan González, Sierras de Managua porque sus desperdicios
  desembocarán en la Laguna de Tiscapa cuando inicie el invierno”, expresó.
   A criterio de Lara, hasta el momento la campaña de salvar Tiscapa fue solamente “maquillaje” porque nunca se realizó ni ejecutó el Plan de Manejo  que tenía previsto elaborar la Dirección del Ambiente de la Alcaldía de  Managua.    “Hay que elaborar el plan y buscar cómo solucionar el problema antes de que  venga el invierno y nuevamente el espejo de agua de la laguna se llene de  desperdicios”, agregó.

             Lara recomendó a la Comuna establecer un convenio o contrato con la  empresa “Micrología Urbana” quien está ejecutando un programa de  recolección y reciclaje de basura en los barrios Jocote Dulce, Sierras de Managua, entre otros.

             ALCALDIA: "HEMOS CUMPLIDO"

             Enrique Cedeño, director del Ambiente, de Alma, dijo que recolectaron 160  toneladas de desperdicios y desechos sólidos que desembocaban en el espejo de agua.   - Expresó que el Plan de Manejo ya está finalizado y próximamente se  reunirán con el titular del Ministerio del Ambiente y los Recursos Naturales   (Marena) para presentar el plan y ejecutarlo de forma conjunta.

             - Cedeño precisó que tienen ubicado cuatro guarda parques que se encargan  de mantener limpio y ordenado el lugar para evitar que “el trabajo realizado se  venga abajo, además de la reforestación que están realizando en las laderas”.  - Lamentó que los trabajos de la ubicación de rejillas no se hayan podido  llevar a cabo el año pasado, pero aseguró que antes que inicie el invierno
  estarán colocadas.  - “Ya tenemos el presupuesto asignado para la construcción de las rejillas, la campaña de cuidar Tiscapa y un programa de educación ambiental con las  Brigadas Ecológicas”, argumentó.
 
 


              Inician proyectos para salvar Tiscapa
 LA  PRENSA/G.FLORES. MARIELA OCÓN RODRÍGUEZ  SáBADO 10 DE JUNIO DEL 2000 /  La Prensa

  Una de las medidas que se tomará será el desuso de los dos cauces que la alimentan de aguas sucias   Comuna ha invertido hasta el momento unos 60 millones de córdobas en obras para rescatar la laguna  Parte de los 2.5 millones de kilogramos de basura que  mensualmente recibe Tiscapa.              Tiscapa se podría salvar a través de los proyectos que a mediano plazo  implementará la Alcaldía de Managua (ALMA), a partir de mañana con ayuda del organismo “Ambientalista S.O.S. Ambiente”, aseguró Roberto Cedeño,  alcalde de Managua, durante su recorrido por Tiscapa.

              Entre las medidas que se tomarán en cuenta se encuentran: el desvío de los  cauces de Jocote Dulce y San Isidro de la Cruz Verde, multas que van desde  los cinco mil hasta los 10 mil córdobas a los restaurantes que lancen cualquier  tipo de desechos a la laguna y construcción de retenedores que permitan la  filtración de las aguas que van hacia ella.

              Un estudio del Centro de Investigación de Recursos Acuáticos (CIRA), señala que desde 1957, Tiscapa es receptor de sedimentos pluviales y domésticos  de los cauces de Jocote Dulce y San Isidro de la Cruz Verde, además de  recibir la cantidad de 2.5 millones de kilogramos cúbicos de basura por mes.

              Roberto Cedeño, alcalde de Managua dijo que hasta el momento se han  invertido 60 millones de córdobas en la construcción de disipadores de  energía que tienen una superficie de 100 metros cuadrados, con el fin de  rescatarla a pesar que la laguna ha estado recibiendo mayor cantidad de desechos a partir de la década de los 80.

              Cedeño explicó que aún está pendiente la construcción de más disipadores en   la costa de la laguna y una micropresa que estará ubicada entre la Embajada  de México y las instalaciones de la Universidad de Ingeniería (UNI).

              “Tenemos que tomar medidas rápidas y poder salvar lo más pronto posible la   laguna”, explicó.  Entre las medidas que se tomarán en cuenta para salvar Tiscapa, están las   multas de 5 a 10 mil córdobas a cada restaurante que bote basura; el dinero que sea producto de las multas servirá para realizar las limpiezas permanentes   en la laguna. Para ello, la delegación del Distrito Cuatro será la encargada de   ubicar los vigilantes en los alrededores de Tiscapa.

              Cedeño dijo que hasta el momento se han realizado trabajos de reforestación en las laderas de la laguna, lo que permite detener un poco la basura en los  alrededores.    El edil capitalino, pidió ayuda al Ejército y la Policía Nacional para reforzar la vigilancia durante las noches. “No podemos tener vigilantes las 24 horas del  día y trataremos de establecer esta medida a través de los convenios que  tenemos con ambas instituciones”, indicó.

              “Son soluciones definitivas que le daremos a la laguna y a más tardar en un   mes estará por completo limpia y protegida”.   Por su parte Kamilo Lara, director de “S.O.S. Ambiente”, señaló que las   medidas se realizarán de manera urgente de modo que los desvíos de los  cauces se realicen lo más pronto posible para detener el crecimiento de las  profundidades de sedimentos en Tiscapa.

              “Según nuestros cálculos, si las medidas no las tomamos lo más pronto  posible, a un plazo de 15 años uno podrá caminar tranquilamente de norte a   sur sobre Tiscapa”, agregó.

4 de Mayo de 2004 | El Nuevo Diario
 

    Ya perdió 73% de alimentación de aguas
 
Urbanizaciones son un tiro de gracia a Tiscapa
* Se necesitan acciones urgentes y atrevidas para salvar ese tesoro de la capital
* Arquitecto ambientalista propone sirva como complejo sistema para educación ecológica
 

 
—ERVING SÁNCHEZ RIZO—

 

 
  El arquitecto David Ruiz Vizcaya cree que Tiscapa debe volverse un centro ambiental. ALEJANDRO SÁNCHEZ / END

Tiscapa perdió ya el 73 por ciento de su área de alimentación de aguas, por efecto de la impermeabilización de los suelos al sur de ese espejo de agua.
¿La causa? La acelerada urbanización de esa zona, lo que está contribuyendo definitivamente a la paulatina extinción de esa laguna, considera el arquitecto ambientalista, David Ruiz Vizcaya.

Coordinador del Grupo Raíces de Nicaragua, al conversar con EL NUEVO DIARIO, revela inmediatamente que las decisiones de la comuna capitalina en materia de permisos de urbanización en la zona ubicada entre Tiscapa y la Avenida "Jean Paul Genie", no son santo de su devoción, por ser la zona natural de recarga de ese cuerpo de agua.

Por otra parte, para Ruiz se deben realizar acciones urgentes, quizás un tanto atrevidas, para rescatar Tiscapa. Una de esas acciones, según el arquitecto, sería quitar la pista que pasa alrededor de la laguna y retirarla unos 300 metros al sur, o sea muy cerca de la Universidad de Ingeniería.

Miniderrumbes a causa de tránsito

Ruiz señala que la pista en su lugar actual, a casi un metro y medio del borde del cráter, provoca continuos miniderrumbes que están, a su juicio, erosionando las paredes del edificio volcánico, y es por ese motivo que plantea la necesidad de trasladar la pista varias cuadras al sur.

Pero, además, afirma que los terrenos baldíos muy cerca de la laguna deben ser convertidos en bosques, donde nuevamente se restaure la flora y la fauna que era típica de la vieja Tiscapa, añadiendo que eso conformaría parte de un área de 54 hectáreas donde se expandiría el área protegida de la laguna.

Para Ruiz, hay que impedir que se sigan autorizando construcciones alrededor de la laguna. Al respecto, apunta que la comuna de Managua está contribuyendo a la paulatina extinción del cuerpo de agua, al autorizar una serie de construcciones en el área adyacente al cráter.

Autorizan edificaciones violando normas técnicas

Un documento del Grupo Raíces de Nicaragua señala que la Alcaldía de Managua autorizó la edificación de la gasolinera Bolívar de Petronic, en la zona su oeste de la laguna, y del Rancho Tiscapa en la intersección de la calle Tiscapa y la Avenida Universitaria.

También están los permisos de construcción de un restaurante en la intersección de la Pista "Benjamín Zeledón" con el Paseo "Rubén Darío", así como el levantamiento de un edificio de oficinas en la intersección de la Pista "Benjamín Zeledón" y la Avenida Universitaria, y de otro edificio de oficinas 200 metros al sur de la intersección de la Pista "Benjamín Zeledón" con la Carretera a Masaya.

Este tipo de construcciones representa un gran peligro para Tiscapa, manifestó Ruiz, quien afirma que la misma alcaldía está violando la norma técnica obligatoria para el control ambiental de lagunas cratéricas, que establece que se deben excluir construcciones en una distancia de hasta 300 metros, medidas desde el "espejo de agua".

Proponen centro de estudios ambientales

Tiscapa, según el ambientalista, debe ser salvada y servir como un complejo sistema para la educación ambiental de la nación, por lo que considera se le debe agregar un bosque tropical seco en las tierras baldías cercanas, para disminuir la influencia destructiva del entorno urbano.

Afirma que, de hecho, Tiscapa será un cráter rodeado de gasolineras, edificios de oficinas y de otros usos incompatibles con el cuerpo de agua cercano, lo cual crearía un mal precedente para otras lagunas cratéricas que existen en el país.
 
 
 

Jueves 15 de Junio de 2000 | El Nuevo Diario
  Geólogo alerta sobre Tiscapa
                 «Campanada de Managua entera»
                  EL deterioro de Tiscapa indica un mayor problema a nivel de toda el área de la capital, expresó el geólogo, doctor William Martínez, quien precisó que el caso de la laguna era una campanada de alerta.  Eso es lo que mata, dijo a EL NUEVO DIARIO, ofreciendo una perspectiva de solución integral, bajo este enunciado: si querés atacar el problema hay que  ver sus orígenes.

                 El área de la capital es una estructura geológica única y por ende, el tratamiento de las aguas superficiales debe ser el mismo que el de las aguas subterráneas.    Managua se caracteriza por un proceso acelerado de urbanización y se necesita parar este crecimiento desordenado de la capital, recomendó.   La ciudad se extiende a través de repartos residenciales y asentamientos, por eso instó a formular una ley para frenar estos asentamientos humanos que han absorbido la capital.   Es obligación del gobierno como tal la construcción de viviendas populares pero dignas y con base a un plan de ordenamiento, dijo.

                 La extensión de las áreas urbanas en las tierras del sur provocan problemas de erosión y sedimentación, indicó Martínez. Tiscapa es una campanada de alerta ante la escasez de agua, porque los tres acuíferos que alimentan Managua llegaron a su límite máximo.   ENACAL debe desempeñar un rol importante porque la extracción de las aguas subterráneas merman además la alimentación de la laguna de por sí afectada por la urbanización progresiva que disminuye la tasa de infiltración de  agua.

                 ALCALDIA MAS ALERTA

               Recomendó que cuando se hagan urbanizaciones debe promover la infiltración de agua. Es obligación de la alcaldía velar por las construcciones para que se hagan de la manera más adecuada.      Expuso que el ingeniero Carlos Láinez aconsejaba reinyectar las aguas pluviales en el casco urbano para no desperdiciar esos volúmenes en el lago.  Se tiene que ver el tratamiento de las aguas superficiales y subterráneas. Lo que no llega por vía subterránea a un cuerpo cerrado como es la laguna, entra superficialmente, por lo tanto coincidió en que no sería una buena medida quitar el cauce. Lo que debe de hacerse es que el agua llegue limpia.

                 Asimismo, instó a las autoridades municipales a crear a ambos lados de los cauces, un espacio de 10 metros, donde no se permitan asentamientos y en cambio promover la reforestación y zonas de recreación.  De esta manera se evitaría la sedimentación ocasionadas por las pequeñas corrientes y la erosión lateral de los cauces, para impedir la entrada de arena y tierra.  Anotó que en Nicaragua siempre se han derrochado los recursos humanos. Por ejemplo, el estudio sobre el manto acuífero desarrollado por los japoneses no fue aprovechado y no se logró la capacitación científica y técnica de ningún nicaragüense


 El Nuevo Diario 29 de Junio de 2000 |
  Desvían el cauce de Tiscapa al trasvase

                 —MOISES CASTILLO ZEAS—
   Las aguas del cauce San Isidro de la Cruz Verde fueron desviadas hacia el canal Trasvase, como parte de los esfuerzos que realiza la Alcaldía de Managua para salvar la laguna de Tiscapa, dijo el edil capitalino, Roberto Cedeño Borgen.

                 El gobernador municipal hizo el anuncio la mañana de ayer, mientras entregó unas doscientas canastas con alimentos básicos a igual número de profesores de diferentes distritos de la capital, en compañía de la vicealcaldesa Leda Sánchez de Parrales.  Cedeño explicó que actualmente sólo están cayendo las aguas del cauce que viene de la UNAN en Tiscapa, pero se están haciendo esfuerzos para construir una micropresa en las inmediaciones de la Universidad Nacional de Ingeniería    (UNI), que vendría a resolver el problema.

                 El gobernador dijo que cuando EL NUEVO DIARIO comenzó con las publicaciones para Salvar Tiscapa, aparecieron diferentes organizaciones ambientalistas, dirigentes de partidos políticos, candidatos a alcaldes, pero a la fecha ninguna se ha aparecido.   Sólo la municipalidad ha quedado en las labores de limpieza en el manto acuífero, donde participan quince lanchas de pescadores, cuatro camiones  recolectores de basura y veinte operarios y se han destinado unos doscientos mil córdobas para los trabajos, agregó.    El gobernador enfatizó que se va ha mantener el personal menester para las labores de limpieza del espejo de los capitalinos y en el cauce se han colocado rejillas para evitar que siga cayendo basura en Tiscapa.

                 HAN APLICADO MULTAS

      El gobernador municipal dijo que han aplicado multas a los restaurantes que están botando basura, hemos hablado con la dirección del hospital Militar y ellos ya no están tirando inmundicias al manto acuífero.   Cedeño dijo que dejarán permanente en la periferia de la laguna vigilantes, para evitar que la población siga lanzado basura a la fuente de agua.   Yo espero que la población tome consciencia de la necesidad de preservar la laguna y que no se lance sedimentos. En este momento vamos a iniciar una campaña por tres meses para tratar la concientización ambiental y la recolección de la basura. «Si el ciudadano cuida la basura, cuida su salud de su  familia y la sociedad»


Samuel Santos
Ex-Alcalde de Managua

 El Nuevo Diario    11 de Junio de 2000
             Samuel Santos 19 años después
                 "Yo no fui"
                 * Le pasa la "papa caliente" a Sergio Ramírez y Moisés Hassan
                 * Ex alcalde afirma que la ONU mandó fondos en 1987 para Cuenca Sur, el Lago y Tiscapa, "pero no sé qué hizo Hassan"
                 * El primer culpable fue Murillo, jefe del Distrito en los años 40
                  —EDWIN SANCHEZ—
  Samuel Santos ya no quiere que su nombre sea ocupado como un sinónimo de todo lo que le ha pasado a Tiscapa. Por eso habla con el rotativo que inició  esta cruzada para la salvación de la laguna - EL NUEVO DIARIO - y le  pasa la "papa caliente" a dos nombres, hasta ahora ocultos. Bien, prepárense, ahí van: Sergio Ramírez Mercado y Moisés Hassan.

                 El primer alcalde de tendencia sandinista, 19 años después hace sus revelaciones, luego de sentirse aludido en la primera publicación sobre el tema de Tiscapa, el lunes anterior. Tras hablarnos sobre su parte, le hicimos esta pregunta:

 - Yo quiero comenzar en el sentido de que a Samuel Santos se le ha ligado mucho a la laguna de Tiscapa, pero no de la manera más positiva, algo así como que el verdugo de Tiscapa tiene un  nombre y ese nombre es Samuel Santos. ¿Qué dice usted sobre eso? porque ya son años, no es asunto de ahorita.

   -Uno: Primero, se ha prestado en algunas casos a un asunto de carácter político, de desprestigio. Dos: Ustedes han sacado en una edición, el descargue de los cauces a la laguna, ese descargue es enorme, impresionante, se hizo en los tiempos que se construyó el paseo de Tiscapa. Hablamos de los  años 40. Es viejísimo eso, ahí venían todos los cauces que descargaban en la laguna.

  Durante mi administración, cuando nos vimos obligados a salvar el barrio contiguo a El Retiro (Jonathan González) que se inundaba por donde hoy  pasa la prolongación de la Avenida Bolívar, nosotros con una donación de  1980 que me hizo el alcalde de México Hans González, de palas, piochas, picos, con mano de obra de la población, hicimos un pequeño cauce que lleva el agua que inundaba ese barrio, lo lleva a los cauces establecidos, que es ahí
 donde está hoy el restaurante Los Gauchos.

 Santos se remonta al tiempo de la construcción del primer puente a desnivel en la historia de Nicaragua: "Aprovechamos en ese momento para hacer el  paso a desnivel de la laguna de Tiscapa. Para hacer el paso a desnivel se emplea la única maquinaria que usamos, el resto fue mano de obra voluntaria de un barrio que quería dejar de estarse inundando año con año.

  Ahí mismo, agrega, viendo el daño que los cauces ya establecidos le hacían a la laguna de Tiscapa, nosotros en la Alcaldía de Managua, con los técnicos profesionales de la Alcaldía, se diseñó el descargue de esas aguas hacia el lago de Managua.

 Y se diseñó un descargue que se iba a ir por la Quinta Avenida; un descargue serio que agarraba todos los cauces que afectaban la laguna de Tiscapa y los llevaba hacia el Lago de Managua.

                 ALTOS MANDOS NO APROBARON DISEÑO

 Se sometió al consejo económico y de estructura económico que lo presidía en ese entonces Sergio Ramírez y Moisés Hassan. Por la situación que no  había dinero y todo lo demás, no se autorizó que la Alcaldía hiciera ese descargue.

 Los planos de ese descargue, estoy totalmente seguro, existen ahí en la Alcaldía de Managua actualmente, aseveró. Como no se pudo hacer eso,  buscamos cómo resolver el problema de esa contaminación y fue que inventamos las micropresas, y la primera que hacemos es la que está todavía funcionando, la del Colegio Americano, que es uno de los cauces que afectan la laguna de Tiscapa.

