MUJERES DE NICARAGUA   PAGINA  1   PAGINA  2

Indice de Mujeres en Nicaragua en construcción
entre por página en vez de por nombre por el momento.
PAGINA  1
Presidenta Violeta Chamorro 
Vice Presidenta Julia Mena Rivera
Hope Portocarrero de Somoza
PAGINA  2 
Lolita Soriano de Guerrero
Benita del Carmen Arbizú Medina
Juanita Blandón Calero
Esperanza Román
Claribel Alegría
Lidia Castillo de Bequillard
María Asunción Moreno
Miriam Hebé 
María Marvis Jirón
Magdalena Matus Fonseca 
 
PAGINA 3 
Myriam Argüello 
PAGINA 4 
PAGINA 5 
PAGINA 6 
PAGINA 7
PAGINA 8 
PAGINA 9 



 
 
 



 Mecena de la Literatura y las Artes 
 Lolita Soriano de Guerrero 
Héctor Darío Pastora. 
 Lolita Soriano de Guerrero, fundadora del Liceo Lola Soriano, Casa de Arte y Cultura, institución fundada el 12 de marzo de 1939, con una fecunda trayectoria educativa y cuyo lema “Por la Patria y para la Patria; enseñar deleitando a la infancia”, ha sido luz y estrella de sabiduría para las generaciones que hoy prestigian a la República. 

Egresada como maestra del Colegio de Señoritas de Managua de la destacada educadora Chepita Toledo de Aguerri, recibiendo su título en 1937. en su fecunda trayectoria de educadora, fundó en el mes de Febrero de 1945, la primera Escuela Nocturna gratuita para obreras, es paradigma de la dignificación de la mujer. 

Su consagración por más de medio siglo al olimpo cultural y artístico de Nicaragua, le ha merecido el título de “madrina del arte y la cultura nicaragüense”, con reconocimiento nacional e internacional. 

Por el Liceo Lola Soriano, Casa de Arte y Cultura, en sus casi 62 años de existencia, han pasado famosos maestros del pincel, quienes le han dedicado bellos óleos, la dama más retratada del país, ilustres escritores han sido huésped de sus actos, celebridades musicales, del arte y de la publicidad. Es notable la labor cultural de Doña Lolita Soriano. Escritora fecunda, con 100 obras que completó con su ilustre esposo el Doctor Julián N. Guerrero, binomio matrimonial admirable y ya inmortalizados por sus aportes bibliográficos a Nicaragua. 

Doña Lolita Soriano de Guerrero, insigne dariana, escritora de la vida y obra de Rubén Darío; portadora de tesoros del Poeta universal Rubén Darío. 

Un aspecto digno de destacarse es el mapa de relieve de Nicaragua que elaboró el 9 de marzo de 1941, gigantesca obra que sirvió desde entonces para conocer la historia y la geografía de la Patria, cuyo testimonio lo han dejado en la monumental obra de las Monografías departamentales.

Doña Lolita Soriano de Guerrero, ha cooperado en la creación de diversas organizaciones artísticas y culturales y es miembro de casi todas las asociaciones culturales nacionales e internacionales, entre ellas nos honra en el Movimiento Mundial dariano que presiden el Prof. Héctor Darío pastora y el Lic. Carlos A. Gómez, quien hoy como presidente del Instituto Cultural Rubén Darío de Washington D.C., aumenta las múltiples condecoraciones nacionales y extranjeras de doña Lolita Soriano de Guerrero. 

Esta es una modesta apreciación bibliográfica de la inmensa e histórica obra de doña Lolita Soriano de Guerrero, mujer providencial y prodigiosa de la Patria de Rubén Darío. 
 

 Lolita Soriano hacía lo propio con su «Liceo Lola Soriano», fundado en 1939, y su «Casa de Arte y Cultura», que en realidad era su propia casa de habitación transformada en centro cultural, lugar de amables tertulias de artistas e intelectuales, sede de exposiciones pictóricas, en aquella Managua ayuna entonces de galerías de arte, y sede de los ensayos y conciertos de nuestra incipiente orquesta sinfónica. Lolita y sus hermanas prodigaban atenciones a sus visitantes, como exquisitas anfitrionas. No es así extraño que Lolita Soriano fuera justamente reconocida como la «Madrina de los artistas nicaragüenses». 

Además de esta encomiable labor, en el desierto cultural de aquellos años, Lolita Soriano, formada en el Colegio de Señoritas de doña Josefa Toledo de Aguerri, fue una notable educadora, precursora de nuestra actual educación preescolar, con su afamado Jardín de Párvulos, donde aprendieron las primeras letras muchos niños que más tarde serían escritores de renombre. 

Su labor docente, de más de medio siglo, estuvo dirigida principalmente a la infancia, en consonancia con el lema de su Liceo: «Por la Patria y para la Patria, enseñar deleitando a la infancia». En el patio del Liceo, Lolita desplegó el primer mapa en relieve de Nicaragua, muy visitado por los escolares de entonces. 

Devota de Darío, Lolita Soriano escribió, en colaboración con su esposo, el Dr. Julián N. Guerrero, varias obras dedicadas a estudiar y divulgar el legado dariano, entre ellas, «Rubén Darío, biografía iconográfica», «Rubén Darío, poeta místico y diplomático» y «Rubén Darío, escritor». Fundó también, en su propia casa de habitación, un Museo Archivo Rubén Darío, destinado a exponer y conservar cartas y recuerdos de Rubén, así como libros escritos sobre su portentosa obra. Siempre en colaboración con el Dr. Julián N. Guerrero, Lola Soriano dejó publicadas varias decenas de libros sobre los más variados temas, como la serie de monografías sobre los departamentos de Nicaragua, «Derecho Aborígen en Centroamérica y el Caribe», «Las 9 tribus aborígenes de Nicaragua» y «100 biografías Centroamericanas», obra en dos tomos. De su propia pluma salieron varios libros, entre ellos las biografías de Rubén Darío y Monseñor Juan Manuel Argüello, así como breves estudios sobre el folklor nicaragüense. 

La gran sensibilidad social de doña Lolita la llevó a crear una Escuela gratuita para trabajadoras domésticas. También promovió la creación de la «Asociación de Compositores y Artistas de Nicaragua» (ACAN), a cuyos miembros siempre brindó solidaridad y colaboración. 

En vida recibió varios reconocimientos y homenajes, siendo el último el que le tributó el Instituto Nicaragüense de Cultura al develizar un busto de ella, al lado del de su esposo, el Dr. Julián N. Guerrero, en los patios del Palacio Nacional de la Cultura, a principios del presente año. 

   Lolita Soriano fué la mujer más homenajeada en el País habiendo recibido distinciones, Ordenes, medallas, honores y honores uno de ellos en 1998 fue el de Correos de Nicaragua nombrada como una de las mujeres más destacadas en Nicaragua junto con Doña Violeta Barrios de Chamorro; de su estampilla se reprodujeron 100.000 sellos, es una foto de  Wilmor López donde aparece Lolita en dos épocas, al fondo una pintura de ella hecha por Ernesto Ortega.
  Lolita, a sus 77 años sus problemas económicos fueron muchos y su salud se deterioró.
El Instituto Nicaragüense de Cultura, como ente regulador de las políticas culturales, reconociendo y estimulando el trabajo y aportes que realizan personalidades nacionales y extranjeras en pro de la promoción, desarrollo y rescate de la cultura nacional, especialmente aquellas que protegen el acervo cultural y artístico, resolvió crear la Orden Mecenas del Arte y la Cultura Nacional. 

