Colecciones manfut.org ++++++++ Bienvenidos.. Nicaragua en cada lugar... Algo Especial..++++++++ Museos de Nicaragua

MUJERES DE NICARAGUA

Indice de Mujeres en Nicaragua en construcción
entre por página en vez de por nombre por el momento.
PAGINA  1
Presidenta Violeta Chamorro 
Vice Presidenta Julia Mena Rivera
Hope Portocarrero de Somoza
PAGINA  2 
Lolita Soriano de Guerrero
Benita del Carmen Arbizú Medina
Juanita Blandón Calero
Esperanza Román
Claribel Alegría
Lidia Castillo de Bequillard
María Asunción Moreno
Miriam Hebé 
María Marvis Jirón
Magdalena Matus Fonseca 
 
PAGINA 3 
Myriam Argüello 
PAGINA 4 
PAGINA 5 
PAGINA 6 
PAGINA 7
PAGINA 8 
PAGINA 9 
 
 
www.manfut.org...En cada lugar...algo especial
MUSEO NACIONAL DE NICARAGUA
INDICE MUSEOS DE NICARAGUA
INDICE WWW.MANFUT.ORG

Nacida Violeta Barrios Torres 
* 18 de octubre de 1929, departamento de Rivas. 
VIDEOS DISPONIBLES EN YOU TUBE


 


Una de los siete hijos de una familia de terratenientes y rancheros, recibió su educación en Estados Unidos en dos selectos colegios católicos, en San Antonio, Texas, y Southside, Virginia, donde tomó clases de secretaria antes de interrumpir los estudios por la repentina muerte de su padre. 

De vuelta a Nicaragua, en 1951 contrajo matrimonio con Pedro Joaquín Chamorro Cardenal, periodista, dirigente de la burguesía conservadora y con el tiempo uno de los más destacados opositores al régimen de Anastasio Somoza Debayle como líder de la Unión Democrática de Liberación (UDEL). Chamorro, que para muchos era la alternativa de Estados Unidos para presidir el país en lugar de su desacreditado protegido, sufrió varios encarcelamientos y fue finalmente asesinado el 10 de enero de 1978, todo indicó, por los secuaces del dictador. El trágico suceso supuso la entrada en política de la viuda, que hasta entonces había permanecido en un discreto segundo plano. 

A raíz del triunfo de la revolución sandinista en 1979, Violeta figuró, en representación de la UDEL, en la primera Junta de Gobierno de Reconstrucción Nacional (JGRN), constituida el 18 de julio y también integrada por: Daniel Ortega Saavedra, comandante del Frente Sandinista de Liberación Nacional (FSLN); Moisés Hassán Morales, del pro-sandinista Frente Patriótico Nacional (FPN); el empresario liberal Luis Alfonso Robelo Callejas, del Movimiento Democrático Nicaragüense (MDN), y el intelectual socialdemócrata Sergio Ramírez Mercado, por el Grupo de los Doce. 

No obstante, ella presentó la dimisión el 19 de abril de 1980 en desacuerdo con la orientación marxista de la JGRN y el incumplimiento de los compromisos, pactados en la ciudad costarricense de Puntarenas el 18 de junio de 1979, de establecer un sistema democrático. Con su salida y la de Robelo, efectuada días después, la Junta quedó dominada por FSLN, al que en lo sucesivo Chamorro atacó desde el diario que había heredado de su esposo, La Prensa, que sería clausurado temporalmente en cinco ocasiones. 

De la división de la sociedad nicaragüense en aquellos años dejó simbólico testimonio la propia familia Chamorro: mientras que los dos hijos mayores, Pedro Joaquín y Cristiana, actuaron desde la oposición, el primero como activista de la Resistencia Nicaragüense o Contra y la segunda en la dirección del periódico familiar, los menores, Carlos Fernando y Claudia Lucía, desarrollaron una notoria militancia sandinista, siendo el primero director de Barricada, el órgano de prensa del FSLN. 

Cabeza visible de la oposición política legal (diferenciada de las distintas insurgencias armadas) en Managua, Chamorro aglutinó en torno a su condición de independiente una coalición de hasta catorce partidos, la Unión Nacional Opositora (UNO); fundada el 29 de mayo de 1986, si bien sus orígenes estaban en la Coordinadora Democrática Nicaragüense (CDN) de 1982, la UNO abarcaba desde la derecha nostálgica del somocismo hasta el Partido Comunista, con el único nexo del rechazo al Gobierno del FSLN. En las primarias conducidas por la UNO en septiembre de 1989 para la nominación presidencial Barrios logró imponerse a Virgilio Godoy Reyes, del Partido Liberal Independiente (PLI), y al empresario Enrique Bolaños Geyer -que en 2002 iba a ver realizada esta aspiración-, del derechista Partido Liberal Constitucionalista (PLC). 