 Luego, dijo, hacemos la segunda, que afecta el cauce que pasa por ENEL. Es este caucecito que llega a la laguna, ahora a través del cauce que viene de Metrocentro y después se siguieron haciendo las distintas micropresas Villa  Fontana y otras.

  Samuel manifiesta que lo de las micropresas pegaron como una efectiva solución. "La lógica", nos refiere, "era detener el problema de las inundaciones en vez de la vía de cauces que salía costosísimo; era detener el problema donde se ocasionaba, que es en el inicio de la entrada de las aguas a  Managua".

  Como si estuviera en esa época, dice que iniciaron un programa de reforestación junto al IRENA, antepasado del MARENA, para repoblar de árboles la Cuenca Sur de Managua. Corrían los años 83-84.

  "Ese san benito de que yo soy el culpable de eso no es cierto, más bien soy yo, el colectivo que trabajamos entonces en la Alcaldía, los que diseñamos la  laguna que convertimos en un lugar precioso, donde se hacen los Gastones y que luego, lamentablemente, en la administración de Moisés Hassan, quien es el que me sustituye a mí, deja hundirse al anfiteatro y eso que era un pequeño hoyo que tenía y se hundió. Ahí está en el fondo".

  Precisó que se hicieron una serie de estudios en la laguna para ver cómo era que se salvaba, adicional a lo de las micropresas. Lo de las micropresas era para que el agua que llegara, primero, que no entrara con tanta violencia a los cauces que atraviesan Managua y así poder regular la salida del agua que  atravesara Managua en su camino hacia el lago.

   En segundo lugar era para evitar la contaminación y sólo pasara el agua limpia.

 Las micropresas todos los años tienen que limpiarse, dijo. Eso es un trabajo que tiene que hacer la Alcaldía. Adicional a eso, con el doctor Oscar René Vargas nos fuimos hasta Nairobi, en la búsqueda de salvación de la Cuenca Sur de la laguna y del lago de Managua, y ahí logramos que el Xolotlán fuera  decretado por las Naciones Unidas como un Patrimonio de la Humanidad.

 Informó que iban a comenzar a entrar fondos a Nicaragua en 1987, pero "en 1986 estaba Moisés Hassan, y yo no sé que hizo, yo no rindo cuentas de esa  administración".

  Insistió que el cauce del Jonathan González "es muy pequeño, que se hizo a pico y pala, con el trabajo de la gente y se descarga en el cauce que viene de Metrocentro que ya existía. La mejor prueba es el descargue gigantesco que no lo hice yo. Esto está desde que se construyó el paseo Tiscapa".

                 -Entonces, ¿por qué toda esa nata asquerosa de inmundicia?

    -Un poco es por la educación nuestra de los managuas, de no contaminar los cauces porque al fin y al cabo, aunque las micropresas regulen el volumen de agua, siempre arrastra toda esa contaminación.

   Insisto que se debe desviar las aguas, por lo menos hacia el lago que el agua siempre tiene más capacidad, aunque debieran tratarse las aguas que vayan al  Xolotlán y entren limpias y defiendan esas aguas. Hay distintas razones.

                 -¿No por causas de su administración?

   -No, no por favor, el único cauce que añadimos nosotros en ese momento fue el del Jonathan González, que a la vez hicimos la micropresa que lo defiende y que lo montamos sobre un cauce ya establecido.

   Ese cauce del Paseo Tiscapa no se hizo en mis tiempos ni tuvo nada que ver con la Alcaldía. Luego ahí se echan todos los cauces que vienen de  Metrocentro, de las Sierras de Managua.
 



Alcaldía trata de salvar Tiscapa

          MIGUEL LóPEZ /La Tribuna
La Alcaldía de Managua desvió dos de los tres cauces que desembocaban en la Laguna de Tiscapa y que provocaron casi la muerte de esa laguna de origen volcánico.

  El alcalde Roberto Cedeño, dijo que técnicos de la comuna hacen estudios para determinar si el tercer cauce que conduce basura y aguas servidas, se desvía hacia una micropresa o si se le colocan rejillas para evitar que continúe contaminando la Laguna de Tiscapa.

  "Sólo queda un cauce nada más, se están terminando los estudios para ver si lo desviamos a la micropresa que está hacia el sur de la Universidad Centroamericana o le ponemos rejilla limpiadora. Esta decisión la vamos a tomar en breve, nuestros técnicos están haciendo las evaluaciones respectivas", dijo el edil capitalino.

 Cedeño aseguró que una cuadrilla de 20 trabajadores de la Alcaldía realizan trabajos de limpieza con cuatro camiones, junto a 15 lanchas con igual número de pescadores.

  "Al inicio aparecieron todas las organizaciones ambientalistas, diferentes partidos políticos, candidatos a alcaldes diciendo que iban a limpiar la laguna, pero sólo estuvieron unos cuantos días. A la fecha ninguno se aparece, sólo la Alcaldía está haciéndose cargo de la labor de la limpieza", señaló el alcalde Cedeño.

            La Alcaldía dispone de 200 mil córdobas para realizar la limpieza de la Laguna de Tiscapa y no hemos recibido ningún centavo de nadie para hacer esta labor de limpieza y rescate de la laguna, dijo el alcalde.

            Cedeño aseguró que la comuna mantendrá una cuadrilla de trabajadores permanentemente  para mantener limpia la laguna y evitar su deterioro ambiental aún más.

            "Colocaremos unas rejillas que sirvan de retenedores de basuras provisionales, mientras se toma la decisión definitiva para evitar que le llegue a la laguna la suciedad, sobre todo las bolsas plásticas", dijo Cedeño

            La Alcaldía ha aplicado multas a dueños de restaurantes que usaban como basurero las  faldas de la laguna, al tiempo que han conversado con los directivos del Hospital Militar  para que se abstenga de votar desperdicios en Tiscapa.
 

  31 DE OCTUBRE DEL 2000        LA  PRENSA/PADILLA.  Mariela Ocón Rodríguez

Tiscapa sigue sucia y más contaminada    Pasada la euforia, todos se le corrieron

              Luego de toda una campaña para salvarla, aun continúa sucia y contaminada pues hasta el momento pasó al olvido nuevamente.
   Botellas, plásticos, desperdicios y desechos orgánicos e inorgánicos pasaron  al olvido. Al menos por un momento. La Laguna de Tiscapa que por un tiempo  fue el “centro” de interés de políticos, ambientalistas y capitalinos que se   unieron con el declarado propósito de salvarla.

              Pues bien, Tiscapa se encuentra de nuevo sucia.    El espejo de agua y laderas de la laguna se encuentran llenas de plásticos,  sedimentos y todo tipo de contaminantes que a diario acaban en ella y con   ella de manera silenciosa.

              Un equipo de LA PRENSA bajó hasta la superficie de la laguna volcánica que   en lengua náhuatl significa “Agua como un espejo”, donde se comprobó que la
   primera fase de limpieza de basura que inició a comienzos de junio nunca  finalizó.

              Los desperdicios se encuentran amontonados en grandes e improvisados   cerros que elaboraron antes de echar a andar el proyecto “Protección y   Manejo de Tiscapa” que realizarían en conjunto con el organismo SOS   Ambiente, y la Alcaldía de Managua.    Al parecer, el proyecto únicamente quedó en bosquejo, pues nunca se hizo  realidad. Según los autores del estudio sobre las agua de Tiscapa, sólo   quedaron en “intenciones” por parte de todos los que una vez se hicieron   presentes para rescatarla y pensaron crear un parque ecológico.

              Róger Robleto y Mario Zapata, autores de la investigación sobre el estado de  las aguas de Tiscapa, aseguraron que hubo buenas intenciones de salvarla,  pero solamente quedaron en proyectos.

              “No necesitamos meter cuatro lanchas para limpiarla. Limpiar los cauces y  darle mantenimiento al sedimentador de energía, y crear rejillas en los cuatro  cauces que desembocan en el espejo de agua de la laguna eran nuestras primeras medidas”, explicó Robleto.

              Mario Zapata aseguró que a pesar que sostuvieron las primeras reuniones  para iniciar el proceso de limpieza, nunca llegaron a acuerdos concretos y sustanciosos. “Iniciaron las excusas que ya no tenían tiempo, ni motivaciones  para continuar trabajando, además de la indiferencia clásica de las   instituciones”.

              Zapata y Robleto coincidieron en que hubo presión por parte de los medios, apoyo de la opinión pública, pero no llego a más porque aún está sucia y contaminada.
 

10 mil años destruidos en dos décadas
                 ¡Cómo duele Tiscapa!
                 * Dentro de poco podremos caminar sobre la laguna de Tiscapa
                 * Toda clase de inmundicias refleja el desprecio oficial y particular por nuestro medio ambiente
                  —EDWIN SANCHEZ—
                  Al ritmo que lleva el  deterioro de Tiscapa,  dentro de 10 ó 15 años, ningún capitalino  necesitará de ningún  milagro de Jesús para   andar sobre las aguas,  porque cualquiera podrá atravesar la laguna a pie y sin ningún peligro de  hundirse.

                 Los ingenieros químicos Róger Antonio Robleto y Mario Zapata, y el biólogo Kamilo Lara tampoco necesitan ser profetas para determinar el futuro de Tiscapa, al analizar la admirable capacidad destructora del hombre.

                 Robleto, quien ha investigado junto con Zapata a esta laguna por espacio de dos  años, declaró a EL NUEVO DIARIO, que la edad de la laguna es de 10 mil años. El dato nos asombra, mientras le dábamos la vuelta completa a su circunferencia y nos dábamos cuenta que Managua deposita aquí mensualmente ni más ni menos que dos millones 500 mil kilogramos de basura.

 Lo que la naturaleza tardó 10 mil años en hacer, los capitalinos y sus autoridades lo han destruido apenas en 20 años: imagínense que el CIRA, instituto de investigaciones acuáticas de la UNAN, había comprobado, ya para
 1992, un millón de metros cúbicos de sedimentación. En pocos años, todo esto
   estará aterrado, dijo Lara.

  Hicimos el recorrido alrededor del espejo en una hora, bajando cerca del  Mirador Tiscapa. No hay nada que nos invite a hacerlo, más que el interés de
    detener la agonía de este cuerpo de agua, porque los encargados del "protocolo turístico" de la laguna han puesto a nuestra disposición una alfombra de botellas de gaseosas, vino y whisky - claro que vacías- y las chimbombas de la última fiesta del restaurante, basura y más basura.

                 El "protocolo" está integrado además por gente que furtivamente lanza suciedades a las laderas y por los mismos propietarios del restaurante que
 prácticamente han hecho su particular Chureca, casi bajo las mesas de sus comensales, ahí donde se emplaza el local. Lara nos dice que aún usufructuando
 el nombre de Tiscapa, no hay consideración hacia el medio que les da su gloria.
                 Toda la resaca de la noche anterior, se desborda al día siguiente por las escarpadas pendientes, enredadas entre las ramas.

                 NIDO DE DELINCUENTES

   Tiscapa se ha convertido en nido de delincuentes, de huele pegas, de renta caricias, de basurero y hasta, últimamente cementerio de desconocido y lugar  "ideal" para suicidas de cualquier clase social.  -Un lugar tan deprimente, como ahora es la laguna, llama también a los deprimidos -comentó un ciudadano.

                 De origen cratérico, las autoridades de MARENA la declararon como Reserva Natural, dentro del sistema de áreas protegidas. Una reserva de 40 hectáreas, sin embargo no hay protección. Es una laguna huérfana, dijo el licenciado Lara, del organismo "S.O.S. Ambiente".

                 Desde lo que fuera el complejo del anfiteatro, vemos el cauce que viene a  desembocar en la ladera este con su carga lesiva. Aquí se construyó un
 amortiguador, de tal manera que durante las lluvias, se redujera el impacto de
  las corrientes.

                 El temor de las autoridades era que las aguas hicieran una cárcava tan peligrosa, incluso, para la carretera que empalma con el busto de José Martí.  El cauce era hecho para las aguas naturales, y data de 1965. ¿Desde entonces comenzó a perderse la laguna? La respuesta es: acuérdense que en ese entonces, Managua no había crecido tanto y sólo las lluvias ocupaban ese
 desagüe. Era una zona rural.

                 El crecimiento urbano desordenando de la capital y la falta de servicios de  alcantarillado motivó que la gente fácilmente se pegara al cauce con todas las cargas de inmundicia doméstica, y luego los talleres, gasolineras, empresas, restaurantes...

                 Fue en el 81 cuando a los cauces de Jocote Dulce y Los Duarte se unieron con el del Jonathan González, antes Vietnam, para "alimentar" a la pobre laguna.  Pero la porquería más elegante que usted puede encontrar en el recorrido está  precisamente casi al pie de la efigie del General Sandino, en la ladera de las  instalaciones militares. Por ahí, desde los edificios del ejército, bajan desperdicios de etiqueta; las más altas marcas de licores finos como whisky, vino y cerveza. Usted le sigue el rastro plateado de las cajas y dará con algún  militar.

                 EL SENDERO HOSPITALARIO

                 Sin embargo, nuestro ejército que si bien es cierto ha custodiado en épocas pasada la laguna para evitar el pillaje de la madera, nos prepara, más adelante, otro regalo efectivamente "hospitalario", convirtiendo, paradójicamente nuestro andar, en el pase más ingrato de la mañana: de las laderas del Hospital Militar  hasta la laguna, hay evidencias médicas de gasas, algodones, jeringas, guantes, mascarillas, envases, etc. Sólo faltaban los enfermos. ¿Una forma de proteger clínicamente a la laguna?

                 Posiblemente las autoridades castrense estén pensando que estamos cargando esta crónica contra ellos, pero las evidencias estaban expuestas en el sendero: baterías de vehículos, piezas de motores de camiones, y hasta armazones oxidados de los decimonónicos betamax. Convertido ahora, en el basurero  acuático de Managua, su otrora profundidad se ha ido aumentando de nivel.  Porque también, a todo esto, se añade un sinnúmero de tuberías de aguas
   negras y grises que depositan sus cargas contaminantes en el espejo.

  Todo esto aumenta el fosfato y nitrógeno en sus aguas, lo que sirve de nutrientes para las algas, cuya población ha aumentado considerablemente, afectando más el proceso de deterioro de la calidad del líquido, y dejando casi sin oxígeno a las pocas mojarras y demás especies de la laguna.

                 EL FONDO VA HACIA ARRIBA

                 Para darnos una idea de cómo el fondo de la laguna ya ha dejado de ser eso, el ingeniero Robleto informó que donde está la estructura de amortiguamiento, donde caen las aguas, tenía una profundidad de 25 metros. ¿Adivinen ahora? Un niño se seis años bien puede meterse ahora, porque el "abismo" mide sesenta centímetros.

                 En la laguna antes se encontraban puntos de profundidad de 40 metros en 1989, según registró INETER, pero ahora, de acuerdo con el estudio Evaluación de  las aguas de la Laguna de Tiscapa y Propuestas de Recuperación, promovido por DUT-UNI, de la Facultad de Ingeniería Química de la UNI, y BIOMASA,  hoy mide apenas 25. 4 metros.

                 De la misma estructura de cemento señalada, a 20 metros de distancia, en 1980  contaba con una profundidad de 36.4 metros y ahora, ¡asústense! de la superficie al fondo median sólo 40 centímetros.

                 Es la sedimentación total, exclamó el licenciado Lara. La basura y la arenilla y  otros desperdicios, han "forrado" el lecho de Tiscapa, quitándole espacio físico a las aguas y martirizando a las escasas mojarras y aún tortugas que habitan aquí,  junto a un solitario cuajipal, el mismo del Parque Central, donde seguramente estaría mejor y bien aseado.

                 En 1893, el General José Santos Zelaya vio la posibilidad de utilizar Tiscapa como fuente de agua potable. Estudios en esa época le informaron que las algas afectaban ese proyecto. Claro, las algas en esa época no contaban con la gran  ayuda de la gente lanzado toda su bazofia orgánicas e inorgánicas al "charco".  Lara dijo que a todo esto se le agrega la gran cantidad de plaguicida, ricos en fosfatos y nitrógenos para terminar de anular la potabilidad de la laguna.   Tras una hora, tiempo que tardamos en cerrar el círculo de la visita,  comprobamos, con el fondo "musical" de las hachas, que el Basurero Tiscapa,
  tal como debería llamarse, funciona como letrina y burdel al aire libre, según los  rastros encontrados en medio del follaje.

                 Al menos, los que han escuchado el incisivo anuncio radial de los preservativos,  han adoptado así este comercial: Sin un condón, ni siquiera pienses en Tiscapa.


                         VIERNES 9 DE JUNIO DEL 2000 / La Prensa    MARIELA OCÓN e IVAN OLIVARES
Tiscapa todavía puede salvarse
 

                Alcalde sandinista ordenó enviar los desperdicios a la laguna en 1980
 

              Aún no ha llegado la hora cero para la Laguna Tiscapa, o “Agua como un espejo” en lengua náhuatl.    El Dr. Jaime Incer Barquero dijo que aún se puede salvar, si se realiza un estudio exhaustivo que diagnostique el estado en que se encuentra la que  algunos pensaron sería fuente directa de agua potable para los capitalinos.    Hace 20 años la laguna empezó a recibir los desperdicios de los barrios Jocote  Dulce y Jonathan González, a través de sus cauces, por una disposición   emitida el 30 de mayo de 1980 por el alcalde de la época, Samuel Santos.

              “Es la laguna volcánica más contaminada del país, en función a su pequeño  tamaño y cantidad de basura líquida y orgánica que recibe, además de la  cantidad de desechos que la gente tira en los cauces”, explicó Incer.   Por ese cauce llega hasta la laguna una inmensa cantidad de basura, en su  mayoría compuesta por envases plásticos, de aluminio, vidrio y poroplás.

              Los aceites y otras sustancias que producen los negocios de cambio de   aceite y lavado de autos de la cuenca, envenenan a Tiscapa y aceleran la  extinción de las especies que la habitan.     “Es un verdadero basurero que llega a 50 metros de profundidad y un   diámetro de 500 metros que nos permite ver lo que flota, pero no vemos lo que está en el fondo de la laguna”, aseguró.    En el fondo hay una gran capa de sedimentos formados por la tierra y arena  que cargan las aguas que le caen, así como por los desechos orgánicos que   tardan algún tiempo en descomponerse.