LOLITA SORIANO, dama consagrada desde su juventud a la promoción, desarrollo y rescate del arte y la cultura nacional. Su entrega y amor a la cultura nacional sirven de digno ejemplo a las nuevas generaciones para preservar nuestra identidad nacional. 

Dicha distinción consiste en una placa de reconocimiento, soportada en una cinta de color azul y blanco; una medalla de oro que tiene como logotipo, en una cara la «Serpiente emplumada», como símbolo nacional de la cultura, con la leyenda: Instituto Nicaragüense de Cultura. En la otra cara, la silueta del Palacio Nacional de la Cultura con la leyenda: Orden Mecenas del Arte y la Cultura Nacional. 

El 12 de marzo de 1939, se inauguró el Templo de Arte y Cultura que lleva el nombre de su fundadora, la profesora Lola Soriano, notable intelectual que dedicó toda su vida al arte y la cultura, apoyando durante 62 años a los noveles artistas de diferentes facetas, quienes en merecido agradecimiento la consagraron como La Madrina de los Artistas de Nicaragua. 

Después de recibir su Título de Maestra de Educación Superior en el Colegio de Señoritas de Managua, que dirigía Chepita Toledo de Aguerri; Lolita se dedicó a realizar obras en favor de la juventud, fundando el Colegio Renovación, luego la Sociedad Protectora de Niños; La Casa de la Tradición; posteriormente La Escuela gratuita para Obreras, donde las empleadas domésticas aprendían a leer, escribir, bordados, deshilados, cojines, sobrecamas, cortinas, prendas de vestir, pero sobre todo la educación moralizadora para enfrentarse a la vida como magníficas amas de casa. 

Lola Soriano Estrada nació el 18 de junio de 1922 en el Barrio San Antonio de Managua, siendo sus padres el Señor Juan Antonio Soriano y Señora Máxima del Carmen Estrada Solís, habiendo procreado once hijos que constituían la alegría del hogar. 

Durante sus años de estudios, Lolita era muy solicitada para actuar en las veladas del Colegio ya que era muy talentosa en el baile, el canto y la declamación; herencia artística, en vista que su papá ejecutaba guitarra clásica y su mamá cantaba con privilegiada voz. Como actriz, sobresalió en comedias; una de ellas escrita por el músico nicaragüense Luis Abraham Delgadillo; (Lolita -en vida- me platicaba) que en la trama de esa comedia, ella interpretó a La Pavona, una mujer que vendía mondongo, personaje que interpretó acertadamente dándole vida en forma natural; el público aplaudió su trabajo actoral por su desplazamiento escénico con gracia y picardía en esa histórica velada a beneficio de la Cruz Roja. 

Los éxitos logrados, era el resultado de sus estudios: Solfeo, bajo las instrucciones del Maestro Víctor Manuel Zúniga; Piano, bajo la dirección de los profesores Rosalpina Espinoza de Bernheim y Serapio Hurtado; En Costa Rica estudió Psicología Infantil para saber tratar a los niños anormales; Teatro y Declamación, bajo las orientaciones del Actor y Director Teatral, Don Adán Castillo. 

La joven profesora Soriano ayudó a levantar la cultura del gremio de meseros y saloneros de Managua, a quienes impartió clases de moral y urbanidad; pronto se vieron los buenos frutos en el ejemplar comportamiento de sus alumnos; al finalizar los cursos de superación personal, ellos le brindaron un gran homenaje de agradecimiento en el Salón Cervecero «El jardín de las Rosas», ubicado frente al granero nacional en la carretera Norte de la vieja Managua. 

Otra de sus obras sociales la realizó junto con su hermana Juana Elena Soriano al preparar cada año a niños de escasos recursos de los barrios La Bolsa, La Tejera, Pescadores, para que recibieran la Primera Comunión el primer domingo de enero, celebrando a La Sagrada Familia y al calificar sus estudios de catecismo, le regalaban a cada niño el vestido, zapatos y todo el atuendo, culminando con un delicioso desayuno. 

Gobernantes nacionales y extranjeros, embajadores extranjeros acreditados en Nicaragua, políticos, empresarios, periodistas, hombres de radio, compositores, músicos, artistas de todas las facetas, consagrados del arte internacional, entre ellos los declamadores Bertha Singerman, de Argentina y Manuel Bernal, de México; Celia Cruz y el elenco de la Sonora Matancera; Los Churumbeles de España; María Teresa Montoya y su Compañía de Teatro; el comediante Angel Garaza; el ídolo mexicano Pedro Infante, los actores José Elías Moreno y Carlos López Moctezuma, la cantante Eva Garza; el famoso compositor mexicano Agustín Lara y muchos más. Lolita está considerada como la Primer Ministro de Cultura de Nicaragua en vista que el Ministerio de Educación Pública la designó Anfitriona de los artistas que llegaban a Nicaragua. 

En septiembre de l954 llegó a Managua Agustín Lara y su Orquesta para realizar una temporada artística, presentándose en el Teatro Salazar; el músico-poeta visitaba todas las tardes el Liceo Soriano, donde departió con artistas, músicos, pintores y periodistas que frecuentaban La Casa de Arte y Cultura, por cierto Lolita se convirtió en secretaria del compositor mexicano, contestando cantidad de cartas y telegramas que el artista recibía en el Gran Hotel, donde se hospedó; en las peñas culturales se brindó con Ron Santa Cecilia, licor que le agradó tanto al distinguido visitante, razón por la cual Lolita le obsequió tres cajas del ron nica para que lo llevara a su México querido; fueron tardes de canto y poesía en compañía del fecundo compositor de tantas y bellas canciones, Don Agustín Lara quien cultivó franca amistad con Lola Soriano. 

Pintores de Nicaragua y el mundo, plasmaron en cuadros al óleo, el rostro de tan distinguida intelectual, quien con su gran creatividad fundó «La Primer Galería de Pintores de Nicaragua» y también fundó «La Orquesta Sinfónica de Nicaragua»; era una gran mujer, humilde, amable, de noble corazón que en todo momento extendía sus manos para ayudar económicamente a los más necesitados, especialmente a los artistas. 

El 30 de noviembre de 1962, se une en matrimonio con el Doctor Julián Napoleón Guerrero, destacado conferencista e historiador; juntos se dieron a la tarea cultural de escribir mas de 85 libros, entre ellos: monografías de los Departamentos de Nicaragua y otros temas especialmente sobre Rubén Darío, pero desafortunadamente quedaron inéditos algunos libros, al sorprenderle la muerte a Don Julián el 12 de abril de 1996; cinco años después muere Lolita, el viernes 31 de agosto del 2001, a las 8:30 de la noche, ante la presencia de su dama de compañía quien por más de nueve años la colmó de cuidados y atenciones, se trata de la Señora Yelba Pavón, a quien la profesora Soriano le tenía cariño por su lealtad y honradez, cualidades calificadas de valor incalculable, a tal grado que Lolita dejó una orden por escrito, donde exteriorizaba su deseo para que su Dama de Compañía se quedara en el Liceo por siempre; en el momento del deceso, también estaba presente Don José Ernesto Medina García (cuñado de Lolita). Su muerte fue a causa de dolencias propias de la vejez que le provocó infarto; la triste noticia consternó a la Sociedad entera, especialmente a la gran familia artística de Nicaragua. 