En las elecciones del 25 de febrero de 1990 Chamorro derrotó, contrariamente a lo reflejado por las encuestas, al candidato reeleccionista, Ortega, con el 54,7% de los votos, mientras que la UNO se hizo con 51 de los 92 escaños de la Asamblea Nacional. Tras tomar posesión el 25 de abril en presencia de una decena de jefes de Estado, la más urgente tarea que Chamorro se planteó fue conseguir el definitivo cese de hostilidades de la Contra, que había anunciado un alto el fuego el 19 de abril y que, efectivamente, completó su desarme el 15 de junio, poniendo fin así a una guerra civil de diez años con un balance de 45.000 muertos, por citar sólo el dato más dramático de una contienda muy destructiva. 

El septenio de Chamorro al frente del país discurrió entre graves disensiones políticas y una calamitosa situación económica y social, fruto de una década de bloqueo comercial por Estados Unidos, los estragos de la guerra civil y los propios fracasos de la gestión sandinista, imponderables que limitaron su margen de maniobra y terminaron minando su autoridad. En 1990 el cuadro no podía ser más ominoso: la recesión productiva alcanzó el 5,5% del PIB, las importaciones duplicaban a las exportaciones, la deuda externa triplicaba la producción nacional y la inflación registró un insólito 12.400%. 

Un mes antes de la toma de posesión, el 27 de marzo, Chamorro adoptó con Ortega un Protocolo de Transición del Poder Ejecutivo (PTPE), en esencia un consenso mínimo en torno a una serie de puntos políticos y jurídicos que garantizara una cierta gobernabilidad. No obstante, la primera tarascada con los sandinistas ocurrió ya el 10 de mayo, cuando los diputados de la UNO sacaron adelante una ley de amnistía para todos los ex guardias somocistas que aún permanecían en prisión. 

Chamorro procedió en un primer momento a revertir algunas de las medidas aplicadas por el Gobierno anterior, como la reforma agraria, la estatalización de empresas y la subvención de servicios públicos, y aplicó un paquete de medidas liberales de austeridad contenidas en el denominado Plan de los 100 Días o Plan Mayorga, en referencia a su impulsor, el ministro de Finanzas Francisco Mayorga. Pero la fuerte reacción sandinista, que conservaba una gran capacidad de movilización popular y controlaba a los sindicatos, le obligó a retirar buena parte de las medidas, granjeándose a cambio la hostilidad de los sectores más conservadores de la UNO. 

El programa de ajuste lanzado en marzo de 1991, precariamente financiado con préstamos del FMI y otras muchas instancias internacionales y nacionales, que contemplaba la multiplicación de los precios de las tarifas públicas y los bienes de primera necesidad, una devaluación del córdoba del 400% y la reconversión laboral del funcionariado, encontró similar contestación en forma de huelgas y manifestaciones. La ya muy abultada deuda exterior sufrió los recargos de las ayudas trabajosamente gestionadas por Chamorro en su apretada agenda, si bien en septiembre de 1991 el Banco Mundial y el Banco Interamericano de Desarrollo accedieron a condonar la totalidad de los débitos contraidos. 

En enero de 1993, conforme a su línea de moderación, pactó con el FSLN el mantenimiento de determinados logros de la revolución, como la legislación socializante de la propiedad de la tierra y la vivienda (cuya derogación parlamentaria el 20 de agosto de 1991 decidió vetar), a cambio de una liberalización económica promercado y la reprivatización de algunas empresas, hecho que precipitó la ruptura con el vicepresidente de la República, Godoy, que pasó a exigir su dimisión. Personas ligadas al sandinismo entraron en el Gobierno, y el socialdemócrata Gustavo Tablada fue elegido presidente de la Asamblea Nacional. 

Una de las situaciones por la que los elementos derechistas de la UNO cargaron de reproches a Chamorro fue la continuidad al frente del Ejército Popular de Humberto Ortega Saavedra, hermano de Daniel y considerado un exponente de la línea dura del sandinismo. Como presidenta y ministra de Defensa, Chamorro se atribuía la jefatura nominal de las Fuerzas Armadas, y por el decreto del 6 de febrero de 1991 estableció su control directo sobre las mismas. Aun con sus atribuciones reducidas, Ortega permaneció en la jefatura de la institución armada hasta el 21 de febrero de 1995, cuando fue reemplazado por el general Joaquín Cuadra Lacayo. 