              Incer indicó que hay que tomar medidas de salvación lo más pronto posible  para que por lo menos sirva de centro de recreación de los capitalinos.     Enrique Cedeño, director general del Ambiente de ALMA, aseguró que hoy se  harán presente a la laguna representantes de organismos ambientalistas para  hacer una inspección in situ y verificar las condiciones actuales en que se  encuentra la laguna porque “aún hay tiempo para salvarla”.    “Estamos estudiando la posibilidad de realizar la desviación de algunos de los    cauces que llevan todos esos desperdicios”, explicó.   Pero esa propuesta llevada a cabo a la ligera, podría causar más daño que   beneficio, según un estudio presentado por el Ing. Carlos Laísnez, asesor de   la comunidad de Jóvenes Ambientalistas (JA).

              Laínez dice que las masas de agua que caen en la laguna ayudan a mantener    la estabilidad de las reservas de agua subterránea, y que desviar esos cauces  secaría una docena de pozos que existen en su cercanía, por lo que presenta otras sugerencias para salvarla.

              Además de la educación ambiental, Laínez recomienda impedir que las aguas negras sigan llegando a los cauces que desembocan en la laguna; que la  ALMA establezca un eficiente servicio de recolección de basura en los alrededores de esos cauces, y que se impongan multas a quienes persistan  en ensuciarlos.

              Construir lagunas (o micropresas) que retengan los sedimentos e infiltren las  aguas, construir un filtro en la propia laguna, reubicar los servicios de lavado  de autos y monitorear los niveles de las aguas, su profundidad y composición,  hasta lograr la total mejoría de la enferma.   Entre las variantes que estudia la administración comunal, está limpiarla luego de hacer un desvío de los cauces actuales, y campañas para que la gente    deposite la basura en su lugar, pero la Alcaldía considera que “si no  trabajamos todos no podremos salvarla”.  Además se considera construir micropresas que retengan y filtren el agua,   pero esta parte del plan está estancada porque los dueños de los terrenos  piden mucho dinero por venderlos.



 



 Nuevo Diario  10 de Junio de 2000 | Managua, Nicaragua

                  Por: Pastor Valle-Garay Profesor, York University, Canadá

                 La propuesta de Eddy Gómez, candidato del Partido Liberal Nacionalista, de "limpiar la nata de inmundicias" de Tiscapa con la asistencia de pescadores del  Xolotlán y de Tipitapa, merece respeto y admiración.

                 Sin embargo, al tenerse en cuenta que más de 2.5 millones de kilogramos de  basura caen mensualmente en la laguna, y que seguramente acarrean otros  contaminantes que son comunes en todas partes del mundo como la mortal  bacteria e-coli, la lluvia ácida y varios otros tipos de bacteria que las lluvias  torrenciales del trópico arrastran desde las sierras hasta depositarlas en Tiscapa,  las laderas y el agua de la laguna, ya serán una incubadora de bacterias que ha permanecido ahí por años de descuido y negligencia humana.

                 La iniciativa de Gómez es bastante simplista o sea tan útil como aplicarle un torniquete en el cuello a una persona que se desangra porque se le cercenó la aorta.

                 Lo importante es que la sugerencia de esta medida de "curita" para salvar Tiscapa ha provocado discusión, gracias a las gestiones de EL NUEVO
 IARIO, las positivas reacciones de Herty Lewites, de Gómez, de Danilo Lacayo en Buenos Días y de William Ramírez en la radio 580.  El próximo paso sería que el gobierno del Presidente Arnoldo Alemán y la Alcaldía de Managua tomen la decisión política de iniciar un programa serio,  urgente e inmediato para prevenir otra tragedia similar, pero tan segura como la que causó el huracán Mitch o la catástrofe ocurrida en Walkerton, Ontario, Canadá el mes pasado.

                 En Walkerton, después de lluvias torrenciales a mediados de mayo, la bacteria fecal e-coli, que según los biólogos proviene de la América Latina y que la produce la excreta del ganado y de los seres humanos, fue arrastrada por las luvias, se introdujo al río, a los pozos, a las reservas de agua del pueblo y finalmente al agua potable de consumo causando la muerte de once personas en
  cuestión de tres días.

 Hasta la fecha, más de dos mil de los cinco mil habitantes de Walkerton han requerido atención médica y hospitalización debido a lo fulminante de la  epidemia causada por la e-coli. Es inescapable la ironía de que el agua, el líquido
  e la vida, haya sido conductor de la muerte y de daños tan graves y permanentes al sistema nervioso de tanta gente.

                 EL CASO DE WALKERTON

                 Walkerton es un pueblo rural, trabajador, clase media, situado a 150 kilómetros  al norte de la modernísima ciudad urbana de Toronto, en su mayoría anglosajón y dedicado a la agricultura y a la ganadería en gran escala. Su población está compuesta de gente amable y sencilla que se conoce entre sí, que se ha acuerpado ante la tragedia, y que confió ciegamente en el Gobierno de Ontario para su protección.  Nadie se imaginó, al igual que Managua, la magnitud de lo que les acechaba y  que les traería el agua de lluvia contaminada de bacteria e-coli. Inmediatamente después del desastre, varios habitantes de Walkerton declararon indignados que "esta tragedia era algo que solamente se veía en el tercer mundo" y que "es  imperdonable que el Gobierno de Ontario no la haya previsto y prevenido", particularmente porque el Gobierno conservador del Premier Mike Harris  estaba al tanto de que la contaminación y la introducción de bacteria en el agua  potable se había detectado con suficiente anticipación como para evitar la  muerte de tanta gente. Los responsables locales de la salud no le dieron a la contaminación la importancia que merecía.

                 Como si esto no fuera suficiente, el gobierno de Harris había recortado de $287  millones de dólares en 1995 a $158 millones de dólares en el 2000, el  presupuesto del Ministerio del Medio Ambiente. Los recortes redujeron de 2.500 a 1.500 el personal que trabajaba en dicho Ministerio y, peor aún, la  nómina de trabajadores y técnicos en el Departamento responsable de velar por
  a limpieza del agua potable, de los acuíferos, de los ríos y de los pozos artesanales fue la que sufrió mayores recortes.

                 Era la fórmula para una tragedia anticipada.

                 DOLOR SE VOLVIO FURIA
 El dolor de Walkerton se convirtió en furia. La población rural, generalmente apacible, se ha llenado de indignación y ha demandado -y ha logrado- que el Gobierno asuma responsabilidad directa por lo ocurrido. Hay cuatro comisiones  investigando los sucesos: la Real Policía Montada de Canadá (en lo criminal), el médico forense (en lo que se refiere a la causa de las muertes confirmadas, a
 las muertes bajo sospecha y a los daños permanentes al cerebro, hígado y  riñones que requerirán que muchos de los sobrevivientes reciban diálisis por el   resto de sus vidas), una Comisión mixta del Parlamento (para establecer precisamente hasta qué punto desatendió e ignoró el gobierno conservador las advertencias de sus propios científicos) y una Comisión civil de expertos en el
  ambiente que estudiará las ramificaciones de la tragedia con el fin de evaluar daños y evitar que se repita en Ontario lo que ocurrió en Walkerton.

   Por el momento, el día de hoy, el Gobierno de Harris anunció que se comenzará inmediatamente a extender asistencia económica a las víctimas, aunque según un vocero gubernamental "no hay suficiente dinero en el mundo como para compensar a las víctimas por el daño y el dolor que ha causado esta tragedia."

                 GANARAN LA DEMANDA

                 Tal vez sí, tal vez no. La comunidad de Walkerton ha obtenido los servicios de uno de los mejores bufetes de abogados de Canadá y ha entablado juicio contra  el Premier Harris, contra el Ministerio del Ambiente y contra las autoridades  locales de salud pública por un BILLON de dólares (Mil millones de dólares)  por daños y perjuicios, y los expertos legales y judiciales pronostican que Walkerton ganará el juicio.

                 Hay un contundente precedente judicial: los canadienses -que normalmente no  litigan con la ferocidad con que ocurre en los Estados Unidos- lograron una extraordinaria victoria en las cortes federales el año pasado después de quem miles de ellos resultaron enfermos de hepatitis B al haber recibido transfusiones  de sangre contaminada. La Cruz Roja de Canadá, entre otras compañías, se vio  obligada a renunciar a la colección de sangre en el país y el gobierno todavía  continúa pagando cientos de millones de dólares en daños como resultado de la  decisión de la Corte Suprema de Canadá.

                 EXPERIENCIA ALECCIONADORA

                 Mientras tanto, Walkerton continúa sin agua propia. La gente de Canadá y de  los Estados Unidos, al igual que muchas compañías, supermercados e industrias e estos países, en un extraordinario despliegue de generosidad y de solidaridad, siguen donando a diario millones de galones de agua embotellada a los  residentes del pueblo, cuyas escuelas y negocios permanecen cerrados desde el 24 de mayo.

                 Se menciona esto solamente para ilustrar que no solamente en Nicaragua pecan os gobernantes responsables de ingenuidad y de apatía al ignorar el potencial de  un problema en desarrollo como lo es Tiscapa. La experiencia de Canadá demuestra que nadie está exento de catástrofes y que éstas no son el patrimonio del tercer mundo, aunque la tasa de desnutrición en Nicaragua convierte al ciudadano en un candidato más susceptible a tragedias de esta naturaleza.

                 Sin embargo, la problemática de Tiscapa va mucho más allá de lo "histórico" o "lindo" que es la laguna donde tantos nicaragüenses nadábamos, a menudo a espaldas de nuestros padres, en aquellos días cuando la vida y el agua eran cosas más sencillas y menos contaminadas que en la actualidad. Por supuesto que los argumentos estéticos tienen su validez pero estos son secundarios a los daños que este potencial foco de enfermedades mortales puede causar a los capitalinos y a la obligación legal y moral del actual Gobierno a remediar esta  situación en la brevedad posible y antes de que ocurra otra catástrofe similar a la de Walkerton, Ontario o a la del huracán Mitch. La situación de Tiscapa demanda voluntad política y conciencia ciudadana. Está en juego la salud del contribuyente y especialmente la salud de la gente más inocente que es la que  resulta mayormente afectada por el impacto de la e-coli: los ancianos, los niños  y los desnutridos.

                 SUGERENCIA PELIGROSA

                 La sugerencia de Eddy Gómez de "limpiar la nata" podría ser sumamente  peligrosa para la salud de los voluntarios involucrados. Según los científicos specializados en esta cuestión, no es necesario beber el agua para que se  transmita la bacteria e-coli. Basta con tocarla y luego pasarse las manos por la boca para resultar infectado. En Canadá rutinariamente se ordena el cierre de  piscinas y de playas al momento que se detectan heces de niños o de adultos para evitar que otros nadadores resulten infectados por el e-coli al estar en el menor contacto con el agua.

                 No sería remoto, por lo tanto, que la "nata" de Tiscapa contenga dicha bacteria. Sin previo examen del nivel de contaminación Gómez y sus amigos, con todas las buenas intenciones del mundo, dejarían de intentar la limpieza y no  exponerse innecesariamente a las graves consecuencias del e-coli u otra bacteria en la laguna que prive a Nicaragua de su candidatura política.

  El acceso a Tiscapa debería prohibirse hasta que no se haya comprobado científicamente que está libre de contaminación y peligro. Finalmente el  gobierno del Presidente Alemán debe de formular leyes para que se proceda a limpiar la laguna y sus laderas, desviar las corrientes de inmundicias que acarrean el agua que desemboca en la misma después de las lluvias, establecer fuertes multas para los que arrojen basuras en las cercanías o dentro de Tiscapa y crear una moderna planta de purificación para prevenir permanentemente la  posibilidad de una catástrofe ecológica y humana.

                 Pastor Valle-Garay



CAPÍTULO I
INTRODUCCIÓN

La cuenca sur del Lago de Managua es una cuenca prioritaria dentro de los planes nacionales que tienen como objetivo principal el control de la escorrentía y la reducción de la erosión, especialmente en el caso de la ciudad de Managua, que se ha visto afectada en su infraestructura por la falta de las intervenciones adecuadas, lo mismo que el Lago de Managua, por las cantidades de sedimentos que anualmente se vierten en el mismo.

El sistema de drenaje pluvial está constituido por un conjunto de cauces que en la parte alta corren paralelos, en estado natural, con dirección de Sur a Norte, respaldado con un sistema de protección de los mismos en la parte media, basado en pequeñas presas de tierras y cortinas, con el objetivo de regular las aguas que bajan y servir de barrera para la captación de sedimentos. En su parte media y baja los cauces han sido revestidos con concreto, piedras y otros materiales estables, sin embargo, debido al cambio de uso de la tierra muchos de ellos presentan deficiencias hidráulicas.

En el año 1980 se construyó el cauce interceptor Tiscapa, con el objetivo de interceptar las aguas de los cauces de Jocote Dulce y Los Duartes, y posteriormente, las del cauce de San Isidro de la Cruz Verde, para descargar todas estas aguas y sus sedimentos en la Laguna de Tiscapa.

En 1982, el Instituto de Recursos Naturales y el Ambiente (IRENA) creó el Proyecto de Control de Erosión de Managua (PCEM) el cual impulsó tres actividades: reforestación, control de cauces y construcción de terrazas de bordo. El PCEM mostró varias limitaciones en su aplicación, entre las que cabe destacar dos: se estimuló muy poca la participación de la población, y la falta de una visión sistemática de los problemas de los agricultores. A pesar de ello el PCEM sentó las bases para la implementación de una nueva etapa de manejo de la Cuenca Sur.

En 1985 la empresa Shawinigan-Lavalin elaboró el Estudio del Manejo del Sistema de Drenaje Pluvial de la Ciudad de Managua a Nivel Preliminar, en el cual se analizan las variaciones espaciales y temporales de las tormentas, se elaboraron curvas de intensidad-duración- frecuencia, se calcularon hietrogramas y se aplicó el programa HYMO para determinar los caudales de diseño de distintos tramos de interés, considerando incluso las micropresas existente a esa fecha, y además, se efectuaron estimaciones de la producción de sedimentos.

La Reserva Natural Laguna de Tiscapa, fue declarada área protegida, a través del Decreto No 4291 del 31 de Octubre de 1991 “Declaración de Áreas Protegidas en Varios Cerros y Macizos Montañosos, Volcanes y Lagunas del País”, publicado en La Gaceta No 207 del cuatro de Noviembre de 1991. Con fecha 25 del mes de Abril de 1996, fue declarada mediante Decreto No 6-96 “Parque Histórico Nacional Loma de Tiscapa”. Posteriormente, mediante Decreto No. 35-2003 del 12 de Abril de 2003, se modifica el decreto original en cuanto a la composición de la Comisión Administradora y sus atribuciones.

En 1995, La Fundación Nicaragüense para la Conservación y el Desarrollo (FUNCOD) preocupada por el deterioro ambiental acelerado en la Cuenca Sur del Lago de Managua, decide desarrollar un proyecto ambientalmente sostenible y con participación de la población denominado Conservación de Suelos y Agricultura Sostenible de la Microcuenca D de la Cuenca Sur del Lago de Managua. Dicho proyecto fue financiado con fondos provenientes del contravalor del Programa PL-480, Título III, teniendo una duración de tres años.

Este proyecto se propuso como objetivos en desarrollar una experiencia piloto de manejo adecuado de cuencas hidrográficas, con participación activa de la población rural, enmarcado en el concepto de agricultura y desarrollo forestal sostenibles, por una parte, y el implementar medidas de mitigación para reducir los riesgos de deterioro de los principales recursos en puntos críticos de la microcuenca D, causados por el uso irracional de los suelos y la explotación del bosque, por la otra.

En Septiembre de 1995, la empresa ABT Associates Inc. en conjunto con CISCONCO Ingenieros Consultores y Camp Dresser & McKee Inc. concluyeron el Estudio de Factibilidad del Programa de Manejo de la Cuenca del Lago de Managua. En el volumen correspondiente al manejo de los recursos naturales y el sistema de drenaje pluvial de la cuenca sur, analiza a nivel de detalle el drenaje pluvial Managua. Se actualizaron los registros pluviométricos y se hizo un nuevo análisis de las curvas de intensidad-duración- frecuencia, las que se usaron en un modelo similar al de Shawinigan-Lavalin.

El principal problema de la laguna es de contaminación. Desafortunadamente, la calidad de sus aguas se ha ido deteriorando debido a los vertidos de un cauce, construido en la década de los 80 con el objetivo de evitar las inundaciones de los barrios de las planicies al sudoeste de la laguna en la época de invierno, con la terrible consecuencia de que a lo largo de su recorrido, va arrastrando troncos de árboles, animales muertos, basuras y mucho lodo, sin que las autoridades nacionales ni locales, ni las organizaciones de la sociedad civil, hayan podido remediar esta situación que atenta contra el ornato de la ciudad, la salud de la población y las posibilidades del desarrollo turístico de la laguna.

A mediados del 2003, la Alcaldía Municipal de Managua organizó un taller participativo para analizar los términos de referencia para la contratación de una consultoría que elaborara el Plan de Manejo de la Reserva Natural Laguna de Tiscapa, con la participación de representantes de instituciones y organizaciones relacionadas con la recuperación de la Laguna de Tiscapa.

A finales de ese mismo año, se seleccionó a la firma nicaragüense Fiallos & Asociados para emprender los estudios del Plan de Manejo, utilizando fondos del Programa Socioambiental y de Desarrollo Forestal (POSAF) del Ministerio del Ambiente y los Recursos Naturales (MARENA), provenientes del un préstamo del Banco Interamericano de Desarrollo (BID), así como fondos propios de la Alcaldía de Managua.
 

CAPÍTULO II
MARCO GENERAL DE REFERENCIA

2.1 Marco Legal Relevante
2.1.1 La Constitución Política de la República
La Constitución Política contiene varios artículos que están relacionados con el trabajo de planificación en un área protegida, los que deben ser observados por cuanto establecen alcances y límites en cuanto al ambiente, los recursos naturales y la propiedad de la tierra, aspectos estrechamente vinculados con la planificación de las áreas protegidas. Otorga a los nicaragüenses el derecho de habitar en un ambiente saludable y declara que es obligación del Estado la preservación, conservación y rescate del medio ambiente y de los recursos naturales. Las áreas protegidas contribuyen a hacer efectivo ese derecho y materializan la función directiva del Estado en la declaración, planificación y manejo de las mismas.
La Constitución enfatiza en esta última función al declarar que los recursos naturales son patrimonio nacional y cuando reitera que la preservación del ambiente y la conservación, desarrollo y explotación racional de los recursos naturales corresponden al Estado.