Trofeos, cuadros al oleo, poemas, canciones, medallas de oro y reconocimientos: «José Dolores Estrada»; «Salvador Cardenal»; «Fulgencio Vega»; de parte del Gobierno de España, la presea «Dama de Isabel La Católica»; Emotivos momentos vivió Lolita, cuando develó dos bustos: uno con su rostro y el otro con el rostro de su esposo Don Julián, los que como grato recuerdo están ubicados en el extremo Noreste de los jardines internos del Palacio de Cultura; otro homenaje a Lolita en su fecha de nacimiento, el 18 de junio de 1998 y bajo decreto del (INC) Instituto Nicaragüense de Cultura se declaró «día del Trabajador de la Cultura»; también se lanzó en circulación Estampillas de Correo con el rostro de la Madrina de los Artistas, certificando así su calidad de Mujer Intelectual de Nicaragua. 

Doña Lolita siempre expresó su deseo que al morir se continuara con la labor cultural y postuló a su cuñado Don José Ernesto Medina García como Director Ejecutivo del Liceo; don Ernesto ya está poniendo en marcha los proyectos y está entregando La Cartilla Biográfica de Rubén Darío a estudiantes de Primaria y Secundaria para que memoricen datos y fechas importantes del poeta, posteriormente estos jóvenes pasarán examen ante intelectuales y así se está brindando amplios conocimientos de la vida del Príncipe de las Letras Castellanas a la juventud estudiosa con el auxilio de esta valiosa Cartilla escrita y editada por los esposos Guerrero-Soriano. 

En otro orden de cosas y atendiendo las instrucciones de Lolita, se está preparando la entrega de «La Orden Liceo Lola Soriano» a ocho personajes que apoyaron tanto al liceo como a la Profesora Soriano. El Liceo está abierto para estudiantes y amigos de la Casa de Arte y Cultura-Archivo Rubén Darío para que realicen investigaciones y consultas en la siguiente dirección: Barrio Altagracia, Avenida Guerrero Soriano, del Restaurante Los Ranchos dos cuadras al Sur. Tel. 266-38-69. con referencia a acto conmemorativo de los 63 años de fundado, se realizará en la fecha del cumpleaños de nacimiento el 18 de junio próximo para rendir merecido homenaje póstumo en el Templo de Arte y Cultura, el Liceo que lleva el nombre su fundadora la inolvidable Profesora LOLA SORIANO Q.P.D.(Nota: H.H.O. - * Recopilador de datos biográficos). 

LOLA SORIANO, dama intelectual de gran prestigio, que dedicó su vida a fomentar el arte y la cultura; fundadora del Museo-archivo Rubén Darío compuesto por libros sobre el panida, cartas inéditas, objetos personales, etc. 
y el Liceo Soriano. 
 
 

2 DE SEPTIEMBRE DEL 2001 / 

     Hoy darán último adiós a “Madrina de los artistas” 

    Artistas, escritores, amigos y familiares lamentan muerte de Lolita Soriano 
 
Artistas, amigos y familiares lamentaron la muerte de Lolita Soriano, “Madrina de los Artistas Nicaragüenes”. LA PRENSA/C. MALESPIN.
 
  

Julio León Báez y Gabriela Roa Romero
revista@laprensa.com.ni

Artistas, escritores, amigos y familiares darán el último adiós hoy, domingo, a doña Lolita Soriano, “Madrina de los Artistas Nicaragüenses”, quien falleció repentinamente el viernes, a las 8:30 p.m. 

La muerte de Soriano causó gran impactó entre los artista y escritores nacionales. 

Lola Soriano de Guerrero fundó el 12 de marzo de 1939 el “Liceo Lola Soriano, Casa de Arte y Cultura”, bajo el lema “Por la Patria y para la Patria, enseñar deleitando a la infancia”. 

Este centro, desde su instauración, ha sido la única institución particular que desde hace 62 años es templo de docencia, cultura y arte en Nicaragua. 

PROPULSORA DEL ARTE Y LA CULTURA 

Fundó diversas instituciones educativas y asociaciones, entre las que se destacan: el Primer Patronato Escolar, la Escuela Obrera Gratuita, el Instituto de Cultura Centroamericano-Sección Nicaragua, Asociación de Intelectuales de Nicaragua; la Casa de la Tradición de América, y la Asociación de Compositores y Autores de Nicaragua, entre otros. 

Actualmente el liceo posee el Museo Archivo Rubén Darío, compuesto por libros sobre el panida, cartas inéditas, objetos personales, etc. 

Lolita Soriano unió su vida a la del historiador Julián Guerrero, con quien escribió más de 77 obras, entre las que podemos mencionar: las monografías de todos los departamentos del país, Derecho Aborigen en Centroamérica y el Caribe, 100 Biografías Centroamericanas Tomos I y II, Diccionario histórico geográfico de Nicaragua, y Las 9 tribus aborígenes de Nicaragua. 

Entre las obras personales de la profesora Soriano podemos citar: biografías de Rubén Darío, de monseñor Juan Manuel Argüello, de María y San José; Folklor, Folvisa y Folway, y Ensayo político sobre Nicaragua. 

LAMENTAN MUERTE 

“Creo que todos los que trabajamos en el área de la cultura lamentamos su muerte, era la madrina de todos los artistas”, dijo el ministro de educación, Fernando Robleto Lang. 

El funcionario enfatizó en que con la muerte de Lolita Soriano se ha perdido “una gran mujer; humilde, cariñosa y siempre dispuesta a ayudar a los necesitados, especialmente a los artistas”. 

Recordó los momentos gratos que tuvo el gusto de compartir con ella, donde descubrió su gran personalidad que hoy lamenta que se haya apagado. 

HOMENAJE POSTUMO 

- El cuerpo de Lolita Soriano se veló en la funerario Monte de los Olivos durante la mañana de ayer. 

- A las 2:00 p.m., ayer sábado, fue trasladado al Palacio Nacional de la Cultura, donde el Instituto Nicaragüense de la Cultura (INC) le rindió homenaje en compañía de artistas, familiares y amigos. 

- A las 5:00 p.m. su cuerpo regresó a la funeraria, donde permanecerá hasta las 9:00 a.m. de hoy, domingo, cuando lo trasladen a la Iglesia El Carmen, donde se oficiara una misa de cuerpo presente a las 10:00 a.m. 

- A las 11:00 a.m., los restos de la madrina de los artistas serán depositados en el Cementerio General de Managua.
 
 

 Diputada
Benita del Carmen Arbizú Medina 
Suplente: Filiberto Jacinto Rodríguez López, Comisiónes: de Educación Medios de Comunicación Social Cultura y Deporte  Segunda Secretaria, de Pro-Derechos Humanos y la Paz  Segunda Vicepresidenta, estudiando el 4to. año de Derecho en la Universidad Popular de Nicaragua (UPONIC).

A los 16 años se inicia dentro de las filas del FSLN en Quezalguaque. fue ella la que organiza a la Juventud Sandinista, que no existía en este municipio. En 1996 participa en el proceso de la consulta interna, como precandidata concejal, donde salió electa, ocupando el cargo de secretaria del concejo municipal puesto que desempeñó por 4 años. 

concejal (1996-2001) en Quezalguaque, Coordinadora de la Juventud Sandinista del Departamento de León, miembro del Comité de Dirección Departamental del (FSLN) León y Miembro del Consejo Nacional en representación de la Juventud Sandinista.

En el 2002   segunda vicepresidente de la Comisión de Derechos Humanos y segunda vicepresidente de la Comisión de Educación, Cultura y Deportes de la Asamblea Nacional.