En este contexto de fragmentación y polarización partidistas, la coalición gobernante se rompió y la UNO fue desintegrándose a lo largo de 1993. En diciembre de 1994 nació la Alianza Liberal (AL) como una coalición de partidos derechistas salidos de la UNO, siendo los más relevantes el PLC y el Partido Neoliberal (PALI). Para entonces, el único sector destacable de la antigua UNO que seguía apoyando a Chamorro se agrupaba en torno a su yerno y ministro de la Presidencia, Antonio Lacayo Oyanguren, que en septiembre de 1995 lanzó su propia formación centrista, Proyecto Nacional (Pronal), y que en 1996 vio inhabilitada su candidatura a las elecciones presidenciales por sus vínculos familiares con la jefa del Estado.

Hasta el final de su mandato Chamorro se sostuvo precariamente gracias al apoyo de los diputados sandinistas y los del grupo centrista de Lacayo. Después de que el sector renovador del FSLN se uniera a varias formaciones de la extinta UNO, se articuló una mayoría a favor de la reforma constitucional sobre la que existía una amplia controversia nacional. 

más sobre Ex Presidenta Violeta Chamorro

La presidenta de la paz, 
Violeta Barrios de Chamorro 

Vestida de blanco, evocando la paz, doña Violeta Barrios de Chamorro, fue la primer mujer en asumir la Presidencia de Nicaragua, siendo la protagonista de la primera elección democrática en la historia del país, en 1990. 
“Quiero felicitar a todos los nicaragüenses porque hoy hemos triunfado todos”, dijo doña Violeta en aquella fecha histórica, el 25 de febrero de 1990, cuando fue reconocido el triunfo de la Unión Nacional Opositora (UNO) al derrotar en las urnas al gobernante Frente Sandinista. 
Doña Violeta, viuda de Pedro Joaquín Chamorro Cardenal, derrotó a un partido de gobierno que controlaba al Ejército y la Policía, dando un ejemplo de civismo a los nicaragüenses. Al día de hoy es la personalidad política que despierta más simpatías en el país según las encuestas de Cid Gallup.

www.manfut.org...En cada lugar...algo especial
MUSEO NACIONAL DE NICARAGUA
INDICE MUSEOS DE NICARAGUA
INDICE WWW.MANFUT.ORG

 
La diputada Julia Mena Rivera , Vicepresidenta del Parlacén. 
1995-1996. VicePresidenta de la República de Nicaragua.
DRA. JULIA MENA RIVERA
  miembro de la Convergencia Nacional que encabeza el Frente Sandinista,   Granadina.  hija de Carlos Mena González y Mercedes Rivera Brizuela, Maestra Primaria. Escuela Normal de Señoritasde San Marcos.   Profesora UNAN. Managua. Lic. En Ciencias de la Educación.  con Especialidad en Ciencias Sociales.  Master en Administración y ESCA. Instituto Politécnico México. D.F. 

 1990-1996. Diputada  1994-1995. Primer Secretaria de Junta Directiva Asamblea Nacional de Nicaragua. 

1995-1996. VicePresidenta de la República Mena, en los últimos meses del gobierno de la ex presidenta Violeta de Chamorro, fue designada  al renunciar el vicepresidente que había sido electo por el voto ciudadano, doctor Virgilio Godoy Reyes. 

1996-2001. Diputada Parlamento Centroamericano. 

1999-2001. VicePresidenta por Nicaragua ante el Parlacen.

1997-2000. Presidenta Partido Liberal Independiente. (PLI).

www.manfut.org...En cada lugar...algo especial
MUSEO NACIONAL DE NICARAGUA
INDICE MUSEOS DE NICARAGUA
INDICE WWW.MANFUT.ORG

Hope Portocarrero 

 

Hope Portocarrero de Somoza Debayle de Baldocchi (1929 - 05 de octubre 1991).

Nacida en Tampa, Florida, Estados Unidos y creció en Miami, en el seno de una familia Católica. Aunque fue registrada con los nombres Blanca Esperanza, toda su vida fue conocida como Hope. Sus padres fueron el una vez cónsul honorario, Dr. Nestor Portocarrero Gross (ginecólogo) y Blanca Debayle Sacasa. Sus padres eran de origen español, alemán, húngaro y francés, de una antigua familia nicaragüense establecida en los Estados Unidos. Era nieta del Dr. Luis H Debayle, llamado el "Sabio DeBayle". Hope tenía solamente un hermano menor: Néstor Portocarrero Debayle. 