La gran mayoría de las tierras que se encuentran en áreas protegidas, son propiedad de particulares, de manera que no se puede obviar o ignorar este hecho durante el proceso de planificación y manejo. Al respecto, la Constitución garantiza el derecho de propiedad privada de los bienes muebles e inmuebles y de los instrumentos y medios de producción, con lo que reconoce los derechos de los dueños de las tierras que están incluidas dentro de las áreas protegidas legalmente establecidas. Posteriormente señala algunas restricciones a estos derechos, al referirse a la función social de la propiedad por razones de utilidad pública o interés social, lo cual significa que los propietarios no pueden contraponerse a la declaración de sus tierras como área protegida ni tampoco a su planificación y manejo como tal.

Finalmente retoma el tema de la propiedad al declarar que el Estado garantiza la coexistencia democrática de las formas de propiedad pública, privada, cooperativa, asociativa y comunitaria.

2.1.2 La Ley General del Medio Ambiente y los Recursos Naturales
Esta ley establece las normas para la conservación, protección, mejoramiento y restauración del medio ambiente y los recursos naturales, asegurando su uso racional y sostenible, de acuerdo a lo señalado en la Constitución Política. Mediante esta ley se crea el Sistema Nacional de Áreas Protegidas
Entre los objetivos de la ley que se relacionan con el proceso de planificación y manejo de las áreas protegidas, se encuentran los siguientes:

a) La prevención, regulación y control de causas y actividades que originen deterioro del medio ambiente y contaminación de los ecosistemas.

b) Establecer los medios, formas y oportunidades para una explotación racional de los recursos naturales.
c) Fortalecer el Sistema Nacional de Áreas Protegidas.

d) Garantizar el uso y manejo racional de las cuencas y sistemas hídricos.
Señala también la ley, los principios rectores a los que debe sujetarse el desarrollo económico y social del país, así:

a) El ambiente es patrimonio común de la nación y constituye una base para el desarrollo sostenible del país.

b) El derecho de propiedad tiene una función social-ambiental que limita y condiciona su ejercicio absoluto, abusivo y arbitrario, de conformidad con las disposiciones de la presente ley.

c) La libertad de los habitantes, en el ámbito de las actividades económicas y sociales, está limitada y condicionada por el interés social, de conformidad con la Constitución Política, la presente ley y otras.

Establece los principios que deben observar las instancias responsables de la formulación de las políticas ambientales y las normas técnicas, de la siguiente manera:

a) Del equilibrio de los ecosistemas dependen la vida y las posibilidades productivas del país.

b) Los ecosistemas y sus elementos deben ser aprovechados de manera que se asegure una productividad óptima y sostenida, compatible con su equilibrio e integridad.

c) La prevención es el medio más eficaz para evitar los desequilibrios ecológicos.

d) El aprovechamiento de los recursos naturales renovables debe realizarse de manera que asegure el mantenimiento de su biodiversidad y renovabilidad.

e) La explotación óptima de los recursos naturales no renovables evita la generación de efectos ecológicos adversos.

La ley señala como objetivos fundamentales para el establecimiento y declaración de las áreas naturales protegidas, los siguientes:

a) Preservar los ecosistemas naturales representativos de las diversas regiones biogeográficas y ecológicas del país.

b) Proteger cuencas hidrográficas, ciclos hidrológicos, mantos acuíferos, muestras de comunidades bióticas, recursos genéticos y la diversidad genética silvestre de flora y fauna.

c) Favorecer el desarrollo de tecnologías  apropiadas para el mejoramiento y aprovechamiento racional y sostenible de los ecosistemas naturales.

d) Proteger paisajes naturales y los entornos de los monumentos históricos, arqueológicos y artísticos.
f) Promover las actividades recreativas y de turismo en convivencia con la naturaleza.

g) Favorecer la educación ambiental, la investigación científica y el estudio de los ecosistemas.

En cuanto a la participación ciudadana en el proceso de planificación y manejo de las áreas protegidas, el Arto. 19 de la ley establece que se incorporará y transformará a los habitantes de áreas protegidas en los verdaderos vigilantes de esos sitios, garantizándoles de parte del Estado todos los derechos y garantías a que tienen derecho los nicaragüenses.
En relación al rol del MARENA, establece que todas las actividades que se desarrollen en áreas protegidas, obligatoriamente se realizarán conforme a planes de manejo supervisados por el MARENA, los que se adecuarán a las categorías que para cada área se establezca. Sobre este mismo aspecto define que la normación y control de las áreas protegidas estará a cargo del MARENA, quien podrá autorizar la construcción de estaciones de servicios e investigación, así como dar en administración las áreas protegidas propiedad del Estado a terceros, siempre que sean personas jurídicas nicaragüenses sin fines de lucro, bajo las condiciones y normas que sobre la materia se establezca en el respectivo plan de manejo   Por otra parte enfatiza en la necesidad de participación de la sociedad civil, al establecer que tanto en la consecución de los objetivos de protección como en la gestión y vigilancia se procurará integrar a la comunidad. (Arto. 21 y 22)
La ley reafirma las condiciones de sujeción del derecho privado respecto del bien social y la utilidad pública, en el sentido de que todas las tierras de propiedad privada situadas en áreas protegidas están sujetas a las condiciones de manejo establecidas en las leyes que regulen la materia. Los derechos adquiridos de los propietarios que no acepten las nuevas condiciones que se establezcan estarán sujetos a declaración de utilidad pública, previo pago en efectivo de justa indemnización. También adjudica calidad definitoria a los planes de manejo cuando determina que se establecerán zonas de amortiguamiento alrededor de las áreas protegidas en las dimensiones y con las limitaciones de uso estipuladas en el respectivo Plan de Manejo. (Arto. 23 y 24)

2.1.3 El Reglamento de Áreas Protegidas de Nicaragua
Este reglamento es un instrumento que recoge los principales aspectos de interés regulatorio, estableciendo los procedimientos para la declaratoria de nuevas áreas protegidas, las directrices para su administración según sus categorías de manejo, sus objetivos de manejo, la tenencia de la tierra, la vigilancia y el control, los incentivos y las sanciones aplicables.
Define la composición del Sistema Nacional de Áreas Protegidas (SINAP), el cual se integra por las áreas protegidas estatales, los parques ecológicos municipales y el conjunto de reservas privadas, y afirma que el MARENA a través de la Dirección de Áreas Protegidas (DGAP), es el ente rector del SINAP.
A esta última instancia le otorga la potestad de elaborar normas, reglamentos y procedimientos específicos para regular en forma técnica el manejo y uso de las áreas protegidas, así como de los Parques Ecológicos Municipales y las Reservas Privadas que conforman el SINAP. También determina que toda área del SINAP, deberá contar con un Plan de Manejo que oriente su desarrollo a corto, mediano y largo plazo.

2.1.4 Manual Metodológico para la Elaboración de Planes de Manejo de las Áreas Protegidas de Nicaragua
Este manual refleja misión de la DGAP-MARENA en cuanto a la tarea de llevar a efecto una planificación integral, sistémica. Incorpora la definición de una metodología para la elaboración de planes de manejo, con base en una conceptualización moderna que incluye como ingredientes fundamentales, la lógica procesal, el análisis técnico-científico, la participación de la sociedad civil y de los gobiernos locales,  y la capacidad de control y seguimiento por parte de la institución regente del SINAP.
Este manual metodológico tiene como propósito principal, guiar el esfuerzo urgente e ineludible que se debe hacer para dotar a las áreas protegidas de sus respectivos planes de manejo, que definan su operación de manera que cumplan, en forma clara y eficiente, con los objetivos de conservación de la biodiversidad al tiempo que se incorporan al esfuerzo de desarrollo sostenible del país.

2.1.5 Norma Técnica Ambiental para Lagunas Cratéricas.
Esta norma tiene por objeto establecer las especificaciones técnicas para la protección y conservación de las lagunas cratéricas y la calidad natural de sus aguas, que por su condición natural las hacen susceptibles a la degradación. La norma es de obligatorio cumplimiento para las personas naturales o jurídicas que intervienen o realizan actividades en las lagunas cratéricas. En esta norma se establecen las especificaciones técnicas que deben reunir las construcciones y obras de infraestructura, el manejo de los desechos sólidos y líquidos, así como la protección de los recursos naturales en las lagunas cratéricas.
2.1.6 Política Nacional de Humedales

Esta política a través de sus principios instituye que los ecosistemas de humedales son patrimonio común de la sociedad y por tanto, el Estado y todos los habitantes tienen el derecho y el deber de asegurar su uso sostenible, su  accesibilidad  y su calidad. Para promover la conservación de los ecosistemas de humedales,  estos deberán ser integrados en planes y programas de desarrollo económico y social del país, especialmente dentro de la perspectiva de manejo integrado de cuencas hidrográficas. Por otra parte, indica que la gestión de los ecosistemas de humedales es global y transectorial y debe ser compartida por las distintas instituciones de gobierno, los gobiernos municipales y la sociedad civil.  Referente a las actividades que se realicen en los ecosistemas de humedales, estos deberán de mantener el equilibrio natural, las funciones ecológicas del ecosistema y armonizar los intereses de las comunidades con la conservación de estos recursos.

2.1.7 Ley de Municipios y su Reglamento.
Esta ley establece que el municipio es la unidad base de la división político administrativa del país, el cual se organiza y funciona con la participación ciudadana, teniendo como elementos esenciales el territorio, la población y su gobierno. Define a los municipios como Personas Jurídicas de Derecho Público con plena capacidad para adquirir derechos y contraer obligaciones.
Se consigna que la Autonomía Municipal es el derecho y la capacidad efectiva de las municipalidades para regular y administrar, bajo su propia responsabilidad y en provecho de sus pobladores, los asuntos políticos que la Constitución y las leyes le señalen. La Autonomía Municipal es un principio consignado en la Constitución que no exime al poder ejecutivo ni a los demás poderes del estado de sus obligaciones y responsabilidades para con los municipios.
Establece además que los gobiernos municipales tienen competencia en todas las materias que incidan en su desarrollo socioeconómico y en la conservación de los recursos naturales de su circunscripción territorial. Específicamente, les compete el desarrollar, conformar y controlar el uso racional del medio ambiente y los recursos naturales como base del desarrollo sostenible del municipio, fomentando iniciativas locales en estas áreas y contribuyendo a su monitoreo, vigilancia y control, en coordinación con los entes nacionales correspondientes.
Respecto a los recursos naturales, se le asigna a los municipios, entre otras atribuciones, la declaración y el establecimiento de parques ecológicos municipales para promover la conservación de los mismos, todo en coordinación con el Ministerio del Ambiente y los Recursos Naturales.

2.2 Lineamientos de Política Institucional
La Política Ambiental de Nicaragua se establece con el propósito de orientar el accionar coherente de la administración pública, en sus niveles central, regional y municipal, así como la actuación de las organizaciones civiles y de la población nicaragüense en general, a fin de preservar, mejorar y recuperar la calidad ambiental propicia para la vida, garantizando una gestión ambiental armonizada con el crecimiento económico, la equidad social, el mejoramiento de la calidad de vida y la preservación sustentable del medio ambiente.
La Política Ambiental de Nicaragua, en los lineamientos generales indica que el Estado velará por la protección, desarrollo, manejo y conservación  del Sistema Nacional de Áreas Protegidas propiciando su  valoración ecológica, social y económica para la conservación de la biodiversidad, protección de las fuentes de aguas, prevención de desastres naturales y desarrollo de alternativas económicas. El objetivo principal es el de mejorar y fortalecer la protección y administración del Sistema Nacional de Áreas Protegidas (SINAP), con una base realista y de acuerdo con la capacidad ejecutoria del Estado y la situación económica del país.
Esto incluye, la revisión y perfeccionamiento de la legislación relativa al establecimiento, normación y administración del SINAP; el ordenamiento de la situación de la tenencia de la tierra en las Áreas Protegidas (AP) y la demarcación en el terreno de sus linderos; el mejoramiento de la administración de las Áreas Protegidas prioritarias y el desarrollo de investigación y educación ambiental en las mismas.
La Dirección General de Áreas Protegidas (DGAP) ha establecido como lineamientos de política el manejo y la planificación, la participación ciudadana y el enfoque de género, el aprovechamiento y beneficio social de los recursos naturales y la biodiversidad, la descentralización y desconcentración a nivel organizativo y operativo, la información y monitoreo en la gestión de los recursos ambientales, la preservación del patrimonio nacional, la autosotenibilidad para financiar las operaciones de cada área protegida, la conservación y el uso sostenible de la biodiversidad, la coordinación interinstitucional y las alianzas con distintos actores y una atención mayor a las contribuciones de los servicios ambientales.
En 1996 hubo un avance cualitativo en cuanto a la conceptualización de las áreas protegidas, considerándolas como el principal medio para la conservación in situ de la biodiversidad. Esto quedó reflejado de manera directa conforme a la ley, en el documento de la Estrategia Nacional de Conservación y los Planes de Acción Ambiental y Forestal, que en la actualidad sirven de marco de referencia y aplicación obligatoria, a la ejecución de los planes de desarrollo sectoriales que ejecutan las diferentes instancias gubernamentales y la sociedad civil.
Como resultado, en la actualidad, las áreas protegidas son consideradas en los planes de ordenamiento territorial y sus zonas de amortiguamiento son consideradas como parte integral de dichas áreas protegidas, según lo establece la Ley General del Medio Ambiente y los Recursos Naturales.
El Reglamento de Áreas Protegidas, definió los lineamientos y contenidos de los planes de manejo para las áreas protegidas y el SINAP publicó posteriormente el Manual Metodológico para la Elaboración de Planes de Manejo en Áreas Protegidas, donde se enuncian los lineamientos metodológicos generales para la elaboración de planes de manejo de las mismas.

2.3 Categoría de Manejo
La Ley General del Medio Ambiente, en su Artículo 20, en su inciso 7, señala que las categorías de áreas protegidas reconocidas son las siguientes:
1. Reserva Natural
2. Parque Nacional
3. Reserva Biológica
4. Monumento Nacional
5. Monumento Histórico
6. Refugio de Vida Silvestre
7. Reserva de Biósfera
8. Reserva de Recursos Genéticos
9. Paisaje Terrestre y Marino Protegidos
Por otra  parte el Artículo 8 del Reglamento de Áreas Protegidas de Nicaragua, expone cuatro aspectos definitorios de la categoría de manejo de cada área protegida, indicando que su manejo debe ajustarse a las disposiciones correspondientes.
Estos cuatro aspectos son:
a- La descripción general del área protegida
b- Los objetivos de manejo
c- Los criterios para la designación
d- Las directrices para la administración
La Guía Metodológica a su vez recomienda tener en cuenta todos estos aspectos durante el proceso de elaboración de un plan de manejo, cuidando de guiarse por aquellas características, objetivos, criterios que se aplicaron para la designación y las directrices para la administración que correspondan a la categoría de manejo a que pertenezca el área que es objeto de planificación.
El área protegida Laguna de Tiscapa tiene por ley la categoría de manejo de reserva natural, por lo que se procedió a revisar estos criterios que se resumen a continuación
Efectivamente la Laguna de Tiscapa cuenta con la mayoría de las características requeridas en los cuatro aspectos definitorios que corresponden a la categoría de manejo de reserva natural. Probablemente en los aspectos descriptivos, la extensión de la misma no encaja dentro de esta categoría.

2.4 Particularidades del Área Protegida
2.4.1. Valores relevantes socioculturales.
El nombre Tiscapa es origen Náhuatl Uticapa de Techcath piedra de sacrificios; de atl, agua y de pan en; significa "En el agua de la piedra de los sacrificiosy en lengua Mexicana Atexcapa significa lugar del charco.
Señalaremos varias versiones de los cronistas acerca de las leyendas y misterios acerca de la Laguna de Tiscapa: La primera es que fue lugar para sacrificios humanos en tiempos antiquísimos de nuestros primitivos pobladores de la región de Managua.También que en Uticapa (Tiscapa) existe otra serpiente que cuando sale deja ver en la cabeza dos prolongados cuernos y en medio de éstos una cruz. Se asegura que la serpiente sale a flote sólo un día de la Semana Santa y quien desea conocerla debe mantenerse oculto en la montaña que circunda a la laguna pues de lo contrario se sumerge inmediatamente.

Otro fenómeno extraño es que para 1931 abundaban los peces muertos en la orilla de la laguna y se sentía un marcado olor a azufre; el hedor era tan insoportable que el gobierno ordenó investigar este sorprendente cambio, pero la lentitud administrativa y el terremoto de marzo del 31 impidieron los estudios en varias ocasiones desde esa fecha han aparecido remolinos o borbollones en medio de las aguas, específicamente en el mes de febrero en que la temperatura del agua es bastante elevada. Las lavanderas afirman que igualmente en años muy antiguos no concurrían a sus menesteres de limpieza de ropa durante el período de convulsión interna o que la lagun, se "enferma" periódicamente. Otro es que el agua de Uticapa presenta tres fenómenos, el primero es cuando la laguna enferma si alguien llega a bañarse con alta fiebre, ésta le baja inmediatamente la temperatura; el segundo que el baño después de haber sido tomado debilita bastante a la persona que se encuentra convaleciente y el tercero es que poco a poco va atrayendo hacia adentro al bañista que si éste no advierte el peligro de ser chupado, como se dice, perece en sus aguas.
Muchos afirman que esta es una laguna embrujada, casi todos los años perecen ahogadas une o dos personas como un tributo que cada unu paga a la laguna que retiene dos días el cadáver; mientras la serpiente con la punta de la cola se la introduce en la nariz del difunto y ésta le extrae toda la sangre. Según datos estadísticos las víctimas llegan a centenares.
Cerramos la historia de Tiscapa con la hermosa leyenda que se refiere a este bello ojo de agua, que ha visto desfilar la historia, que es testigo del progreso de Nicaragua y que constituye uno de los adornos más sugestivos de nuestra hermosa capital; aún quedando muchos misterios que descubrir.