Se ha dedicado a organizar a la juventud sandinista por los diez municipios de León, donde se han promovido encuentro intermunicipales sobre sus experiencias en el enfoque político; también en la organización de actividades recreativas como la elección de la chica Miss Juventud Sandinista, la chica XX Aniversario, la chica Revolución, fiestas juveniles. Uno de sus proyectos es la creación y rehabilitación de las Casas de Juventud y Cultura. 


actriz de radio novelas y locutora destacada. 
Juanita Blandón Calero
 En 1985, la Escuela de Música,  la Mejor Locutora. Después Fruto Montes, un destacado animador de los años 70, me dio otro como la Mejor Voz,   Lolita Soriano me dio la Orden Rubén Darío, como un mérito a la labor educativa radial. 

Chontaleña oriunda de Santo Domingo 
radionovelas que ha trabajado: En Pedro Navaja, una película basada en la vida del narcotráfico y donde se daba cita la mafia y lo peor de la droga, era dirigida por Nelson Dorn un cubano. Ahí alterné con Gonzalo Zapata, Manuel Cajina (hoy es divulgador en una institución) Pilar Aguirre (q.e.p.d.), Cristina Saballos, Xiomara Centeno, Evelyn Martínez, Christian Somarriba, María Eugenia Urroz y tantos otros que sumábamos 60, en El Salvador nos calificaron como el mejor grupo artístico. 

Hice radionovelas como El Derecho de Nacer, Los Cuatro Villalobos, Kadir El Arabe, Kalimán, Emiliano Santa Cruz, Cumbres Borrascosas, el Acantilado, Los Milagros del Bosque, novelas rosa, de acción. Me encantaba sustituir cuando faltaba alguien. Participé en más de 30 obras de teatro entre ellas, El Adefesio, los Fusiles de la Madre Carra, El sueño de un ángel, El hombre de la flor en la boca, Casa de Bernarda, Mujeres sabias, Contigo pan y cebolla, Despedida de soltera, etc. 

  Trabajé en las mejores emisoras, en la X, la Continental, Unión Radio, Católica, Corporación, Mundial, en la época buena... crecí en la Radio Managua, mi papá era el hombre de confianza del dueño, hacía todos los trabajos que se necesitaban ahí y nos llevó a vivir a la planta. 

 Me gustó mucho el personaje en El Acantilado, era una niña inválida victimizada por su hermana mayor. Cuando Maritza Cordero se fue a Francia me tocó hacer el papel de Solín en Kalimán, tuve la suerte de tener como padrinos a Ruth Obregón y Gustavo Valle, eran personas que me estaban formando, luego muere la Ruth y me quedo con Naraya Céspedes que me hacía buenos señalamientos, también agradezco a Luis Manuel Somarriba, (Pato Lucas, el mejor grabador de Nicaragua), que hoy trabaja en Radio Sandino, entre tantas personas con las que trabajé. 

 la novela nacional, pero con un perfil educativo, patrocinada por Profamilia... ya está a la disposición del público por medio de Radio Dinámica de Jinotega, en la Yet de Matagalpa, en Boaco y aquí en la corporación también se va a difundir.  Soy Engracia, una campesina progresista que le ayuda al marido a cosechar, a aporcar, siembran café, vendo huevos y así, el personaje va ayudando al hombre para llevar la carga del hogar y también soy de la condición que aunque sea campesina no debo de llenarme de hijos para poder criarlos, tengo 2 hijos, soy una campesina práctica. 

Me veo dirigiendo programas a personas que tengan conciencia que la radio es un medio de comunicación educativo porque pienso que en este momento no estamos haciendo la radio de los años 50, 60 y 70. Los chavalos que hoy hacen radio pasan todo el día contando chistes y hasta vulgaridades todo el día. Quiero rescatar aquella radio educativa para que la gente pueda elevar su cultura porque si voy a servir al oyente por medio de un programa, debe ser bueno, porque lo que se les enseña nunca lo olvidan y además hay mucha responsabilidad porque lo escuchan a uno en todas partes y la gente cree mucho en este medio de comunicación. Antes, vos oías la radio y escuchabas aquellas voces educadas, tan ricas de los locutores, aunque mucha gente dice que son engolados pero tenían esa persuasividad tanto así que conquistaban al oyente, lo tenían enamorado y esto la gente lo expresaba con mucha simpatía en detalles sencillos. 


Fue la primera actriz de radio de Nicaragua. 
actriz Esperanza Román 
marcó un hito en la historia de la radiodifusión nicaragüense, y de deja un inmenso legado artístico y cultural
 nacida un 31 de mayo de 1922. Comenzó trabajando en radio cuando la televisión no existía en Nicaragua, deleitando a miles de oyentes de la Radio Mundial, Radio Panamericana, Estación X y Radio Managua, entre otras.
Llevó el teatro en la sangre, estudiando con devoción cada papel que le asignaban. 
La periodista Mayra Santos la recuerda como una persona extraordinaria, con un gran talento natural y muy dedicada a la pasión que la acompañó toda su vida: el teatro. Santos la conoció en 1964 haciendo teatro, aunque doña Esperanza ya era una persona de gran trayectoria como actriz. “Era muy esforzada por memorizar su parlamento y sacar del interior su personaje. Lo vivía, lo reflejaba y lo manifestaba de una manera increíble como lo hacían las actrices de aquella época”, rememora Santos.
Una de las últimas obras en las que trabajaron juntas fue “Antígona en el Infierno”, de Rolando Steiner, y dirigida por Javier Amor, obra que fue presentada en varios teatros de Nicaragua.
Sus últimos días, doña Esperancita, como la llamaban cariñosamente, los dedicó a escribir, aunque de joven hacía libretos incluso hizo estudios de periodismo. “Era una estudiosa incansable, le gustaba leer mucho y su trabajo en radio lo hacía con una pasión desmedida”, dice Santos.
Doña Esperanza falleció el viernes en la madrugada de un derrame cerebral, a los 83 años.“Ella estaba muy contenta, pensaba en la vida, no en la muerte”, dice su hijo Ricardo Wheelock Román.
 Doña Esperancita marcó un hito en la historia de la radiodifusión nicaragüense. Los que la conocieron sostienen que poseía un talento natural que combinaba con su pasión por el estudio. A doña Esperanza le sobreviven tres hijos: Ricardo Wheelock Román, Jaime Wheelock Román y Rodríguez Sánchez Román.
Sus restos fueron sepultados en el cementerio de Jinotepe, ciudad a la que ella le dedicó uno de sus últimos libros.
 Valeria Imhof | vimhof@elnuevodiario.com.ni

Claribel Alegría 
  Hija Dilecta de Estelí, 19 Diciembre del 2005, le entregan llave de la ciudad y medalla en oro por su quehacer literario 
 Claribel Alegría nació en Estelí, Nicaragua, en 1924. Desde muy niña vivió en El Salvador. Ha publicado una veintena de libros de poesía y narrativa así como testimonios históricos en colaboración con su marido, Darwin J. Flakoll. Entre estos últimos destacan Fuga de Canto Grande (1992) y Somoza: Expediente cerrado (1993). 
Nace en Estelí, Nicaragua, en 1924, pero vive gran parte de su infancia y juventud en El Salvador. También ha vivido en Estados Unidos, donde estudió Filosofía y Letras en la Universidad George Washington, Washington, D.C., en Chile, en Uruguay y en México. 
Su obra refleja la realidad de su país y de El Salvador donde viviera desde pequeña, así como su profundo conocimiento de la problemática latinoamericana: opresión, lucha, exilio, tortura, y de la problemática de la mujer en las sociedades centroamericanas: opresión, dependencia, separación de la familia, emigración. La realidad política de Latinoamerica alimenta sus obras en las que aparece como elemento activo reflejado en la temática. Al mismo tiempo, busca la escritora descubrir otros universos, otras realidades. 