 

Desde muy joven, Hope se caracterizó por modales exquisitos. Era una excelente pianista y dominaba los idiomas francés, italiano, inglés (su lengua materna) y español. Concluye sus estudios de Servicio Exterior y Lenguas romances en Barnard College y Georgetown University. 
 

Por sus buenas calificaciones, simpatía, popularidad y belleza fue reconocida entre sus compañeros y le valió ser nombrada reina de festivales y ceremonias culturales.
 

El 5 de diciembre de 1950, se casa con su primo Anastasio Somoza Debayle, quien era el segundo hijo varón de Anastasio Somoza García y Salvadora Debayle en la hoy Antigua Catedral de Managua. 

 

Un matrimonio realizado por conveniencia, arreglo que había sido tratado por los padres de los novios tiempo atrás. El fastuoso enlace se llevó a cabo en Managua y convocó a la burguesía nicaragüense y extranjera, además de ser noticia internacional. 

 

Hasta la fecha éste matrimonio ha sido el más imponente en la historia del país, el llamado por los nicaragüenses: La Boda del Siglo. Para su suegro el enlace significó la culminación de la alianza con las familias de más prestigio y abolengo del país. 

 

Doña Hope y el general Somoza Debayle tuvieron cinco hijos: Anastasio -conocido por el pueblo de Nicaragua como El Chigüín-, Jesús, Julio Néstor, Hope Carolina, Ana Carla y Roberto Eduardo. 
 

En 1953, Hope fue representante de Nicaragua en las ceremonias de coronación de la Reina Isabel II del Reino Unido. Pronto se convirtió en la dama más popular de la sociedad nacional y los encabezados en diarios tanto nicaraguenses como internacionales que hablaran de Portocarrero se hicieron frecuentes. 
 

Al inicio la pareja vivía aparentemente feliz al lado de sus hijos en la ciudad de Nueva York, hasta que Anastasio fue llamado por su padre para que volviera a Nicaragua, ya que éste planeaba postularse de nuevo como candidato presidencial del oficialista Partido Liberal Nacionalista (PLN); aun cuando doña Hope tratando de salvar su matrimonio intentó por todos los medios de convencer a su marido de permanecer en los Estados Unidos, ya que lo mantenía lejos de la amante de éste. 

 

Doña Hope y sus hijos residieron nuevamente en ese país en distintos períodos. Sus hijas fueron educadas por una institutriz española encargada de ellas dos en Managua, además estudiaron en el extranjero.
 

En 1965 fue delegada de Nicaragua en el XIX período ordinario de las sesiones de las Naciones Unidas.

Durante la década del 70, fue una figura reconocida, especialmente por su glamour, comparada con Jacqueline Bouvier Kennedy, por su belleza y su refinamiento. Acompañó a su marido en importantes misiones diplomáticas como la visita al Presidente estadounidense Richard M. Nixon, José López Portillo de México y al Emperador del Japón Hirohito.
 

No fue una mujer despilfarradora, frívola o esnobista que complacía sus gustos con el dinero del pueblo, considerando que provenía de una familia rica y habiendo primeras damas en otros países como Imelda Marcos, Michèle Bennett, Elena Ceausescu o Rosario Murillo de Ortega, siendo famosas por sus gustos extravagantes. 

 

Aún así, era bien sabido que la señora Portocarrero de Somoza vestía lo último en la moda de la alta costura, lucía su oscuro cabello siempre en peinados modernos, así como realizar constantes viajes al exterior, poseía un exclusivo automóvil Mercedes-Benz y su casa El Retiro, en Managua era signo de un delicado gusto, decorado con los más finos acabados, con amplias zonas verdes, cancha de tenis, una elegante piscina frente al amplio bar de paredes de vidrio, caballerizas y un cine privado.

Con el correr del tiempo, Dinorah Sampson, amante de su marido adquiere más influencia sobre él y por lo tanto sobre el gobierno también. La manera de ser poco refinada de Anastasio, frustraba a su hermosa esposa que pretendía que él se uniera a la alta sociedad de Newport. 

 

Somoza prefería la Flor de Caña y su esposa el champagne. Hope se refugió en actividades de sociedad en donde realizaba eventos de beneficencia.
 

Se registra como legado de su gestión como Primera dama de La República de Nicaragüa, la construcción del Hospital del Niño, el Hospital Luis Somoza en León, el Centro de Huérfanos La Esperanza y defendió los derechos de los niños del país fundando el Tribunal de Menores. 
 

En un emocionante discurso que ella pronunció, dijo que no se iba a permitir más que los menores de edad que cometían un delito fueran encarcelados con los reos comunes. 

 

También construyó una clínica especializada para mujeres en la Colonia Tenderí y fue la promotora de la ley de protección a las mujeres. 
 