No existen registros  de que la laguna haya estado sometida a algún tipo de manejo, o al menos estado bajo el cuido de alguna institución estatal u organización civil.
Los pobladores más viejos de la parte sur de su cuenca, recuerdan que llevaban a sus ganados durante la época seca a tomar agua a las riberas de la laguna. También evocan que alrededor de los años cincuentas, todavía acudían mujeres y niños, que se dedicaban a lavar ropa por cuenta de terceras personas.
La Laguna de Tiscapa fue durante décadas un sitio de entretenimiento para una gran cantidad de ciudadanos de Managua, especialmente utilizada por aquellos dedicados a la natación deportiva. Los ciudadanos de mediana edad rememoran los tiempos en que en sus aguas se entrenaban los socorristas y buzos de la Cruz Roja Nicaragüense.
La falta de control en el manejo de la misma y la ausencia de una estructura de vigilancia y de guardavidas, por otra parte, tuvo como consecuencia la muerte por ahogamiento de una buena cantidad de personas cada año. A partir del inicio del proceso de contaminación, los visitantes a la laguna desaparecieron por completo, quedando a merced de los cazadores furtivos y de personas del bajo mundo, que aún persisten en sus laderas.
Durante la década de los ochenta, funcionó un escenario flotante, en la parte norte, donde se construyó un anfiteatro con capacidad para unas mil personas, lugar donde se celebraban festivales musicales. En un año (fecha) en que el nivel de las aguas subió por encima de su nivel tradicional, el mencionado escenario se hundió, terminando así con todas las actividades culturales que se habían convertido en una tradición para la población de la capital.
La historia de la laguna también está estrechamente vinculada con la historia de las luchas del pueblo nicaragüense en su afán de alcanzar su verdadera independencia y autodeterminación, ya que además de encontrarse en la altura más prominente de su cráter la Casa Presidencial de sucesivos gobiernos represivos, también se encontraban cárceles y salas de torturas, donde fueron sometidos a toda clase de vejámenes y muerte, cantidad de ciudadanos heroicos que luchaban por la causa de la libertad.
El terremoto de Managua de 1972 destruyó la Casa Presidencial y otras instalaciones militares que se encontraban en sus alrededores, quedando toda esa área abandonada, pero resguardada por personal del Ejército y la Policía Nacional, hasta el año de 2001, en que la Alcaldía de Managua tomó bajo su cargo la restauración del área, siendo nuevamente abierta al público a partir de esa fecha.
El conjunto de la laguna con el monumento histórico conforma un valor histórico y cultural de incalculable valor para la comuna de Managua.

2.4.2 Valores relevantes naturales.
La parte superior del cráter albergó también durante más de tres décadas la Casa Presidencial de la república, lugar privilegiado de la ciudad, dado que por su altura predominante, ofrece una visión paisajística excepcional de la capital y sus alrededores, incluido el Lago de Managua y las colinas y cerros de la Península de Chiltepe.
El paseo que circunda la parte oriental de borde superior de la laguna ofrece una vista preciosa del espejo de agua y de la vegetación que crece en las laderas del cráter.
Sin duda alguna, el valor natural más importante, es el hecho mismo de que la laguna y su cráter constituyen un ecosistema único, con su propias características de flora y fauna, situada en medio de una ciudad, con relevancia geológica de consideración, ya que es atravesada por de una de las fallas geológicas de mayor impacto en los procesos tectónicos que continuamente afectan la capital.

2.4.3 Procesos emergentes.
A partir de 1980, año en que se inició la deposición de aguas pluviales, sedimentos y  basuras por parte del cauce interceptor Tiscapa, la laguna se ha visto sometida a procesos de asolvamiento, contaminación biológica, deterioro de las características físico-química de las aguas y almacenamiento de desechos sólidos y  basura de toda clase.
Todos estos procesos han contribuido a la disminución de la biodiversidad del ecosistema, tanto de la ictiofauna, como de la flora y fauna terrestre, continuamente amenazada por los incendios forestales en sus laderas y por los cazadores furtivos, especialmente por pequeños grupos de jóvenes.
La falta de un control de los accesos a la laguna, también ha permitido que la laguna se convierta en guarida de delincuentes y drogadictos, incluida la presencia parejas que pernoctan en sus riberas.

2.4.4 Potencialidades especiales
Atractivo turístico
La Laguna de Tiscapa ha sido un recurso natural de especial belleza  que ha estado en abandono la mayor parte de las últimas décadas, habiéndose desaprovechado su potencial, especialmente a su potencial turístico. Es un recurso que ha estado completamente subutilizado de forma permanente, siendo talvez la excepción el aprovechamiento que durante los ochenta se le dio en el campo de la cultura, con el funcionamiento del anfiteatro y su escenario flotante.
Recientemente la Alcaldía de Managua ha tomado posesión de la parte histórica, habiendo rehabilitado las ruinas de la antigua Casa Presidencial, además de haber iniciado la preparación del presente plan de manejo.
Sin embargo, los atractivos turístico van más allá, pudiendo desarrollarse paseos en botes de remos, la rehabilitación del anfiteatro, mejoramiento del paseo en el borde superior, la instalación de un sistema de cables tipo canopy y la habilitación de un sendero con fines ecoturísticos. En un momento dado en que la rehabilitación de sus aguas de encuentre terminada, podrán reiniciarse las tradicionales competencias de natación.

Provisión de agua para la población de la ciudad
Se tiene conocimiento de que a principios del siglo pasado se tuvo a la laguna como una potencial fuente de abastecimiento de agua potable para la ciudad. También se conoce que a mediados de los ochentas, investigadores que estudiaban la posibilidad del flujo de las aguas subterráneas desde el Lago de Managua hacia la Laguna de Asososca, se cuestionaban acerca del porqué nunca se habían utilizado las aguas de Tiscapa para el abastecimiento de la ciudad.

Protección de cuencas hidrográficas
La problemática de la sedimentación del Lago de Managua se origina con el mal manejo que a lo largo de años se ha dado a la cuenca del mismo, hoy conocidas como Cuenca Norte y Cuenca Sur del mismo, siendo la problemática asociada a la Cuenca Sur de especial relevancia, dada su vinculación con los desastres naturales, especialmente inundaciones, que tradicionalmente ha sufrido la capital. La microcuenca D de la Subcuenca II, ya ha estado sometida a iniciativas de manejo de cuencas y de obras de conservación de suelos, aparentemente, sin mayores beneficios sobre los ingresos de la población de la parte media y superior de la misma. Sin embargo, estudios realizados sobre el sistema de drenaje de la ciudad, reconocen que micropresas y otras obras de protección y estabilización de cauces han tenido efectos positivos en la reducción de los desastres.

Investigación científica y educación
La investigación científica tiene potencial al considerar el ecosistema completo de la laguna, con su vegetación de trópico seco, su sistema hídrico y su fauna terrestre y acuática. Es necesario establecer una estación hidrométrica para iniciar estudios bien sustentados sobre el comportamiento de los niveles del agua, así como mantener parcelas permanentes de medición de la vegetación.  Además, se debe montar todo el sistema de protección de incendios en las laderas.
En cuanto a la educación, se tiene la posibilidad de recibir a escolares a fin de que puedan aprender de las múltiples disciplinas que ofrece un área protegida, especialmente cuando se encuentra vinculada con un monumento histórico.

2.5 Gobiernos Locales
La discusión sobre la descentralización y sus implicaciones sobre el sistema político, el desarrollo del capital social y las decisiones vinculadas con el uso de recursos financieros, humanos y naturales ha adquirido gran relevancia en los últimos tiempos. La descentralización ha sido una respuesta a distintos factores en la búsqueda de reducir el peso del estado central y aumentar la eficiencia administrativa de la actividad pública, pero también ha implicado la posibilidad de democratizar los sistemas de decisiones sobre el uso de recursos públicos y la posibilidad de trasladar parte de los mismos hacia zonas marginadas. Las experiencias más comunes han estado dirigidas a promover la descentralización administrativa, la que usualmente implica transferir responsabilidades de planificación, captación de impuestos y prestación de servicios, desde el gobierno central a otros grupos al interior de los países.
En relación a la gestión de recursos naturales, hasta hace unas dos décadas atrás era aceptado que las comunidades y gobiernos locales eran responsables del deterioro de los recursos naturales y, para revenirlo, los gobiernos nacionales debían jugar un importante rol en la asignación y protección de esos recursos.
Actualmente esa perspectiva ha sufrido un cambio radical y existe mayor inclinación a considerar que la participación de los gobiernos locales en la gestión de los recursos naturales puede llevar a un más equitativo y sostenible manejo de los recursos naturales, aunque no en todos los casos ese necesariamente es el resultado final. La participación de los gobiernos locales ha sido reforzada por procesos de descentralización administrativa, pero ésta inevitablemente también se ha convertido en un proceso político porque implica también la redistribución del poder
Los argumentos en favor de la transferencia de responsabilidades hacia unidades políticas menores sostienen que las entidades centralizadas han fracasado en su intento de regular el uso de los recursos naturales debido a sus altos costos, su escasa presencia física en el territorio, y la baja motivación de su personal de campo, entre otros. Por eso, si se trasladan esas responsabilidades a los gobiernos municipales u otras formas de gobierno local, y se aseguran que ellos se beneficien de la fiscalización del uso de los recursos, estas entidades tendrán mayor capacidad y motivación para controlar el uso de dichos recursos. Además, la descentralización facilita la coordinación interinstitucional y los gobiernos municipales pueden ser mejores interlocutores para resolver las demandas de los actores locales sobre los recursos.
Los procesos de descentralización y desconcentración se vienen impulsando con éxito en el país desde hace algunos años, como una política de gobierno tendiente al fortalecimiento de las capacidades locales y al traslado de un número de responsabilidades y decisiones cada vez mayor a los gobiernos municipales, los que a su vez se han venido preparando, por medio de distintos programas, para asumir tales responsabilidades.
Una cantidad cada vez mayor de municipios cuentan con comisiones ambientalistas, con la inclusión de distintos sectores de la sociedad civil y del gobierno, las que son reconocidas como foros de discusión en asuntos relacionados con el manejo de los recursos naturales y, específicamente, en cuanto a la planificación y manejo de las áreas protegidas.
En el caso de la Laguna de Tiscapa, la participación del personal de la Dirección General del Ambiente de la Alcaldía de Managua ha sido determinante, desde su posición de liderazgo en la promoción de la elaboración del presente plan de manejo. Es de esta forma, que para la preparación de los términos de referencia necesarios para la definición del alcance del trabajo del plan de manejo y demás asuntos relacionados con la contratación del consultor que estaría a cargo de los trabajos, se efectuó un taller de especialistas y personas vinculadas con el tema, tanto del sector gobierno como de la comunidad científica, empresa privada, organizaciones ambientalistas y sociedad civil en general.

2.6 Sociedad Civil y Partes Interesadas.
El fundamento de una sociedad civil robusta es la existencia de oportunidades económicas y de libertades democráticas para todos los ciudadanos. En ese sentido, el fortalecimiento de la sociedad civil está vinculado al conjunto de políticas económicas y sociales que promuevan el empleo, el ensanchamiento de la base empresarial con énfasis en la pequeña y microempresa, la formación de capital humano, la erradicación de la pobreza, el fortalecimiento de las instituciones democráticas, la descentralización, la participación ciudadana, la protección de los sectores más vulnerables, la eliminación de las discriminaciones de género y otra índole, y el establecimiento de un ambiente institucional y normativo que permita el pleno ejercicio de los derechos cívicos.
La fortaleza de la sociedad civil es condición para la efectiva vigencia de la democracia y para alcanzar un desarrollo sustentable y equitativo. La mayor limitación al fortalecimiento de la sociedad civil en los países de la región radica en la exclusión socioeconómica de vastos sectores de la población, entre ellos las mujeres y los indígenas, y en la precariedad de las instituciones democráticas, incluyendo el sistema de partidos políticos, y por tanto del pleno ejercicio de los derechos económicos, sociales y políticos de los ciudadanos.
La participación ciudadana es un proceso histórico y cultural. No puede nacer con una simple ley o decreto. Aunque el derecho puede ayudar, es cualitativa y cuantitativamente más importante la práctica del proceso. La ley, se debe alimentar de los procesos sociales y de la evolución de los valores, tomarlos y regularlos, pero no puede crear la realidad.
La participación ciudadana es participación política, ya que significa la intervención directa de la ciudadanía en las actividades públicas, sin estar relacionada con la participación mediada por los partidos políticos ni con el ejercicio del derecho al voto. Por actividades públicas nos referimos a todas aquellas actividades que realiza el Estado en todas sus expresiones, tanto a nivel nacional como municipal.
La situación económica de nuestros pueblos y la necesidad de vías para el desarrollo hacen que se encuentre en la participación un mecanismo propulsor del desarrollo económico y social. Así, la participación es vista como un proceso a través del cual los individuos y la comunidad están activamente involucrados en todas las fases del desarrollo, lo que genera mayor equidad y sostenibilidad.
A partir de lo anterior se podría definir participación ciudadana como un "... proceso gradual mediante el cual se integra al ciudadano en forma individual o participando en forma colectiva, en la toma de decisiones, la fiscalización, control y ejecución de las acciones en los asuntos públicos y privados que afectan en lo político, económico, social y ambiental para permitirle su pleno desarrollo como ser humano y el de la comunidad en que se desenvuelve".
En términos sencillos la participación ciudadana quiere decir tomar parte en las decisiones públicas, lo que significa analizar, opinar, decidir, gestionar, apoyar y sugerir las soluciones a los problemas de nuestra localidad. En Enero de 2001, el gobierno central aprobó la Política Nacional de Participación Ciudadana, mientras se encuentra en proceso de aprobación la Ley de Participación Ciudadana.
En la elaboración del presente plan de manejo, además de las acciones preoperativas mencionadas en el acápite anterior, se ha tenido especial cuidado en obtener la participación activa de los distintos actores relacionados con el rescate y aprovechamiento de la laguna, incluidos funcionarios del gobierno central, gobierno municipal, pobladores de la parte media y superior de la microcuenca, comunidad científica, empresa privada y sociedad civil por medio de distintos instrumento de participación.
La opinión, el conocimiento y percepción del problema y la disposición de los pobladores a participar en actividades relacionadas con la solución de la contaminación de la laguna, se efectuó por medio de una encuesta socioeconómica, que a su vez logró una caracterización social de los pobladores y sus actividades económicas, así como de los principales problemas que enfrenta la población.
En adición a lo anterior se efectuaron tres talleres participativos de pobladores convocados a través de los líderes locales, en el que se presentaron los resultados de los estudios y la posición de cada comunidad en relación a la problemática de la laguna, en búsqueda de un compromiso de los productores en la participación de programas y acciones que requiere en proceso de recuperación de la laguna.
Los funcionarios de gobierno, líderes de la sociedad civil y comunidad científica fueron consultados por medio de entrevistas abiertas que llevó a cabo en equipo técnico del consultor.
Finalmente, se convocó a un taller de expertos, a fin de tener una participación más estrecha y compartida de personalidades y ciudadanos notables, a quienes se les presentó, además de los resultados de los estudios específicos y las memorias de los talleres, las propuestas técnicas contenidas en el borrador del plan de manejo. Las recomendaciones pertinentes que resultaron de los grupos de trabajo de este taller, fueron incorporadas en el estudio definitivo del plan de manejo.
 
 

CAPÍTULO III
DESCRIPCIÓN DEL AREA PROTEGIDA Y SU ENTORNO

3.1 Generalidades: Ubicación, Extensión y Creación Legal
La Laguna de Tiscapa se encuentra localizada dentro del casco urbano de la ciudad de Managua y cuenta con una extensión de 24.5 hectáreas, ubicada en la parte norte de la Microcuenca D, Subcuenca II, de la Cuenca Sur del Lago de Managua. (Cuadro 2).

Cuadro  SEQ Cuadro \* ARABIC 2. Coordenadas UTM de los puntos extremos de la Laguna de Tiscapa.Latitud (N)Longitud (E)Norte1 342 134579 312Sur1 341 714579 312Este1 341 955579 533Oeste1 342 009579 062
La laguna es de origen volcánico y ocupa el fondo de un antiguo cráter, con una superficie del espejo de agua de 14.98 hectáreas y una profundidad media estimada en 42 metros. Tiene una forma aproximadamente circula, con un eje mayor de 471 metros en dirección Este/Oeste y un eje menor de 419 metros en dirección Norte/Sur.
La Reserva Natural Laguna de Tiscapa, fue declarada área protegida, a través del Decreto No 4291 del 31 de Octubre de 1991 “Declaración de Áreas Protegidas en Varios Cerros y Macizos Montañosos, Volcanes y Lagunas del País”, publicado en La Gaceta No 207 del cuatro de Noviembre de 1991. Con fecha 25 del mes de Abril de 1996, fue declarada mediante Decreto No 6-96 “Parque Histórico Nacional Loma de Tiscapa”. Posteriormente, mediante Decreto No. 35-2003 del 12 de Abril de 2003, se modifica el decreto original en cuanto a la composición de la Comisión Administradora y sus atribuciones.

3.2 Caracterización de los Recursos Naturales
3.2.1 Características fisiográficas
La cuenca sur del Lago e Managua está conformada por cuatro subcuencas conocidas como las subcuencas Noreste, Oriental, Tiscapa y Occidental, las que pertenecen a las provincias fisiográficas Volcánica del Pacífico y Depresión Nicaragüense. (Cuadro 3)
El drenaje de la cuenca sur del Lago de Managua es de particular importancia ya que la escorrentía, en su camino hacia el Lago de Managua, atraviesa la ciudad de Managua, ocasionando problemas tales como acumulación de sedimentos en la ciudad, inundaciones de extensas áreas urbanas y deposición de desechos sólidos en el lago.
El sistema de drenaje de la cuenca está constituido por cauces caracterizados por patrones de drenajes paralelos, en estado natural en su parte alta y algunos revestidos en su parte media y baja. La parte media de la cuenca presenta un sistema de protección de cauces, constituidos por micropresas y cortinas, con el objetivo de regular las aguas que bajan a la ciudad, al tiempo que sirven de barrera para atrapar los sedimentos arrastrados hacia el lago, destino final de la escorrentía.
 

 La Subcuenca II tiene forma de abanico y nace en el parteaguas de El Crucero y Las Nubes, por el sur, y se desprende hacia el norte por un sistema de cañadas, cuestas, crestas, taludes, lechos de inundación y sedimentación, cárcavas y planicies hasta desembocar en el Lago de Managua o Xolotlán. Esta subcuenca drena totalmente a través de la ciudad capital hacia el Lago de Managua  y se divide fisiográficamente en siete microcuencas, que se distribuyen en un área de 208 km2 .
La microcuenca D, cuyo estudio es uno de los objetivos principales del presente Plan de Manejo, es  una de las más problemáticas en la Cuenca Sur, al presentar en una distancia de 22 kilómetros, una diferencia de alturas de casi 900 metros, entre la parte baja de la ciudad y las zonas altas de El Crucero. El área de la microcuenca D es de 23.1 km2, de los cuales 8.2 km2 (35%) corresponden al sector urbano y 14.9 km2 (65%) al sector rural. El rango de pendientes varía del 2% en el área de planicie, a mayores de 75% en la parte superior.
 