Para la escritora Clara Isabel Alegría, Nicaragua es su «matria» y El Salvador su patria. En los años 30, el filósofo mexicano, Don José Vasconcelos, pasó por tierras salvadoreñas y la bautizó con el nombre que hoy conocen todos los amantes de la literatura: Claribel Alegría. 

Fue Vasconcelos quien prologó su primera publicación Anillo de silencio en 1948, cuando Claribel aún estudiaba en la Universidad de George Washignton, donde se licenció en Filosofía y Letras. La selección poética de la obra fue realizada por su mentor Juan Ramón Jiménez, Premio Nobel de Literatura. 

Claribel Alegría mantiene vigente en las letras hispanoamericanas el legado de la vanguardia salvadoreña de los años 30: Salarrué, Alberto Guerra y Claudia Lars. Entre sus obras más conocidas están Cenizas del Izalco, Luisa en el país de la realidad, La mujer del Río Sumpul y Umbrales es en Clave. 
 .
La comunidad universitaria al recibirla le pidió aceptase ser su huésped de honor y su enaltecido nombre lo plasmarán en la nómina de la planta docente académica. 

“Usted ha conquistado una cátedra especial en nuestras aulas del país con el magisterio universal que supone la poesía, oficio espiritual que ha ejercido con inspiración, pasión, devoción y con la convicción de ser el verso, la metáfora y la palabra”, aseguró Ramona Rodríguez, directora del CURN Leonel Rugama. 

La secretaria del Concejo Municipal, Isidora Acuña, al dar lectura al acuerdo municipal para declarar Hija Dilecta a Claribel Alegría, destacó que el mismo se lo otorgaron por “su loable labor y aporte literario

condecorada con orden Rubén Darío en el Grado de Comendador.
 Lidia Castillo de Bequillard 
 por parte de la Primera Dama de la República, Señora Lila T. Abaunza de Bolaños, mediante el acuerdo  presidencial 248-2005.
         remodelo y acondicionó el antiguo hospital de Masaya, para convertirlo en el Hogar San Antonio, atendido por las Religiosas de la congregación Hermanas Josefina. el cual tiene capacidad para albergar a más de 40 adultos mayores que no cuentan con una familia ni un hogar digno donde vivir. 
    su familia le ayudó en la donación, y su motivación para realizar la obra fue por la memoria de sus padres, asesinados en el reparto Bolonia de Managua, con recursos propios invirtió 120 mil dólares en la reconstrucción de la parte sur del hospital , además de asumir la planilla de ocho personas que trabajan en el cuido de los ancianos

Amo mi profesión, creo que nunca me va a decepcionar, lo que decepciona a veces es la forma cómo se aplica la justicia, lo que se critica es cómo las personas interpretan las leyes. 

María Asunción Moreno
 Directora General de Postgrados y Maestrías de la Facultad de Ciencias Jurídicas de la Universidad Centroamericana (UCA). 

Luego de graduarse en la UCA de abogada, obtuvo en 1996 la Especialidad en Derecho Constitucional y Ciencias Políticas en Centro de Estudios Políticos y Constitucionales con graduación de sobresaliente, por el trabajo «El derecho a la intimidad informática en la Constitución Española». Posteriormente realizó estudios de Doctorado en Derecho Penal, en la Universidad de Alcalá, alcanzando la calificación máxima por unanimidad del Tribunal Examinador de la tesis doctoral de Sobresaliente Cum Laude

“Comencé a hacer mi camino sobre la marcha. Pertenezco a una generación de mujeres que no fue a la universidad. Para mí ese programa fue un PHD, como haber ido a la universidad. Me acercaba a los rectores, a los profesores, a los intelectuales y a los amigos. A todos les pedía su opinión, idea, ayuda. Fue muy útil el programa, antes no había ninguna mujer delante de las cámaras”
pionera de la mujer en la televisión nacional.
Miriam Hebé 
Una gran parte de su existencia corrió en vivo, delante de las cámaras, en un mundo hecho herméticamente para hombres. 

Entonces, apenas existían dos canales y un intento, el 4. Uno de Somoza y otro de Sacasa. Miriam vio el tiempo de aportar algo al hogar para sus hijos, y pensó en la radio. Obtener el apoyo publicitario era básico para empezar a soñar, y cuando le propuso la idea a don Felipe Mántica, éste le abrió de par en par el porvenir que se le veía demasiado grande, pero posible: ¿Y por qué no mejor la televisión? Ahí sí te vamos a poder ver. “Y de ahí me fui donde Octavio Sacasa Sarria, y me apoyó inmediatamente y nace “Media hora con ustedes”, con varios años en el aire. Luego, comenzó “Aquí Miriam Hebé”, dos veces por semana, y estuvo desde 1967 hasta 1978”. 
  Es la única mujer que presenta en su currículo la de ser iniciadora de la TV. Aunque puede sonar fácil, le costó. Debía comprar el espacio, convencer a los anunciantes y considera que los hombres gozaban de más facilidad para colocar los comerciales. 
Pero además, debía asumir que a sus quehaceres de ama de hogar, debía incluir el estudio donde realizaba el programa. “Llegaba al canal a limpiar el set, me tocaba traer todo, el mantel, la mesa, las sillas, los cuadros, la pintura, el café que íbamos a servir”. 
“A la hora de ir a venderlo, era más fácil esa tarea para los hombres que a mí. Me costaba que confiaran en mí económicamente hablando. Era un espacio caro. Me arriesgué pero me encantaba. Se trataba de la presencia de la mujer en la televisión y en los sitios públicos 

--Una desconocida en la pantalla ¿cómo hizo para agrandar audiencias? 
-La forma en que se manejaba el programa era una fórmula muy fácil. Soy creadora de ¡Muchachó!, que doña Violeta empleó mucho en su forma de hablar al pueblo. Pienso que la gente me sintió como propia, le hablaba de los temas cotidianos, siempre abordaba lo que había ocurrido en la semana. Empezaron a identificarnos conmigo. Todavía se acuerdan de mi voz, y cuando me oyen preguntan si soy Miriam Hebé. Así me reconocen. 
Sus célebres frases 
  “De pecado mortal”, para las cosas bonitas, buenas. Cosas que te asustaron, nos explica. “De correr por la Roosevelt”, era como de fajar. “Aquello está de película”, ya se imaginan.  -”Los amo con locura azul ¿cómo nació? 
-Siempre amé con locura azul a Rubén Darío. Amé su Azul..., y cuando se me ocurrió eso no podría saber si estaba pensando en el color de mis ojos, en Rubén o el Lago de Managua, que hoy es plomo, gris. Los mares tenían entonces un azul intenso

defensora de los derechos humanos tanto de la niñez nicaragüense.
María Marvis Jirón, 
fué candidata a subprocuradora de Derechos Humanos en el 2004. 
Co redactora del Código de la Niñez, 

En el 2004, Ella comentó que de existir un verdadero ejercicio de los derechos ciudadanos en Nicaragua, el Poder Legislativo deberá considerar seriamente las valoraciones de estos organismos, . 

Por otra parte, indicó que la ley, para esta elección, exige una cantidad muy alta de votos, equivalente a más del 65 por ciento del total de escaños, lo que permite que las bancadas mayoritarias dominen en todo momento. 