Constructora del imponente Teatro Nacional Rubén Darío, que el periódico The New York Times lo calificó como el mejor centro para las presentaciones escénicas en Latinoamérica, construido entre 1966 y 1969 e inaugurado el 6 de diciembre de ese último año. En 1970 el gobierno francés le concedió a la Señora Somoza la condecoración Palmas Académicas.
 

Además fue Presidenta de la Junta Nacional de Asistencia y Previsión Social y Presidenta del Instituto Pro-Arte. 
 

En 1977, doña Hope impulsa y bautiza el Centro Dambach como: Centro Cultural Nacional, que se convirtió en la sede de las instituciones más relevantes de la cultura nicaragüenses: El Archivo General de la Nación, la Biblioteca Nacional , el Conservatorio Nacional de Música, la Escuela Nacional de Bellas Artes, el Museo Nacional y la Galería Plurar. 

 

Por su iniciativa personal la exposición 9 pintores nicaragüenses recorrió distintas partes de Europa en 1974. También en 1977 fundó una escuela para niños sordos. Además fue quien inauguró el Centro de Observación y Orientación de Nazareth. Siempre presidió junto a otras damas de la Sociedad nicaragüense las Ferias Agostinas, típicas en Managua, que se celebrabran anualmente; obsequiaba regalos a todos los niños de las escuelas en la navidad y organizaba muchas otras actividades de espercimiento sano. 

 

De caracter dinámico e independiente, declaró una vez a un diario estadounidense: No tolero a la gente que se aburre, no hay excusa para eso.

Después del terremoto de 1972, que destruye casi en su totalidad la capital Nicaragüense, doña Hope realiza una obra social admirable, nublada por las acciones de su marido y colaboradores que no tardaron en realizar un negocio de trata de blancas con todo el dinero que fuera recogido. Esto molesta y daña gravemente la sensibilidad de ella, que como está citado en Libro De Mrs Hanna a la Dinorah, doña Hope comentó: "Éste general no se compone, no le basta el dolor y el sufrimiento del pueblo. Quiere tener tiempo para fechorías y sodomías. Le odio..., le odio..."
 

Durante las recepciones oficiales donde Somoza habría de aparecer por puro protocolo con su esposa Hope, ésta llegaba al final, cuando la ceremonia estaba por terminar. Se colocaban juntos para las fotografías oficiales y posterior a esto la Primera Dama abandonaba el lugar.
 

Para finales de la década del 70, se le veía tan poco en actos públicos que los medios de comunicación para no levantar sospechas de los problemas entre la pareja presidencial imprimían al menos dos o tres fotografías de la Sra Somoza en el diario oficialista Novedades y transmitían por televisión imágenes de doña Hope en actividades en el pasado, así también en los cines exhibían los acostumbrados y tediosos Newsreel (noticieros) de la familia Somoza que ya era tradición desde la época del general Anastasio Somoza García. 

 

Para nadie era un secreto que doña Hope se mantenía por mucho tiempo fuera de Nicaragua y sus hijos también.
 

En 1978 se divorcia de su marido el entonces presidente de Nicaragua y decide radicar en Londres. Contrae segundas nupcias con el multimillonario salvadoreño Archie Baldocchi, el 25 de mayo de 1982 cuando ya era viuda. Baldocchi era el padre del banquero Archie Baldocchi Dueñas.

Después de haber estado hospitalizada en Mount Sinai Hospital y sometida a tratamiento, Hope pierde su lucha contra el cáncer, enfermedad que padecía años atrás.
 

Hope Portocarrero de Baldocchi murió en Miami el 5 de octubre de 1991, a la edad de 62 años. Fuentes cercanas a la ex primera dama, alegan que poco antes de su muerte había entregado la cantidad de USD $100,000.00, en socorro de los nicaragüenses necesitados que habían logrado llegar a Miami, después de la Revolución Sandinista que puso fin al somocismo en Nicaragüa. 

 

Sus restos mortales fueron depositados en la cripta de la familia Somoza Portocarrero en Woodlawn Park North Cemetery and Mausoleum en Miami, donde se encuentran los de Anastasio Somoza Debayle, el padre de sus hijos. 
 

En la actualidad los mejores hospitales de Nicaragua rebautizados con otros nombres fueron construidos por doña Hope Portocarrero de Somoza. 
 

En la zona turistica de San Juan del Sur, se encuentra el Hotel Victoriano, que en el pasado fue la mansión de verano de Portocarrero en ésa localidad.

 

internet: Eduardo Manfut P  Diciembre 2000 revisada Octubre 2008