 

La red de drenaje presenta subdrenes paralelos que viajan de sur a norte en suelos frágiles, descargando directamente sobre la ciudad de Managua. La deforestación a que ha sido sometida, el mal uso de los suelos y el sistema de lluvias tropicales de alta intensidad, hacen que en la Cuenca Sur, y específicamente en la microcuenca D, se produzcan distintas manifestaciones de erosión hídrica, en el menor de los casos de forma leve y en las áreas mayores, de fuerte a severa. Se ha determinado mediante el análisis de mapas que la erosión leve se produce en un área de 176 ha, la erosión moderada en 122 ha, la erosión fuerte en 938 ha y la erosión severa en 35 ha. A esto se incluye un área de sedimentación de 89 ha. Este análisis excluye el área urbana en la que se ocasionan  frecuentes daños a la infraestructura, focos de enfermedades y en algunos casos pérdidas de vida humana.
Las formas del relieve y los pisos altitudinales dan origen a cuatro paisajes: Montaña, Pie de Monte, Planicies de Managua y Sistema Volcánico del Oeste, los cuales se dividen en sub-paisajes: crestas, cañadas, cuestas, colinas, cárcavas, calderas, cráteres, lechos, planicies, taludes y valles. (Cuadro 6)

3.2.2 Características geomorfológicas
Los rasgos predominantes del área son las prominencias alineadas de cerros  volcánicos pequeños, que se extienden desde Chiltepe hasta Motastepe. Entre éstos se intercalan algunas depresiones y lagunas cratéricas como Ticomo, Apoyeque, Xiloá, Asososca y Nejapa. El conjunto está ubicado sobre la falla de Nejapa, la cual intercepta en un ángulo de 55o a la fractura volcánica de los Maribios. Considerando el relieve se puede asegurar que se originan de tres maneras: aluvial, coluvial y volcánico.

En  la microcuenca D encontramos tres paisajes específicos: Pie de Monte de las Sierras de Managua, Planicie de Managua y el Sistema Montañoso de las Sierras de Managua.

3.2.3 Características geológicas y suelos
La mayoría de los suelos del área muestran la influencia volcánica tanto en el relieve alto accidentado, como en el de planicie. Los factores y procesos formadores que los han modelado son el vulcanismo, el tectonismo, la erosión y la sedimentación. A ello hay que sumar la acción del Lago de Managua por el efecto de hidromorfismo.
Las variaciones texturales dependen de los tipos de piroclástos, de su grado de desarrollo y de su posición geográfica en la cuenca. Estas varían desde la arenosa franca de los suelos provenientes de piroclastos más recientes, hasta las arcillosas, derivadas de lodos volcánicos.
En términos generales se considera que los suelos de la cuenca son bien drenados, con fertilidad aceptable. En su mayoría, sin embargo, tienen deficiencia en fósforo.
De acuerdo con la clasificación de suelos de los Estados Unidos de América (Soil Taxonomy of USDA 7a  Aproximación, los suelos de la Cuenca Sur  se clasifican en tres órdenes diferentes: Entisoles, Inceptisoles y Mollisoles.

Específicamente, la subcuenca II y la microcuenca D, tienen suelos del orden Mollisol, encontrándose una sola serie de suelos denominada serie Nejapa.

La serie Nejapa consiste en suelos que son en su mayoría moderadamente profundos, bien drenados, parduscos, con un estrato endurecido continuo pero fragmentado, derivado de cenizas volcánicas y se ubican en toda la subcuenca II.
Estos suelos tienen alta capacidad de humedad disponible. El contenido de materia orgánica es alto en el suelo superficial y moderado en el subsuelo. Están bien provistos de bases y saturación de bases en el subsuelo, siendo ésta mayor del 65%. El potasio asimilable es medio y el fósforo es bajo.

3.2.4 Características hidrológicas
La Cuenca Sur no tiene cursos de agua importante. Su sistema de drenaje está constituido por corrientes efímeras y por algunas permanentes de corto recorrido y bajo caudal, situadas en la zona de descarga del acuífero entre el Aeropuerto Internacional y la ciudad de Tipitapa. En la cuenca se localizan las lagunas de Tiscapa, Xiloá, Apoyeque, Asososca, Nejapa y Acahualinca, todas están ubicadas en cráteres volcánicos, con excepción de Acahualinca que se localiza en el margen sur del Lago de Managua.
El agua de escorrentía fluye desde las empinadas cuestas de las montañas del sur de la cuenca, atraviesa la planicie de la ciudad, para desembocar en el lago, produciendo inundaciones periódicas. Es necesario llevar a cabo una permanente actividad de control para evitar inundaciones y aumentar la infiltración hacia el acuífero subterráneo.
El manto subterráneo no es homogéneo, ya que en algunas zonas se encuentran áreas de muy baja permeabilidad, situadas a muy corta distancia de otras con alta permeabilidad.
La subcuenca Tiscapa drena sus aguas en dirección a la laguna del mismo nombre y se ubica en la parte central de la cuenca sur.  Tiene como límite al sur la parte alta de las Sierras de Managua y el municipio de El Crucero; al norte limita con la Laguna de Tiscapa; al este con la subcuenca Oriental y al oeste con la subcuenca Occidental.  Tiene un área de aportación de 23 km2  aproximadamente.  El 43% de su área se trasvasa hacia la subcuenca  Oriental, por medio de un túnel conocido como  trasvase los Robles, el cual está enmarcado en el plan de acción Salvación de la Laguna de Tiscapa.  En su parte más larga la subcuenca tiene una longitud de 11,800 m aproximadamente y en su parte más ancha de 3,100 m.
Los cauces principales de esta subcuenca, son el ramal San Isidro de la Cruz Verde, el ramal Jocote Dulce y el ramal Los Duartes.  La mayor parte de la escorrentía del ramal de San Isidro de la Cruz Verde es trasvasada al cauce Santo Domingo, en el cauce Oriental.  Sin embargo a pesar de la existencia de la obra de trasvase, la mayoría de la escorrentía de la subcuenca sigue fluyendo hacia la laguna de Tiscapa.
Por su ubicación en la zona central de la ciudad, esta subcuenca ha demandado más atención respecto al control de avenidas y retención de sedimentos.  Entre estas obras se citan la existencia de micropresas ya construidas, además rampas, cortinas, estructuras gavionadas, etc.  Los cauces revestidos son de adoquines y de piedra cantera repellada.

3.2.4.1 Cauce San Isidro de la Cruz Verde
Es el cauce principal y de mayor recorrido y dominio del área total de la subcuenca.  Tiene una longitud de 4,360 m. con pendiente en la zona alta por el orden del 10%; en la zona media las pendientes oscilan entre el 5% y 3% y en la parte baja o de descarga del 3% al 1%. Una  parte de su recorrido lo realiza por un cauce natural, observándose así solamente revestido una longitud de 3,164 m.  Su caudal es regulado por la Micropresa Villa Panamá, además, cuenta en su recorrido con obras menores como son cortinas, terraplenes, rampas etc.

3.2.4.2 Cauce Los Duartes
El cauce Los Duarte tiene una longitud de recorrido de 5,200 m. En condiciones naturales tiene una longitud de 4,700 m; siendo 502 m de cauce revestido con forma trapezoidal, combinado con cajas-puentes o alcantarillas de cruce, en los pasos vehiculares.  El tipo de revestimiento es principalmente en piedra cantera repellada y adoquines.
Su caudal es regulado por las micropresas del mismo nombre: Micropresa Los Duartes Occidental, la cual controla los ramales de aportación del área occidental del cauce y la Micropresa Los Duartes Oriental que regula la aportación de los ramales del área oriental.

3.2.4.3 Cauce Jocote Dulce
Este cauce es el segundo en importancia con una longitud total de 8,400 m, de los cuales existen 920 m de cauce revestido.  Tiene tres (3) micropresas que regulan su aportación, las cuales son la Micropresa Cementerio, la Micropresa INAA y la Micropresa Experimental.  En la parte baja de la subcuenca converge con el cauce Los Duartes, para formar el cauce interceptor Tiscapa.

3.2.4.4 Interceptor San Juan
El interceptor San Juan, revestido en su totalidad, se desplaza por las áreas urbanas de  Los Robles y Reparto San Juan.  Tiene una longitud de 600 m, revestido en concreto reforzado.  Su pendiente es del  3% al 1%.  Posee una sección rectangular a cielo abierto hasta llegar a carretera Masaya donde cambia a una sección de caja-puente.

3.2.4.5 Interceptor Tiscapa
Cauce que intercepta las aguas del cauce Jocote Dulce y  los Duartes, y posteriormente recoge las del cauce San Isidro de la Cruz Verde para descargar en la Laguna Tiscapa.   Este cauce posee secciones trapezoidal y rectangular en cajas-puentes. Tiene una longitud de 1,940 m. aproximadamente y está revestido totalmente de piedra cantera y/o en concreto reforzado.
El estudio de ABT Associates describe las propiedades de las cuencas tributarias a los drenajes primarios, las que fueron utilizadas en el modelo de simulación HYMO.
 

3.2.5 Características climáticas
De acuerdo a la clasificación climática de Köpen el clima de la Cuenca Sur es Tropical de Sabana, con transiciones a Subtropical Semi-húmedo. En la subcuenca II se determina un clima que según la clasificación de las zonas de vida de Holdrige corresponde al Bosque Tropical Seco, transición a Subtropical. Para la caracterización del clima de la microcuenca D se han utilizado los datos climáticos de las estaciones San Isidro de la Cruz Verde y Recinto Universitario Rubén Darío.  (Cuadro 7)
 

La precipitación oscila entre 1,100 mm anuales en la planicie o parte baja de la microcuenca D, hasta 1,400 mm en la parte alta, mientras en la parte media se da una ocurrencia de 1,200 mm, con una media anual de 1,250 mm/año. Existe una marcada época seca durante seis meses del  año, entre noviembre y abril. Durante ésta época el promedio de lluvia es de 0 a 3 mm. Los meses de febrero y marzo son los más secos. Los de mayor precipitación son los de septiembre y octubre que reciben un promedio de 200 a 250  mm de lluvia.

De acuerdo con registros pluviográficos, la máxima intensidad de lluvia es de 180 mm/hora y tiene una probabilidad de ocurrencia anual del 4%.
El régimen de temperatura se caracteriza por un máximo medio durante abril y mayo, con valores ligeramente superiores a 27oC ocurriendo en la parte baja de la microcuenca. La temperatura mínima media le corresponde al mes de diciembre, con valores que varían entre 24.7oC y 25.3oC, aunque en la parte más alta de la microcuenca se dan valores de 24oC. (Fig. 3)

Figura  SEQ Figura \* ARABIC 3. Temperatura promedio mensual  en Microcuenca D.
La evaporación media anual es de 2,461mm. La variación es de  3,032  mm a 2,044 mm en el límite suroriental de la cuenca. El mes con mayor evaporación es abril  y en términos generales la variación mensual es opuesta a la marcha de la precipitación y de los valores medios de la humedad relativa.
Los valores medios de humedad relativa oscilan entre el 63% correspondiente a la sabana tropical seca y el 78% en el bosque húmedo premontano de la parte alta de la cuenca. Los valores máximos se presentan en Octubre. (Fig. 4)

Los vientos predominantes, provenientes de dirección Este, tienes una velocidad 4 m/seg (12 km/h).promedio de 3.
Figura  SEQ Figura \* ARABIC 4. Humedad relativa promedio mensual en la Microcuenca D.

3.2.6 Zonas de Vida.
Dos zonas de vida definen la vegetación de la Cuenca Sur:
 a) Bosque Sub-Tropical Húmedo (bosque semipernnifolio), el cual conserva algunos de sus elementos en las alturas de las Sierras de Managua como sombra de cafetales.
b)  Bosque Tropical Seco (bosque deciduo estacional), en la parte media y baja.
Ambas formaciones han sido reemplazadas por un mosaico de comunidades secundarias, incluyendo tierras cultivadas, pastos y sabanas antropogénicas.

3.3 Caracterización de los Recursos Culturales
Los recursos culturales están asociados con las viejas costumbres de los pobladores de la capital, por una parte, y con la importancia histórica que reviste el parque histórico nacional, vinculado con las justas luchas del pueblo nicaragüense en la búsqueda de su autodeterminación y de la construcción de la democracia.
Los antiguos pobladores de la capital siempre consideraron a la Laguna de Tiscapa como un sitio de recreación, siendo su principal atractivo las condiciones  naturales de la misma para las actividades de natación, a tal punto que, el poder atravesar la laguna a nado, confería un grado de respetabilidad deportiva en quienes alcanzaban tal capacidad.
En los aspectos históricos en necesario mencionar que la construcción de la Casa Presidencia y sus establecimientos de represión y muerte, están asociados con hechos históricos de trascendencia nacional, así como a los actos heroicos de cantidad de personas que sufrieron vejámenes y muerte en la lucha por sus ideales libertarios.