“No podemos negar que los derechos humanos se han convertido en un tema político, aunque hasta hoy se puede decir politizado. Esto porque en nuestra naciente democracia, es la columna vertebral para hablar de gobernabilidad y Estado de Derecho

La maestra de San Pedro de Lóvago, Chontales
Magdalena Matus Fonseca 
nació el 10 de octubre de 1908,  " comencé en tiempos de Moncada, bajo la inspiración del notable mentor don Pablo Hurtado, que era primo carnal de mi padre”. 

“Pueblo remotos, así le decían a los caseríos de por estos lados de San Pedro de Lóvago, desde aquí hasta el cerro San Juan Bautista, cerca de Juigalpa, éstas eran fincas propiedad de mi bisabuelo, don Joaquín Hurtado... Y los primeros pobladores fueron campesinos abuelos míos...”  “Cuando era una niña estas fincas comenzaban a poblarse.   mi bisabuelo, don Joaquín, no era chontaleño, sino de Managua. Pero se vino a establecer aquí con toda su familia. Tenía doce hijas mujeres y apenas tres varones.   el maestro Pablo Hurtado,   “Me contaba mi abuela que desde muy niño  era  muy talentoso. Su padre, don Jerónimo Hurtado, tenía muchos bienes pues era dueño de una mina. Porque debe saber que aquí existían minas muy productivas, como las de El Jabalí”.  “Cuando mis padres murieron yo apenas tenía siete años y sabía muy poco de la vida. Quien me contaba la historia del pueblo era mi tío Ezequiel Hurtado. Aquí estudié hasta el tercer grado, luego me llevaron a Granada a un colegio de monjas, 

Yo soy maestra de primaria, pero compensé lo que no me enseñaron, leyendo todos los libros que llegaban a mis manos. 

 Mi abuelita era tía de él, hermana de su padre don Jerónimo, se llamaba Candelaria Hurtado. Ella se lo trajo a vivir a San Pedro de Lóvago porque todita la familia de don Pablo murió durante la peste del cólera, sólo quedó don Jerónimo, entonces mi abuela le dijo: “Pablo tiene una inteligencia maravillosa, ¿por qué no lo mandás a estudiar a Granada? Vos tenés suficiente dinero para mandarlo”.  Don Jerónimo aceptó y fue mi abuela la que lo fue a dejar a esa ciudad. Allí el pequeño sobresalió por su talento, aprobaba dos grados en un año. Fue por el tiempo en que vinieron unos profesores españoles traídos por gente rica de Granada. Los trajeron para fundar un instituto, el primero de Granada. Dicen que Pablo era una maravilla, tanto así que cuando uno de los profesores españoles murió, él lo sustituyó. Siendo muy joven escribió varios textos de enseñanza. Yo todavía estudié en los textos hechos por él. 

 Me casé en 1928 con Augusto Frutos Vega, hijo de don Frutos Vega. Tenia 19 años y él  35;  fui muy feliz.  Me dediqué al matrimonio, al hogar, y así fue transcurriendo la vida hasta que quedé viuda. 
 


 
 
Enviado por "Guillermo Perez-Arguello" <gfperezarguello@hotmail.com> 11/15/2009 publicado en la Colección de Mujeres de Nicaragua manfut.org 11/15/2009
Semblanza de la Primera Dama del Liberalismo
Doña Angélica Balladares de Castillo, 
luego de Arguello Vargas
 
Doña Angélica Balladares de Castillo.
en Granada, 
a los 40 años de edad (1912)

 
Nace en la ciudad de Chinandega, el 19 de Diciembre de 1872, la hija menor de Manuel Balladares Terán y de Dona Paula Montealegre Lacayo,  originarios de León y Chinandega, respectivamente y,  por ende,  nieta del fundador de Chinandega y Senador de la República,  Don Mariano Montealegre Romero.

             Cursa estudios primarios en su ciudad natal,  como era lo común  en su época,    pero ya desde  los años de su adolescencia y   juventud se dedica a ayudar  a los necesitados,  tanto en su ciudad natal, como en el extranjero,  viajando en varias ocasiones en litera,   tanto a Honduras en 1893,  en visita al presidente Policarpio Bonilla,  amigo de los liberales durante la revolución del mismo año,   como a Guatemala, donde luego de su intervención ante el Presidente Estrada Cabrera, obtiene  el perdón y la libertad de algunos detenidos y la devolución de propiedades confiscadas, todo lo cual cimienta su reputación, en Nicaragua y Centro América, como una  joven mujer, inteligente, carismática  y caritativa. 
 

 

cortesia: http://www.laprensa.com.ni/archivo/especiales/galerias/fotos/1159669064.jpg

             En 1900, cuando tenía 28 años,  casa con el ciudadano granadino Enrique Castillo del Castillo, 
mudándose a Granada en 1902, luego de la construcción de su casa solariega (hoy Hotel Darío), 
situada a 60 metros de la catedral de Granada, en la calle de La Calzada. 

  A la izquierda, la Calle de la Calzada a inicios del siglo pasado y, a la derecha, como la vemos en 2009, con la Casa de Doña Angelica, a la derecha, hoy Hotel Dario
 
 

A la izquiera y al centro, fachada e interior de uno de los patios del Hotel Dario, antigua casa de Doña Angelica; a la derecha, vista nocturna de Calle de la Calzada, mirando hacia el lago, con su via estrictamente peatonal y los diversos restaurantes y turistas que por ahi se encuentran.

  Desde esa casa,  organiza    numerosas reuniones sociales y   políticas, las últimas apoyando desde su  inicio al que hace  su partido, el Liberal,     en una ciudad donde la gran mayoría de sus habitantes,  a la sazón, eran de extracción conservadora y     sin por ello dejar a un lado la ejemplar crianza   de  sus cinco hijos,  mayormente bajo su entera responsabilidad al haber enviudado de Don Enrique, a inicios de  1910. 

               En 1915,  cuando regresa a Nicaragua en busca de su último refugio el Príncipe de las Letras Castellanas,   Rubén Darío,  numerosas personas,  entre ellas Doña Angélica,  lo van a recibir al puerto de Corinto, antes llamado Punta de Icaco y el mismo que tres décadas  atrás había sido donado a la nación,  por su abuelo, el ya mencionado Don Mariano Montealegre Romero.  Ante su pregunta si era ella el "chingastillo"  del Gral.  Balladares,  le responde que sí, diciéndole asimismo  que es ella la que le ha preparado un brebaje el cual,    luego de ser aprobado por su equipo médico,     refresca al poeta en el camino por  tren, de Corinto a León y siempre con Doña Angélica  sirviéndoselo de la mano, durante el viaje entero. 

             Pasan los años, y su espíritu indomable,  de persona que no se doblega ante la sin razón, ni ante el quebrantamiento de los derechos humanos,   la lleva a tener algunos conflictos  con los líderes de su partido,   como el propio Presidente José Santos Zelaya, quien ya  en 1911 le reclamaba  por haber dado  refugio a un enemigo  conservador, aunque  estuviese  herido.    Su respuesta deja al Presidente Zelaya mudo. "Usted manda en la Presidencia y yo mando en mi casa". 


 

 
http://impreso.elnuevodiario.com.ni/imprimir/2008-12-14/91499

Es durante el próximo decenio, de 1925 en adelante,  que Doña Angélica,   ya casada  en segundas nupcias con Don Guillermo Arguello Vargas,  decide involucrarse aún más en la política, habiendo sido una de las primeras mujeres en Nicaragua que,  junto con Doña Josefa de Aguerri,  nunca dejó de recomendar a los grandes políticos de aquel entonces,  que se le concediera a todas las mujeres mayores de edad, el derecho al voto. 

              En 1925, es una de las personas más consultadas por el Presidente Bartolomé Martínez, su gran amigo,  en la llamada "transacción",  la escogencia de un candidato presidencial de un partido,  llevando  como candidato a  la vice presidencia a un miembro importante  del otro partido  Sale victorioso el   binomio compuesto por Don Carlos Solórzano, del Partido Conservador  el Dr. Juan Bautista Sacasa, del Liberal,   pero la transacción no dura mucho,  víctima del llamado "Lomazo"  del Gral.  y líder del Partido Conservador y Ex-Presidente Constitucional de Nicaragua,    Don Emiliano Chamorro.    Meses después, y ya iniciada la Guerra Constitucionalista,   Doña Angélica, a quien con frecuencia se le empieza ya a denominar   como  la “Primera Dama del Liberalismo”,   organiza la Columna del Mombacho,   tomando ella misma,   asimismo  el vapor “Victoria”,   embarcación del Gobierno de Chamorro, aunque dejándola proseguir su viaje, a las pocas horas. 

             En los meses siguientes y en una serie de acciones de alto riesgo,   proporciona desde su casa de Granada toda la información que necesitan los liberales de Sacasa y del Gral . José María Moncada,  atrincherados en Puerto Cabezas en  la Costa Atlántica,   enviándoles  desde  partes de guerra,   hasta municiones, así  como transmitiendo las ordenes de batalla emitidas   por los altos militares liberales y,  todo  ello,   en las narices de los políticos granadinos, seguidores en su gran mayoría del Gobierno que desde Managua dirigía  el Gral.  Chamorro.    Se estima que su contribución al esfuerzo liberal,  al margen de lo ya estipulado y  según su biógrafo Francisco Obando Somarriba, en su libro, "Su vida y Obra" ,    ascendió a 60,000 de los entonces denominados dólares de oro,     equivalentes hoy día a un millón de dólares americanos y, lo que es más  importante,  lo que constituía la cuarta parte del presupuesto de guerra aprobado por su partido. 

  Luego de la victoria de su partido,   continúa apoyando a los  Gobiernos liberales del  General  Moncada,   prestando    nuevamente su casa, esta vez como hospital y centro de refugio, luego de la destrucción casi total  de la infra estructura médica y hospitalaria en Managua,    acaecida durante,  e  inclusive luego del feroz  terremoto del 31 de Marzo de 1931, así como  al Gobierno de su sucesor,   el Presidente  Sacasa,  su pariente dicho sea de paso, en tercer grado.  En 1937, cuando sus cinco hijos están ya casados y siendo ya   abuela,   presta su apoyo a la candidatura de su también pariente, aunque político,  Don Leonardo Arguello, objetivo que no obstante  fracasa, ante  la decisión del General Somoza García de permanecer, por mas un decenio,   en el poder. 

            En 1947,   luego de los eventos que llevaron,  finalmente,   a Don Leonardo Arguello  a la Presidencia  y del hecho que su esposo,   Don Guillermo,  fuese incluido en el  Gabinete  de Don Leonardo como Ministro de Hacienda,    el Gral. Somoza García,  aparentemente  mal informado acerca de quienes apoyaban la decisión de Don Leonardo de apartarlo  de la política de manera súbita y a escasos  25 días de haber  iniciado su periodo,    le impone a Doña Angélica y,  naturalmente,  a Don Guillermo  y a toda su familia inmediata  la casa por cárcel   luego de lo cual,   y al enterarse de lo injusto de su  decisión,    la visita  sin previo aviso en su casa de Managua, a pedirle disculpas y declarar nula la orden de detención domiciliaria que regía, en su contra,   desde hacia ya más de 3 meses. 

              La respuesta de Doña Angélica, con la firmeza y elegancia que la caracterizaba, no se hizo esperar. Sin levantarse, a  como lo había protocolarmente  hecho su esposo al ver ingresar al umbral de la casa al Presidente Somoza  y,   luego de aceptar el beso que éste último le "impuso"  en la frente,  le dijo las siguientes por demás sabias y desde  ya por muchos conocidas palabras   "El gato que a mi me araña, estando conmigo en paz, por mas caricias que me haga, no me vuelve a arañar más".

                 Durante los próximos años, lustros  y hasta  décadas, Doña Angélica paulatinamente restringe sus actividades,   dedicándose exclusivamente a la caridad,   dejando pues  la política cuando ya entraba a  sus casi  ochenta años.  La caridad,   combinada con la política,  la hizo,   otro sí,   en los años que siguieron a los mediados  de la década de los sesentas al   dar refugio  ocasional  a muchos perseguidos,   incluyendo al entonces líder del Frente Sandinista,  Carlos Fonseca Amador,  quien en 1967 permaneció escondido en su casa de habitación, por casi una semana. 


 

Habiendo sido ella misma,    en una sola ocasión en 1926 y durante el Gobierno del general Chamorro,  sujeta  de  verdadera persecución por parte  de su  partido y,   al  recibir la ayuda y refugio del distinguido conservador  Don Alcibíades Fuentes,  por indicación del propio Presidente Chamorro, lo anterior dio base aún mas solida  a su ya inquebrantable designio  de dar  abrigo a  quien fuese perseguido,  sin  límites de ninguna orden.
 
               Como no tuvo limites su persecución,   hasta el  propio presbiterio,  del  Prelado  de Granada,  un sacerdote ultra conservador que  le negó  la comunión por motivos políticos, en un triste  domingo de 1924.  Doña Angélica, sin amilanarse,   persiguió al sacerdote hasta que  éste tuvo que administrarle, aunque fuese  en la privacidad de la Sacristía,   el santo sacramento.

                Tres años después, el mismo prelado rectificó al recibir del Gobierno del Gral. Moncada,    por indicación de Doña Angélica, una enorme suma de dinero para construir una de las dos torres de la actual catedral. 

“No es el león como lo pintan¨, fue la reacción que alcanzó a tener el Prelado, ante la extraordinaria voluntad, espíritu combativo, caridad y  sagacidad de Doña Angélica, su parienta, por cierto, aunque lejana. lo que Tal vez como premio a una vida llena de logros, desde el punto de vista humanitario y  social, al margen de lo político,  la "Unión de Mujeres Americanas",  la aclamó  como 
"Mujer de las Américas, Capitulo de  Nicaragua" en el año de 1959, cuando tenía ya no solo 87 años de edad, sino  decenas de nietos y hasta bisnietos.  En 1965, fallece su segundo esposo, Don Guillermo Arguello Vargas.

 


  A la izquierda, Doña Angelica, en 1959, a la edad de 87 años luego de ser declarada 
"Mujer de Nicaragua",  por la "Union de Mujeres Americanas" (UMA); al centro,  el diploma concedido por la UMA que lleva la firma de la Presidenta de su Capitulo Nicaraguense,
                     Doña Josefa de Aguerri, también ¨Mujer de Nicaragua"  , en años anteriores y de Doña Margarita de Ré, Secretaria  de la referida instituición;  a la derecha, Doña Angelica en la vela de su segundo esposo, Don Guillermo Arguello Vargas, quien pidió colocasen  la foto de  Doña Angelica,  en su pecho, como muestra del inmenso amor que tuvo por ella durante sus 42 años de matrimonio.
             Finalmente, en 1969,  el Congreso de la República le otorga, por unanimidad,   la Medalla de Oro, acto que  se sucede por única vez en la historia de Nicaragua,   siendo la mencionada concesión obtenida por  aclamación y,   siendo ella,    asimismo, la única de las cuatro mujeres que la ostentaron,  que nunca  fue  Primera Dama de la República. 
Doña Angélica falleció  el 8 de Septiembre del 1973, cuando se acercaba a su 101avo cumpleaños, habiéndosele brindado los honores de rigor a su ilustre investidura al momento de su entierro,  junto a miembros  d e su familia y personalidades  de la Nación que asistieron Cementerio de Managua, donde yace serena y tranquila, luego de hacer las paces con Dios, su Patria, su partido y por el inmenso deber cumplido. 
 