3.4 Condiciones Socioeconómicas del Entorno
3.4.1 Caracterización socioeconómica
La población de las comunidades asciende a 4,576 habitantes, con un total de 873 casas, para un promedio de 5.2 habitantes por casa (INEC -1995). Calculando un crecimieno anual del 3.2% se estima residen 5,765 habitantes al concluir el año 2003.
Las entrevistas se realizaron a 60 jefes de familia, con diferentes ocupaciones, agricultores, mandadores y cuidadores, amas de casa, ingeniero agrónomo, ingeniero industrial, técnico mecánico y otros. El sexo de los encuestados muestra que se entrevistaron a 43 varones y 17 mujeres y el tiempo de residencia en la zona presenta un promedio de 52 años, lo que demuestra el arraigo de la gente a su comunidad.
Las familias la integran 392 personas, de los cuales 209 son del sexo masculino y 183 del femenino; el promedio de habitantes por casa es 6.5. El rango de edad igual o mayor de 15 años registra el mayor número de personas 292 que representan el 74%, el rango de edad igual a 10 y menor de 15 años (8%), igual a 5 y menores de 10 años 11% y iugal a 0 y menor de 5 años el 7%..
Se contabilizan 126 personas analfabetos, que representan el 35% del total de habitantes. Se registran 10 estudiantes universitarios y 3 profesionales (4%), 14 técnicos (4%), 60 estudiantes de secundaria (16%) y 152 personas (41%) alumnos y/o con la primaria concluida.
Las viviendas están construidas en su mayoría del tipo minifalda (77%), también existen construcciones de bloque (8%), piedra y adobe (3%) y madera (12%). Con techo de zinc el 95% y otros materiales el 5%. Con piso de ladrillo o embaldosado (83%) y otros materiales incluiso de tierra el (17%). La tenencia propia representa el mayor porcentaje con 97%, en cuido y alquilada representa el 3%.
En San Isidro de la Cruz Verde y en Los Ladinos existe colegio de primaria, en Jocote Dulce y Las Viudas tienen colegios para primaria y secundaria. Las familias de Los Ladinos expresan que la atención en la escuela es deficiente.
El servicio público de agua potable abastece al 50% de las familias que habitan en las partes bajas, cercanas a Managua. El 28% compra el agua con precios entre C$ 15.00 y C$ 30.00 el barril de 55 galones. Dos familias tienen pozo artesiano. La falta de agua potable en los hogares es un área crítica grave que afecta la salud personal, la higiene en general y la economía familiar; es causa de enfermedades y pagos adicionales para adquirir medicinas y el suministro de agua, agravando la pobre capacidad de compra y disminuyendo la adquisición de sus principales necesidades alimenticias y de otros insumos personales, resultando en una afectación considerable de la calidad de vida de las familias.
Las comunidades carecen del servicio de alcantarillado; letrinas poseen 56 familias (93%) y sumideros 4 familias (7%).
A los centros de salud del Ministerio de Salud (MINSA), ubicados en las comunidades, asisten el 72% de las familias y en casos graves son trasladados al Centro de Salud y Hospital de Managua. El 13% asisten a clínicas privadas y/o clínicas previsionales del INSS; algunas familias expresan que asisten directamente al centro de salud en Managua. Las principales enfermedades son las respiratorias (36%), diarrea (28%) y calenturas (36%). Las familias se quejan por el desabastecimiento de medicinas que adolecen los centros de salud públicos.
El servicio de energía eléctrica lo recibe el 85% de la población encuestada, disponen de plantas eléctricas 2 haciendas (3%) cafetaleras y 12% de las familias carecen del servicio. Las familias que reciben el servicio de energía eléctrica expresan su descontento con el elevado precio de la misma.
El servicio telefónico convencional lo tienen 2 familias, teléfonos celulares lo usan 15 personas y 43 familias no tienen el servicio, principalmente por limitaciones económicas.
El transporte público lo utilizan el 47% de las familias, vehículo propio lo usan el 30%, a pie para llegar a las rutas urbanas de Managua 13% y a pie/transporte público el 10% de los encuestados. Los usuarios de las camionetas o pequeños camiones consideran alto el precio del transporte ya que pagan C$10.00 por persona o por canasto hasta el Mercado Oriental y es consecuencia del mal estado de los caminos.
San Isidro de la Cruz Verde, Las Viudas y un sector de Jocote Dulce tienen "camino de todo tiempo" (xx km), Los Ladinos y otro sector de Jocote Dulce tienen carretera pavimentada ( xx km).
Los entrevistados indican que el mantenimiento de los caminos lo realiza la Alcaldía (40%), la Alcaldía y la Comunidad (20%) la Comunidad (12%), los dueños de buses (1%), los dueños de haciendas cafetaleras (7%) y nadie se interesa por el mantenimiento (20%). Las repuestas por comunidades son diferentes y tienen relación a sí existe carretera pavimentada o camino de tierra y sí viven a mucha distancia del casco semi urbano, ésta últimas son las más afectadas por el mal estado del camino.
Los caminos de tierra están en mal estado, en parte convertidos en grandes cárcavas o zanjones, como consecuencia de la falta de obras adecuadas de ingeniería para el manejo de las aguas pluviales que bajan de las fincas, de las casas de las comunidades y residenciales en las zonas altas.Ééstas se convierten en rápidas y grandes escorrentías que erosionan los suelos en las fincas y de los caminos, además ponen en riesgo a las personas que lo transitan. También están siendo mal utilizados para botar todo tipo de basura, desechos, llantas, materiales de construcción etc. lo que ocasiona focos de infección y enfermedades a los niños.
Se registran 292 personas en edades igual o mayores de 15 años, aptos para laborar, de los cuales se reportan que trabajan en las labores de la finca 94 personas (32%), en la casa realizando labores domésticas 72 amas de casa (25%) y laborando fuera de la comunidad en trabajos temporales (63 personas (22%) y desempleados se encuentran 63 miembros (23%).
Las actividades económicas reportadas por los encuestados son: agricultura 53 personas igual 88%, fuera de las labores de la finca está trabajando el 12%. Paralelamente se dedican a la crianza menor de animales domésticos como, vacas para ordeño 4 personas igual al 7%, cerdos, 6 familias que representa el 12% y crianza de aves, se dedican 36 personas igual al 60%. La reducida actividad de crianza de animales domésticos, está influida por la poca capacidad de producción de sorgo y maíz, productos cultivados para la alimentación de las familias y los animales.
El ingreso promedio mensual calculado de las 40 personas pequeños agricultores suma C$ 1,376.75, lo que representa un xx% del valor de la canasta básica que se estima en C$ xxxxxx a Enero del 2004. La población más pobre expresa que tienen condiciones muy críticas, principalmente para niños y ancianos para alimentarlos y mejorar la salud, lo cual se agrava por la escaces de agua en varios hogares.
Los ingresos de los pequeños productores son originados por la produción de frutales, chagüites, cítricos, hortalizas (chiltoma, tomate); también una parte de las entradas proviene de la comercialización del fríjol y maíz, cultivados principalmente para el autoconsumo personal y alimentación de los animales domésticos.
La baja productividad de los cultivos es una de las áreas críticas que exponen los entrevistados e indican que es consecuencia de la degradación de los suelos, los altos consumos y costos de fertilizantes y plaguicidas, los bajos precios de los productos y la irregularidad de los inviernos. También forma parte de esta situación la inaccesibilidad a pequeños créditos para comprar de manera oportuna los insumos de la producción. Ej. fertilizantes y plaguicidas.
Los ingresos anuales de tres haciendas/fincas (189 mz) con cultivo de cafetales y chagüites, de acuerdo a los datos de producción y precios de venta de la cosecha, para comercialización y autoconsumo se calcularon en C$ 864,000, con un rendimiento cosecha C% 5,112/mz.
Los pequeños productores (92%) financian sus cultivos con fondos propios. Una pequeña porción (8%) tienen acceso a pequeños créditos otorgados para utilizarlos en la cosecha de chiltoma, cerdos, gallinas, pulperías. Una hacienda cafetalera obtiene financiamiento para la cosecha de café.
Las principales dificultades expuestas para obtener créditos son: No demandan por los problemas de baja productividad y baja producción (81%), garantías exigentes, altos intereses, previa presentación del contrato de ventas (12%). El 7% de los entrevistados expresan que no tienen dificultades.
La propiedad privada 87% es la que más representativa entre las familias encuestadas, otra modalidad mostrada es laborar con pequeñas parcelas alquiladas para la siembra de sus cultivos el 8% y son cuidadores de las fincas el 3%.
Las comunidades son "afectadas" por el despale ejecutado por los desarrollos habitacionales que se ubican en el Sector Sur desde los Altos de Santo Domingo, el Intermezzo y desde el Sur de Villa Fontana, en su mayoría grandes edificaciones y jardines ubicadas en las zonas más altas. También esta situación está dando una plusvalía considerable a las tierras y se mencionan cifras desde los $20,000 hasta los $70,000 por manzana, lo cual puede dar lugar a que los campesinos vendan sus parcelas y busquen como construir en el casco urbano de la Comunidad o en los barrios nuevos de Managua.
Las comunidades encuestadas demandan de soluciones integrales que pudieran ser coordinadas por un comité interinstitucional, con el fin de formular los proyectos y buscar los financiamientos que se demanden Ejemplo: Organización Campesina (a formar), Alcaldía Municipal, ENACAL, INTA, MARENA-POSAF, Fondo de Crédito Campesino , Policía Nacional y cualquier otra institución u organismo que se considere conveniente.
La asistencia técnica para la parte baja de la cuenca, se recomienda orientarla y priorizarla de acuerdo al uso del suelo y hacia el logro de una productividad razonable en los cultivos de primera y postrera para autoconsumo (maíz y frijol), frutales, cítricos y chagüites, con el objetivo de incrementar los ingresos familiares y mejorar su calidad de vida.
Se sugiere desarrollar proyectos de manejo sostenible como  agricultura sostenible, agroforestería, manejo integral de plagas, conservación y manejo de suelos, producción de abono orgánico, almacenamiento y mercadeo de los productos. Específicamente se mencionan cultivos de callejón, construir curvas de nivel o terrazas, buscar semillas resistenes a las plagas y a las sequías, producción de abono orgánico, créditos de cosecha en bajos montos para compra de insumos, construir el local e instalar una microferia para comercializar los productos, financiamiento de pequeños silos metálicos.
Establecer las disposiciones municipales para la ejecución de nuevos proyectos habitacionales, principalmente cuando se ubiquen en zonas altas y topografía quebrada, ya que son áreas que sufrirán despale y causarán escorrentías que afectarán a las poblaciones y fincas ubicadas en las zonas bajas y los caminos. Ej: definir el tamaño de cada terreno, según su ubicación, construir acequias dentro del terreno para retención del agua pluvial.
Existe experiencia teórica y práctica en proyectos de manejo sostenible y  conestaron que conocen mucho un 21%, poco el 11% y nada el 68%. Especificamente en proyectos de conservación y manejo de suelos tienen conocimientos el 57%, en agroforestería 32% y en agricultura sostenible, manejo integral de plagas, mejoramiento ambiental y cuido de las fuentes de agua 11%.
Los cabezas de familia entrevistadas encuentran  que la situación actual está mucho peor en un 3%, peor en los sectores consultados en un 55% (exceptuando la energía eléctrica y los teléfonos), están igual el 18% y mejor la encuentran el 12%, no disponen del servicio de agua, energía eléctrica y teléfonos el 12%. Los encuestados califican con impactos negativos mucho peor y peor hasta en un 91%, las áreas económicas, producción, comercio, ambiente, salud y agua. Los sistemas de educación, energía eléctrica y teléfonos reciben el 9% de esas mismas percepciones.
Se consultó a los entrevistados sí tienen conocimientos del problema ambiental de la Laguna de Tiscapa, contestando 44 personas que sí lo conocen (73%) y respondieron 16 encuestados que lo desconocen (27%). Generalmente manifestaron que se dan cuenta a través de las noticias trasmitidas por televisión y radio. Se preguntó a los encuestados si conocen de alguien que esté trabajando para resolver el problema ambiental de la Laguna de Tiscapa, respondiendo afirmativamente 12 personas (20%) y 48 encuestados contestaron que no (80%).

3.4.2 Características de las unidades de producción
Para identificar la situación actual de la distribución de tamaños de las unidades productivas o fincas, se realizó una clasificación tomando como base la información cartográfica actualizada por el Registro Catastral de la propiedad, cuya oficina corresponde al Instituto Nicaragüense de Estudios Territoriales (INETER).
En la microcuenca D se integran tres comarcas, San Isidro de la Cruz Verde, Silvia Ferrufino/Jocote Dulce y Los Ladinos, en las que se distribuyen un total de 2,042 fincas que se clasificaron según su dimensión, habiénose se encontrado que el tamaño predominante es de 0.5 a 3.0 ha, correspondiendo a 1,685 fincas para un total existente del 82.5%.
 

 Caracterización de los productores
La distribución de la población de la Subcuenca II corresponde en buena medida al modelo lineal, definido según la distribución de la red vial. Esto determina en gran medida la movilidad de la gente hacia los poblados que conforman los caseríos o comarcas.
Por otra parte, la ciudad, como polo de la actividad de producción nacional, ejerce gran presión sobre la zona rural. Esta zona presenta niveles de movilidad más altos que otras zonas típicamente rurales del país, resultado en parte del elevado número de transacciones que involucra la transferencia de tierras y la transformación de su vocación agrícola hacia proyectos de construcción de viviendas. En consecuencia, se encuentran grandes variaciones en la estructura de la población, marcada por la cercanía a la ciudad y la situación de las vías de acceso, ya que algunas comarcas tienen problemas de acceso a la ciudad en la época de lluvias.
La alta presión demográfica ha conducido a una situación donde predomina el minifundio, tal como se indicó antes, donde la gran mayoría de fincas tiene un tamaño promedio de 3.5 ha con una familia de 7 miembros. Esta fragmentación en un paisaje con relieve tan variable, con régimen de lluvias torrenciales y de corta duración, agudiza las restricciones para la agricultura intensiva en todas las áreas y las necesidades de prácticas agrícolas adecuadas y medidas de conservación de suelos.
De forma general, la situación actual en las comarcas de la microcuenca D se caracteriza por una tendencia a la utilización indiscriminada de la tierra, con la presencia de áreas de desarrollo urbano no deseable en las zonas de paisajes y subpaisajes de relieve abrupto, la reducción de las áreas boscosas y la concentración de la actividad agrícola a niveles de subsistencia.
En correspondencia a lo expuesto anteriormente, en la microcuenca D la distribución espacial de las unidades de producción y al mismo tiempo, el lugar de residencia de los agricultores y sus familias, se distribuye de la siguiente forma:  Las Viudas y San Isidro de la Cruz Verde, que albergan al mayor número de agricultores (20% y 62% respectivamente), están en condiciones de relieve irregular y por demás abrupto, lo que aligera la necesidad de atención con programas de asistencia técnica dedicada a la conservación de suelos y cambios en los sistemas de producción.

3.4.4 Sistemas actuales de producción
De acuerdo con las características climáticas de la costa del Pacífico de Nicaragua y en especial el régimen de lluvias, se determinan dos períodos en la actividad agrícola, conocidas como primera y postrera. En la microcuenca D se manifiesta de la misma manera, por lo que el análisis de los sistemas de producción se hace partiendo de esta situación climática.

3.4.4.1 Sistema hortalizas-granos básicos de primera
En la zona de la microcuenca, los agricultores acostumbran a establecer tipos de cultivos en sus parcelas en la época inicial del período lluvioso. Realizan cultivo de hortalizas con fines de producción comercial. En esta actividad no aplican técnicas mejoradas de cultivo, sino de tipo tradicional. Las áreas de siembra con el tipo de hortaliza que cultivan se presentan en el siguiente cuadro.

En el cultivo de granos básicos, maíz-frijol de primera, las áreas de siembra son similares a las hortalizas, al igual que los métodos de cultivo, son tradicionales. En ambos cultivos la aplicación de fertilizantes es moderada, el 71% de los agricultores aplican fertilizante completo y en mayor cantidad la urea. Un fenómeno de importancia es la mayor fertilización de las áreas de frijol que las de hortalizas y maíz. La aplicación de pesticidas refleja la misma tendencia, aunque solo el 52% de los agricultores aplica algún tipo de pesticida. La labranza excesiva de los suelos es una labor generalizada en toda el área de la cuenca, ésta labor la realizan con tracción animal, utilizando implementos tradicionales como el arado egipcio para la roturación y arado de las tierras. Cabe mencionar que la mayoría de los agricultores ocupan una parte de sus parcelas para cultivos semiperennes y perennes, y en este período hacen labores culturales, podas, aplicación de pesticidas y fertilización. Entre los cultivos realizados se encuentran los que se exponen más adelante dentro del sistema de cultivo de café.

3.4.4.2 Granos básicos de postrera
Para el período final de lluvias, comprendido entre el 15 de agosto y finales de octubre, los agricultores dedican sus parcelas al cultivo de frijol principalmente y un porcentaje menor para maíz de autoconsumo y sorgo industrial (escoba). Alguna parte de esta producción es comercializada en el mercado local.
Al igual que en el ciclo anterior, las técnicas aplicadas son tradicionales, con aplicación de fertilizantes y pesticidas, y aunque hay algunos agricultores que tienen conocimientos de prácticas sencillas de control de erosión, éstas no se han generalizado aún cuando es reconocido entre los productores que éstas prácticas son de mucho beneficio.

3.4.4.3 Sistema café-frutales-forestales
Esta actividad aunque no es considerada precisamente como un sistema agroforestal, sí se puede apreciar su importancia para fines de protección de las tierras altas de vocación forestal. Este sistema se refiere a cultivos de ciclo permanente, como es el caso de plantaciones comerciales de café. En estas áreas de café hay presencia de otros cultivos distribuidos irregularmente, formando asociaciones que se estiman de acuerdo al porcentaje de cobertura en cada caso específico.

a) Café con sombra abundante
Este cultivo se distribuye en una superficie de 83 ha que representa el 3.6 % del área de la microcuenca D. El sistema utilizado en este cultivo de café considera la asociación de una superficie sombreada que cubre del 40% al 70% del área de siembra. Las labores normales de este cultivo considera el raleo de los árboles de sombra que suelen ser forestales, musáceas y frutales principalmente.

b) Café con poca sombra
Este cultivo se distribuye en un área de 232 ha y representa el 10.1% del área rural de la microcuenca D. Este cultivo está asociado con árboles frutales, forestales y musáceas. Los árboles en asociación cubren un área de 20% a 40% del área de cultivo.

c) Café sin sombra
La superficie que cubre este cultivo es de 3 ha y representa el 0.1% del área del proyecto. Es necesario contemplar ésta área dado que la tendencia de uso del recurso forestal es ir eliminando la sombra del café para dejarla al mínimo, lo que se contrapone a las acciones encaminadas a frenar el despale de ésta zona.
Es importante señalar que la tendencia actual en este cultivo es de mucho atractivo para los productores, debido a que se origina cuando el precio internacional del café es alto. Esto representaba una condición importante para promover la tecnificación de este cultivo, lo que traería buenos resultados para los fines de protección de las áreas en pendiente crítica, dado que las poblaciones de plantas de café aumentarían significativamente por unidad de área, considerando si el establecimiento de sombra moderada.

Cuadro  SEQ Cuadro \* ARABIC 12. Cultivos permanentesTipo de cultivoÁrea de cultivo (ha)Café428Musáceas91.4Frutales36Piña0.7Total556.1   Fuente: FUNCOD, 1995.

CAPÍTULO IV
ANÁLISIS INTEGRAL DEL AREA PROTEGIDA Y SU ENTORNO

Con el diagnóstico descriptivo del área protegida concluido, lo cual nos permite conocer sus características y su entorno ambiental y socioeconómico, se procede a interpretar y valorar la información con el propósito de identificar y describir los valores más resaltantes del área, los problemas de conservación y manejo de los hábitats y especies, así como los usos potenciales de los recursos presentes en el área.

4.1 Los Valores del Área Protegida
La información acerca del área y el diagnóstico descriptivo de la misma, ponen en evidencia aspectos propios que son de particular interés, entre los que deberían destacar aquellos que motivaron la designación del área protegida, inicialmente como reserva natural, y posteriormente como monumento histórico.

4.1.1. Valores naturales
Entre los valores naturales de la laguna en sí, es necesario mencionar como el más destacado el constituir un ecosistema único, el que cuenta además con valores paisajísticos, escénicos y turísticos, de reserva de agua, geotectónicos, de alta biodiversidad florística y con especies endémicas. El hecho mismo de ser una laguna cratérica ubicada en medio de una gran ciudad, le confiere un valor natural de especial peculiaridad. Por otra parte, la parte alta de la microcuenca cuenta también con sus propios valores, tales como un agradable clima de altura, con cultivos propios de ese clima, abundante diversidad, incluidas especies raras y en peligro de extinción, además de una extraordinaria belleza escénica y paisajística.

4.1.2 Valores culturales
Los principales valores culturales están vinculados con las antiguas costumbres de los pobladores de la ciudad, previo a la construcción del cauce interceptor, por una parte, y a eventos históricos de trascendencia nacional, por la otra. Entre los primeros debe mencionarse la condición especial de ser un sitio de recreación para los pobladores de la capital, asociados con eventos deportivos y artísticos.
Los aspectos históricos están siendo rescatados con la restauración del monumento histórico Loma de Tiscapa, símbolo del poder de muchos gobiernos autoritarios del pasado, así como a las luchas heroicas de cantidad de ciudadanos que fueron torturados, vejados y asesinados en los sótanos de la antigua Casa Presidencia.

4.2 Problemas de Conservación (Áreas Críticas)
El término de áreas críticas sirve para destacar aquellos problemas de conservación y manejo que se observan en las áreas protegidas, sean éstos de origen natural o antropogénico. Muy a menudo, aunque no necesariamente, tiene este concepto una dimensión geográfica, habiendo venido a reemplazar al término de amenazas que se usaba en la planificación hace algunos años.

4.2.1 Áreas críticas naturales
Son las que resultan del accionar de las fuerzas y proceso de la naturaleza, incluido el clima y los fenómenos meteorológicos, los distintos tipos de erosión, incendios, inundaciones, entre otros.
En el sector de la Laguna de Tiscapa, la principal amenaza de origen natural es la erosión de las paredes internas del cráter, las que pueden afectarse seriamente al  faltar la vegetación por causa  de los incendios.
En el área de la microcuenca D los problemas son derivados del efecto de la erosión hídrica y eólica la actuar sobre un territorio con serias deficiencias en su planificación y manejo, lo que produce altas concentraciones de escorrentía que se canaliza por medio de cauces naturales y revestidos, muchos de los cuales presentan deficiencias en su capacidad hidráulica.

4.2.2 Áreas críticas culturales
Son las que resultan de las acciones de las comunidades humanas, entre las que se pueden mencionar la caza y la pesca excesiva, la extracción clandestina de los recursos del área, el avance de la frontera agrícola, la deforestación y la contaminación de las aguas, entre otras. También clasifican dentro de esta categoría acciones y situaciones de orden institucional, tales como las políticas inadecuadas o la falta total de las mismas, la administración ineficiente y la incapacidad institucional, las insuficiencias legales y la falta de recursos humanos, técnicos y financieros, entre los más importantes.
La principal área crítica de origen antropogénico es la contaminación de las aguas de la laguna, consecuencia del desvío de las aguas de los cauces de Los Ladinos y Las Viudas hacia la misma a partir de 1980. En adición a los volúmenes de agua de estos dos cauces, también se conectan a este cauce interceptor, el cauce de San Isidro de la Cruz Verde. Las aguas de estos cauces provienen de cuencas con serios problemas de manejo, lo que hace que tengan altos contenidos de sedimentos, sales, residuos de agroquímicos y cantidades exageradas de contenidos orgánicos con altas concentraciones de nutrientes que las aguas de la laguna no pueden neutralizar.
Al problema de la contaminación físico-química y microbiológica se une el problema del bajo nivel cultural de la población de la cuenca, la que arroja a los cauces todo tipo de basuras y desechos sólidos en general.
Las debilidades institucionales, la falta de recursos y de políticas adecuadas, motivaron el desvío de las aguas superficiales, de su curso natural, el que causaba serios problemas de inundación en la ciudad, hacia el vertido de esta agua sobre la laguna misma.
A nivel de la cuenca propiamente dicha, las áreas críticas se identifican con los problemas y amenazas prevalecientes en gran parte de la Cuenca Sur, como son el crecimiento desordenado de los desarrollos urbanísticos, el cambio de uso de la tierra, la falta de obras de conservación de suelos y aguas, el aprovechamiento ilegal de la leña, la cacería furtiva y la captura ilegal de fauna, además de los bajos rendimientos en los cultivos y la falta de rentabilidad en las actividades agropecuarias.