Nota especial

               Cuatro  párrafos,  en particular,  extraídos del libro de Obando Somarriba y originalmente  entregados a Doña Angélica en un álbum de pensamientos  de eminentes políticos y personajes que la conocieron,   así como uno muy  suyo,  en días cercanos a su muerte,     dan testimonio del impacto que tuvo en la sociedad nicaraguense y de su inquebrantable amor por la caridad,   la religión, la ética,   así como su capacidad de pensar por el bien de su partido,  de su país  y  la extraordinaria modestia que siempre la caracterizó.
 

                    I) Salvador Mendieta: "A las primeras palabras que cambiamos, comprendí el claro talento, la firme voluntad y la energía indomable de esta mujer, a quien yo quisiera estar asociado en toda empresa difícil y riesgosa. Porque es  en ese sentido lo extraordinario del carácter de Doña Angélica,  que tanto puede conversar con diplomáticos y políticos sutiles, descubriendo enseguida la urdimbre de sus combinaciones, como dirigir las almas rusticas de los campesinos y las levantisticas de los obreros,   encausándolos a todos con entusiasmos de exaltados,  hacia la mira política que ella les señala.    Quien mejor que ella penetró  y adivinó  lo que se tramaba en los conciliábulos en 1925, contra la Transacción?  Quien más previsora y abnegada que ella para preparar la reacción legalista? Donde, sino en la caja de Doña Angélica, siempre abierta para el Liberalismo, hallaron  los primeros fondos los Generales Moncada y  Zapata?" 
 



 http://www.grupoese.com.ni/2001/bn/01/10/images/PJC2.jpg

                     II)  Ramiro Sacasa Guerrero: "Cuando, en mis años infantiles, mi padre me refería nobles acciones o actos heroicos procurando despertar en mí,   los buenos sentimientos y el culto a los grandes valores de la patria y del partido, me hablaba, ya con admiración, de Doña Angélica;   ya mas muchacho, leía en el diario “La Noticia” , de León, las hazañas realizadas por las que, en reconocimiento,  fue constituida como la “Primara Dama del Liberalismo”. Cuando con los años vine a vivir a Managua, vi en las cercanías del Teatro Salazar una fila de menesterosos que entraban a una casa distinguida. Y,   al indagar, encontré que acudían a Doña Angélica, quien con mano pródiga, las atendía en sus necesidades.   En esa casa, abierta a todas las gentes y a todas las opiniones, he visto junto a damas y caballeros de la más alta posición, a mujeres humildes que llegan a pedirle o a agradecerle. Ahí,  pues, convergen la enfermedad y el remedio, la angustia y la esperanza y encuentran aliento,   y vida,  muchos sueños y muchas realidades"

------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------ 


http://www.dariana.com/Panorama/PAC.jpg

                  III) Pablo Antonio Cuadra: "De quien actúa con delicadeza -  y la delicadeza es uno de los nombres del amor- ,   se dice que tiene manos de ángel. Doña Angélica tiene algo mas, tiene nombre de ángel y su vida ha sido, en delicadeza y generosidad, cumplir su nombre. Esto lo oí de la boca de un pobre y es hermoso dar testimonio de ello". 

 http://archivo.laprensa.com.ni/archivo/2002/enero/10/cartas/cartas-20020110-02.html

  IV) Doña Angélica, meses antes de su fallecimiento:  "Hacer el bien nacional por medio de mi partido político ha sido el ideal de toda mi vida,   porque yo quisiera que bajo el Gobierno liberal solo hubiera amor entre los nicaraguenses y verdadera prosperidad en mi patria.  Ahora, me siento muy delicada de salud  y ya de política,  y de partido,   estoy cansada y  solo se entusiasma  mi espíritu,   cuando me llaman a practicar la caridad...". 
 

 


 
 
 
 
Mi nombre es mujer: 
               ¡y soy mayangna! 
Ninozka Chacón 
El Río Musawás 
reverberea de niños y mujeres
bañando y lavando ropa.
Otras, por el cerrito empinado
suben hacia el poblado
con sus panas de colores. 

Entre las rojas heliconias
del río, los pipantes orillados
semejan cocodrilos rayados,
durmientes calados
en Bosawás. 

Los niños de Musawás
cual mariposas 
o ranas acharoladas
se posan
de piedra en piedra
buscando el agua. 

A mitad del río
un guapote salta
con giros brillantes,
una lanza Mayangna 
veloz lo ensarta
por las branquias
sangrantes. 

Hoy navego a Punsamuk.
Llevo pejibayes, guineos y mangos
y una colcha de tunu
para el frío de la tarde. 

Voy a parir al Hijo Mío
Sola, en la soledad de mi pipante. 

Mi nombre es Mujer: ¡Soy Mayangna! 
 


 
 
 

8 de marzo de 1979 

El Día Internacional de la Mujer 
Pro Mujer Nicaragua

El término mujer 

Enrique Peña Hernández

Se ha definido mujer como persona del sexo femenino, pero también se aplica a la que ha llegado a la pubertad y a la casada con relación al marido. Los romanos decían “vier et úxor” (marido y mujer), al momento de la celebración del matrimonio. 

La palabra latina úxor pasó al español solamente en los vocablos uxoricida (el que mata a su mujer) y uxoricidio (muerte causada a la mujer por su marido). 

En el lenguaje popular se emplean varias expresiones con la dicción mujer: tomar mujer contraer matrimonio con ella; mujer de edad, la entrada en años; mujer mundana, perdida o pública (ramera); mujer de su casa (la que tiene el gobierno de ella honesta, responsable); mujer de mal vivir (ramera) mujer fatal (aquella cuyo poder de atracción amorosa acarrea fin desgraciado a sí misma o a quienes atrae. 

Varios derivados de mujer se usan en nuestra lengua: mujercilla (de poca estima); mujeriego (dícese del hombre muy inclinado a las mujeres); mujeril (relativo a las mujeres, afeminado); mujerío (conjunto de mujeres en Nicaragua decimos mujererío); mujerona (mujer alta corpulenta, nosotros decimos mujerón); mujeruca (despectivo de mujer); mujerzuela (prostituta); a las mujeres también se les llama féminas. 

El término feminoide o afeminado. Se aplica a los hombres homosexuales; y el de lesbiana, a la mujer homosexual. El amor entre ellas se denomina amor lésbico o lesbianismo. 
.....................
Pro Mujer Nicaragua fue la primera replica del modelo de Pro Mujer.Se establecio en 1996 con el financiamiento de USAID para proveer credito y entrnamiento a mujeres de Leon y Chinandega. Miles de Nicaraguenses estan trabajando actualmente en el sector informal debido a las condiciones deteriorantes del pais. De aquellas que trabajan para apoyar a sus familias, 76% son mujeres, asi que existe una gran demanda para el tipo de servicios que brinda Pro Mujer. 
Durante el año pasado el numero de bancos comunales ha aumentado y logrado una mayor estabilidad. 
 

MUJERES DE NICARAGUA   PAGINA  1   PAGINA  2

INDICE MUSEOS DE NICARAGUA
INDICE WWW.MANFUT.ORG