4.3 Análisis Específicos
4.3.1 Valoración de la biodiversidad
El estudio de la vegetación y uso actual de la Cuenca II D se ha realizado para disponer información actualizada para el manejo de esta microcuenca que abarca una extensión de 2341 hectáreas, incluyendo la vegetación de la Laguna Cratérica de Tiscapa y la parte correspondiente del Casco Urbano de la Ciudad de Managua que es de 921 ha.
Para el estudio se utilizaron los ortofotomapas de 1996 con actualización de campo y muestreos para un inventario forestal a nivel de reconocimiento de las áreas con cobertura forestal. Estos muestreos se analizaron en forma separada para la vegetación de la laguna y para la Microcuenca II D.
 Al estudiar la vegetación para el manejo integral de la cuenca se toma en cuenta los ecosistemas ya clasificados por el Ingeniero Alain Meirat (Estado de Conservación de los Ecosistemas de Nicaragua), enumerando los siguientes:
Laguna Cratérica de Tiscapa
Bosque Deciduo de Bajura
Bosque Deciduo Submontano
Cuando se trata de cobertura vegetal y en especial vegetación arbórea, para el Plan de Manejo de la microcuenca es necesario tomar en cuenta las siguientes características.
Estratificación de la cobertura forestal (Estado actual de los ecosistemas)
Análisis de la estructura de las formaciones forestales
Potencial de regeneración
Crecimiento
Fauna silvestre
Fisiografía
Estado legal
El estudio de vegetación refleja que la lparte baja de la cuenca está urbanizada, la parte media corresponde al Bosque Deciduo de Bajura y la parte alta corresponde al Bosque Deciduo Submontano, ocupando este último casi un 20% del total del área (Cuadro --).
 
 

 4.3.1.1 Vegetación de la Laguna Cratérica de Tiscapa
El Ingeniero Alain Meirat informa que esta laguna es actualmente Área Protegida con categoría de Reserva Natural, propuesta para Parque Ecológico Municipal con 40 ha para conservar. MARENA no mantiene presencia como Área Protegida.
La cobertura forestal de la laguna consta de dos estratos:
En el sector norte a la altura del parque de la estatua de Sandino el suelo es rocoso, con vegetación escasa, generalmente de gramíneas, también árboles poco desarrollados de las especies Sardinillo, Espino de playa Guásimo y otras con sotobosque ralo. Allí las corrientes de agua arrastran piedras y lodo, han obstruido un trecho del andén que rodea a la laguna.
En el sector sur de la laguna el suelo es adecuado para el desarrollo de los árboles, tiene una cobertura vegetal actual formada por árboles y arbustos de variadas especies, entre las que se identificaron las siguientes: Aceituno, Capulín, Ceiba, Chaperno, Cimarra, Guácimo de ternero, Guanacaste blanco, Guanacaste negro, Guayacán, Güiligüiste, Higuerilla, Huevo de burro, Jícaro sabanero, Jiñocuabo, Jocomico, Laurel negro, Melero, Papaturro, Poro poro, Sardinillo, Tigüilote, Jenízaro, Espino de playa, etc.
El Anexo 3 refleja el estado actual de la cobertura forestal de la laguna con análisis de 12 muestras de 100 m² cada una, para árboles a partir de 10 cm de diámetro. La clase diamétrica predominante está entre 10 a 19.9 cm con 575 arbolitos de un total de 622, siendo Sardinillo, la especie más abundante con 58% del total.  El área basal es baja, con 10.47 m² por hectárea y un volumen comercial de apenas 19.06 m³ por hectárea.
 
 
 

4.3.1.2 Vegetación de la Microcuenca II D
La actual cobertura vegetal de la micro cuenca Tiscapa o microcuenca II D está conformada por residuos de los bosques originales, degradados por cambios de uso de la tierra para transformarla en uso agropecuario y residencial.
           Bosque Deciduo Submontano Residual
Son los cafetales de sombra, se llamó residual porque sólo conserva parte de grandes árboles del ecosistema original, corresponde al 10.2% de la micro cuenca.
            Bosque Deciduo Submontano Secundario.
También corresponde a cafetales con sombra o cafetales mezclados con cultivos, especialmente con musáceas y frutales, cubre el 9.3%.
             Bosque Deciduo de Bajura Residual
Del Bosque Desiduo de Bajura quedan algunos relictos, por ejemplo el bosque de Mokorón al lado este de la UNAN y otros pequeños bosques aislados. Cubren el 2.6% de la micro cuenca.
             Bosque Deciduo de Bajura Secundario
La mayor parte del ecosistema está degradado, con algunos árboles grandes aislados, bosques de segundo crecimiento generalmente en las cañadas u hondonadas. Cubre el 10.1%.
             Bosque Deciduo de Bajura con Frutales
El área corresponde esencialmente a los minifundios, parte de los árboles propios del ecosistema son aprovechados y sustituidos por frutales, generalmente por Jocote, Marañón, Anona, Cítricos, Mamón, Zapote, Mango, Nancite, Aguacate, etc. Cubre el 7.8%.
            Otras clases de cobertura
Las demás clases de cobertura no son garantía de protección del suelo, incluso anualmente hay incendios en algunas de estas áreas, son los cultivos anuales, pastizales, vegetación arbustiva con malezas y áreas urbanas, que corresponden al 60% del área total de la microcuenca.
            Especies del Bosque Deciduo de Bajura
Las especies observadas en el área que corresponde a este ecosistema son: Quebracho, Guásimo, Madero negro, Espino negro, Chaperno, Tigüilote, Aceituno, Quelite, Guache, Madroño, Jobo, Guarumo, Guayacán, Sacuanjoche, Pochote, Jiñocuabo, Endurece maíz, Vainillo, Guachipilín, Capulín, Poro poro, Guayabón, Guanacaste blanco, Guanacaste negro, Espino de playa, Elequeme, Güiligüiste, Mora, etc.
            Especies del Bosque Deciduo Submontano
Bosque deciduo submontano es el ecosistema de las partes altas de la microcuenca, que se origina en el punto de las Cuchillas conocido como Los Penachos. Casi todo el bosque fue intervenido o raleado para la siembra de café. Se pueden observar árboles gigantes de las especies nativas y señales de aprovechamiento de árboles maderables, especialmente de la especie Cedro real.
Se levantó un listado de las especies presentes en este ecosistema, listado que coincide con las especies anotadas por el Doctor Salas y el Ingeniero Meirat para el mismo ecosistema, algunas de estas especies son: Guayabón, Mora, Guanacaste de oreja, Jenízaro, Guache, Jaboncillo, Guácimo de ternero, Nancite, Jiñocuabo, Capulín de comer, Guarumo, Ceiba, Matapalo, Chilamate, Hule del país, Helecho arborescente, Ojoche, Limoncillo, Tololo, Chaperno, Zapotillo, etc.
Las fincas cafetaleras mantienen una cobertura adecuada para sombra de café, pero esta clase de uso obliga a mantener un suelo limpio de sotobosque y se hace necesario construir obras de infiltración como cubas y zanjas para minimizar la escorrentía de las aguas superficiales.
La primera finca de la Microcuenca II D se llama El Chile y es allí en donde se originan las fuertes corrientes que tanto daño causan en la parte baja, sin embargo la causa principal está en la carretera que baja de Los Penachos. Las corrientes no controladas que bajan por esta carretera han causado grandes daños a las instalaciones de la finca El Panorama, que está construida en la hondonada, un kilómetro más abajo. Hay indicios que se construirá en breve la carretera de Los Penachos a Managua, se nota el cadenamiento reciente, ese nuevo camino debe controlar las corrientes de agua.

4.3.2 Valoración hidrológica.
4.3.3. Fragilidad de los recursos
El agua de la laguna es el recurso más frágil de los que comprenden el presente estudio, además de las condiciones y productividad del recurso suelo y la capacidad de infiltración y recarga del acuífero de la laguna. El analisis de las aguas demuestran altas concentraciones de coniformes fecales y E. Coli, aunque no se detectó presencia de Vibrion cholera ni de Salmonella. La turbidez de sus aguas se maneja aún a niveles aceptables, así como la DBO, nitratos y nitritos. Sin embargo, de no tomarse medidas que eviten drásticamente la deposición de las aguas superficiales en la laguna, la tendencia es que estos indicadores aumenten continuamente sus concentraciones, para llegar a niveles insostenibles. Por otra parte, el proceso de asolvamiento continuará con una cobertura y volúmenes mayores a los niveles actuales.
En la parte media y alta de la microcuenca, los suelos continuarán con su proceso acelerado de degradación, dada la poca motivación económica que se obtiene en las actividades agropecuarias como consecuencia de la implementación de las obras de conservación de suelos y aguas, situación que se vuelve más compleja al comprobarse que la población joven de las comunidades se han trasladado a la ciudad a efectuar otros trabajos, abandonando las actividades agropecuarias tradicionales en la zona. La mano de obra para ejecutar obras de conservación de suelos y aguas es escasa, además de estar concentrada en las personas de mayor edad, las que tan solo se dedican a las actividades propias de las economías de patio.
El otro elemento que alimenta los excesos de escorrentía y reduce las tasas de infiltración de las aguas hacia el acuífero, es la urbanización acelerada y un tanto desordenada que se está dando en las partes superior y media de la cuenca, incrementando las áreas impermeables y aumentado los volúmenes de escorrentía que discurren en los cauces naturales, en perjuicio del estado físico de los mismos, los que a su vez constituyen los caminos por los cuales deberían salir al mercado los productos de la zona.

4.3.4 Uso histórico de la tierra.
Hasta antes de 1979 se podía observar un avance moderado del proceso de urbanización avanzando hacia la parte media de la microcuenca, con algunas expresiones de desarrollos urbanos para altos ingresos en la parte medio-alta.
En los años subsiguientes, muchas de las grandes propiedades rurales pasaron a formar parte del sector reformado, siendo administradas por cooperativas agrícolas o distribuidas a campesinos individuales mediante el proceso de reforma agraria que se efectuó durante la década de los ochenta.
A partir de 1990, este sector reformado entró en crisis, lo que hizo que muchas cooperativas distribuyeran sus tierras entre sus miembros, o alternativamente, vendieron colectivamente sus propiedades a nuevos adquirientes, principalmente con fines del desarrollo urbanístico dirigido a sectores de ingresos altos y medio-altos. De ahí que se origina un nuevo proceso de urbanización acelerado y un tanto desordenado, alentando las expectativas especulativas de los campesinos, los que a su vez han ido abandonando sus labores agropecuarias tradicionales, en conjunto con la migración de la población joven en búsqueda de trabajo en la ciudad.
Otra parte de los pobladores decidieron no vender sus parcelas, más bien han tenido que desmembrarlas para dar lugar a las nuevas familias que forman los matrimonios jóvenes, acelerando un proceso de ampliación del minifundio.

4.3.5 Valoraciones histórico-culturales
En el área de estudio los valores históricos prevalecen sobres los valores étnicos y arqueológicos, siendo estos últimos prácticamente inexistentes. Por su parte, los valores históricos se concentran en el área de la laguna propiamente dicha.
Las instalaciones de la antigua casa presidencial localizada en la Loma de Tiscapa han permanecido inaccesibles durante más de dos décadas, y no es sino hasta mediados de 2003 que la Alcaldía de Managua inició los trabajos de restauración de este sitio histórico, haciéndose cargo de su administración y poniéndolo a disposición del público.
Este hecho ha tenido gran significación ya que ha puesto al alcance de las nuevas generaciones un sitio que tiene trascendental importancia en la historia reciente de Nicaragua, razón por lo que es necesario conservarlo e integrarlo dentro de un complejo único con la Laguna de Tiscapa en completa recuperación.
En los aspectos socioculturales es importante recuperar el significado que la laguna y el complejo de La Loma tiene para los pobladores de la capital, desde constituirse en una referencia geográfica – “la montaña” o el sur de la ciudad- hasta ser un sitio de recreación y de desarrollo natural del deporte de la natación y el buceo. También debe recuperarse la infraestructura cultural que representa el anfiteatro y su escenario flotante, que había iniciado una nueva y exitosa tradición en los festivales musicales y artísticos que venían desarrollándose en la década de los ochenta.
No es difícil imaginarse el alto potencial que representa el desarrollo armónico y el rescate de los valores naturales propios de la laguna con su potencial de investigación y de actividades turísticas y culturales, todo aunado a la importancia histórica y teniendo como resultado el aprovechamiento óptimo de un recurso que ha permanecido en el abandono y en continuo deterioro, con una viabilidad de reversión en términos ecológicos y de recuperación en términos económicos y técnicos.

4.3.6 Factibilidad de la categoría de manejo
4.3.7 Análisis de vulnerabilidad
4.3.8 Análisis de conectividad.
El Plan de Manejo de la Laguna de Tiscapa está íntimamente vinculado con el manejo de la microcuenca D, de la subcuenca II de la Cuenca Sur del Lago de Managua, de tal manera que la planificación del área de la laguna en sí, carece de un rigor científico si no está vinculado con la planificación física de dicha microcuenca. Esto es especialmente cierto en cuanto a la conservación del acuífero se refiere, y no tanto en cuanto a la calidad de las aguas que se vierten sobre la laguna, hecho sobre el cual los especialistas no encuentran justificación válida alguna.
Los mismos términos de referencia, los que fueron analizados por un equipo de expertos en un taller que fuera organizado para discutir el contenido de los mismos, establecen la necesidad de analizar la microcuenca D como parte de las tareas del plan de manejo. En el mismo sentido se organizó la oferta del consultor, conscientes la importancia del comportamiento de la microcuenca en los resultados del ordenamiento de Tiscapa.
También debe tomarse en consideración que la problemática de esta microcuenca no es muy diferente de las del resto de las otras subcuencas, especialmente en su relación con el Lago de Managua como cuerpo de agua receptor de toda la escorrentía de la Cuenca Sur, lo que plantea la posibilidad de establecer un proyecto experimental de manejo del territorio con enfoque de cuenca, no solo a efectos de mitigar los efectos negativos sobre el acuífero de la laguna, sino sobre la calidad de las aguas superficiales que desembocan en el lago.
Es de consideración, así mismo la vinculación de la Laguna de Tiscapa con otras áreas protegidas próximas a Managua, tal como la Península de Chiltepe y sus lagunas, además de la conexión natural entre la laguna y posibles corredores turísticos que puedan desarrollarse en la parte superior de la microcuenca.
 
 
 
 

4.4 Potencial de Uso de los Recursos
4.4.1 Uso potencial agroforestal
En la Cuenca Sur del Lago de Managua el mayor potencial de las tierras es para actividades agrícolas intensivas, sin embargo, las tierras de vocación agrosilvopastoril le secundan. De acuerdo al estudio de los suelos se determinó específicamente para la microcuenca D, que de el área rural equivalente a 1,476 ha, el 46.3% correspondiente a 683 ha, son tierras aptas para el uso agrícola intensivo; en este tipo de tierras podemos encontrar un potencial para desarrollar cultivos anuales mecanizados con limitaciones leves y moderadas por inundaciones ocasionales. La mayoría de estas tierras tienen potencial para cultivos anuales mecanizados con limitaciones moderadas por topografía.
La agroforestería para esta tierra tiene limitaciones por topografía y fuertes limitaciones por profundidad de suelo.
Para el uso forestal el 53.7% de las tierras tienen el potencial para una producción sostenida. Todas las actividades forestales que en estas tierras puedan desarrollarse, es conveniente asociarlas con cultivos permanentes y semipermanentes como alternativa de producción. Es siempre necesario considerar que la adopción o introducción de ciertos cultivos que tienen un alto potencial, deben ajustarse a limitaciones tanto fuertes como moderadas por topografía y profundidad de suelo.
Para tierras con potencial forestal de protección debe considerarse que el objetivo esencial es para la protección del recurso suelo y agua, tomando muy en cuenta las limitaciones de suelo y topografía.
 
 
 

4.4.2 Uso actual de la tierra
De acuerdo a la actualización cartográfica, se identificaron cuatro categorías de uso actual, que ocupan un área total de 2,310 ha.
Categoría I: cultivos arbustivos o arbóreos; se identificó que el cultivo de café con poca sombra es el que predomina en toda la microcuenca D y representa 232 ha (10.1%). También se detectó cultivo de café que utiliza sombra abundante en ciertas áreas y un área mínima que se encuentra a pleno sol.  Hay presencia de áreas humanizadas e instalaciones de fincas con frutales de cobertura moderada, ocupando un área de 109 ha (4.7%). En esta categoría se incluyen 86 ha (3.7%) ocupadas con vegetación arbustiva densa.
Categoría II: cultivo de ciclo largo; se localizaron un total de 192 ha (8.3%) ocupada por pastizales con maleza y matorrales.
Categoría III: cultivo de ciclo corto o cultivos anuales; cubren un 31.1 % (719 ha)  lo que comprende la mayor extensión de la microcuenca D.
Categoría IV: corresponde a terrenos en condiciones particulares que incluye centros poblados, colegios, áreas urbanizadas y área urbana, ocupando el  38.4% del área total de la microcuenca sin excluir el área urbana.
 

4.4.3 Confrontación de uso
Este estudio presenta la situación entre la armonía y los conflictos en el uso de la tierra en la  microcuenca D, donde existe semejanza en la confrontación el uso actual y potencial con relación al resto de las áreas que conforman la Cuenca Sur, lo que refleja los siguientes resultados: en la zona rural la cual abarca 1460 ha excluyendo colegios y centros poblados, el área de sobreutilización representa el 13.7% de las tierras, la subutilización representa 270 ha correspondiente al 18.5 % y el uso adecuado representa el 67.8 % del total del área rural, lo nos indica que hay una correspondencia del uso actual versus al uso potencial, pero no necesariamente las prácticas culturales que llevan acabo los agricultores en éstas tierras sean las adecuadas para conservar el suelo.

.
 
 
 

Indice de Managua